Menú

El Gobierno cambia de discurso y asume ahora la violencia tras múltiples altercados en Cataluña

PP, Ciudadanos y VOX piden activar la Ley de Seguridad Nacional tras nuevos actos de violencia organizada por los CDR y otras entidades separatistas.

El último comunicado del Gobierno pasadas las 21:00 horas seguía hablando de normalidad. Una hora después, las imágenes de los altercados, hogueras y cargas policiales en todas las televisiones nacionales dejaban fuera de juego el discurso del Gobierno y al propio Gobierno. Tanto que pasadas las 23:00 horas, fuentes del Ejecutivo anunciaban la publicación de un comunicado de Moncloa "en unos instantes". Llegaba veinte minutos después y con un giro radical del discurso gubernamental: el Ejecutivo de Pedro Sánchez asume ya la violencia en Cataluña y la menciona hasta en cuatro ocasiones en un escueto comunicado:

"Una minoría está queriendo imponer la violencia en las calles de las ciudades catalanas, especialmente Barcelona, Tarragona, Girona y Lleida. La violencia de esta noche está siendo generalizada en todas las protestas". Y una tercera vez: "Grupos violentos de manifestantes han atacado las sedes de de las subdelegaciones en Tarragona, Girona y Lleida, y están provocando destrozos y actos vandálicos en otras localidades catalanas. Es evidente que no estamos ante un movimiento ciudadano pacífico sino coordinado por grupos que utilizan la violencia en la calle para romper la convivencia en Cataluña".

Motivo por el cual, el Ejecutivo "ante esta situación, reconoce la labor de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, algunos de cuyos agentes han resultado heridos en los disturbios, y valora de manera muy positiva la coordinación y trabajo conjunto entre Mossos, Policía Nacional y Guardia Civil". Y concluye: "el objetivo del Gobierno de España es y será en todo momento garantizar la seguridad y y la convivencia en Cataluña, y lo hará si es preciso, siguiendo su compromiso de firmeza, proporcionalidad y unidad".

El PP pide a Sánchez que garantice la seguridad

Mientras tanto, en los demás partidos de la oposición se sucedieron las reacciones. Desde el Partido Popular, Pablo Casado volvió a pedir a Pedro Sánchez que "active la Ley de Seguridad Nacional" ante "los violentos disturbios que elevan la tensión en Cataluña". Para el líder de los populares es "urgente garantizar la seguridad y el orden público", y recuerdan desde Génova que "como presidente del Gobierno en funciones, Sánchez tiene la obligación de hacerlo".

Este martes, el líder del PP ya insistía, incluso antes de que se produjeran los graves altercados de la noche, en que era necesaria la aplicación de esa Ley de Seguridad Nacional y añadía que el Gobierno tenía el apoyo de los populares "para hacer cumplir la Ley y para garantizar el orden público". Algo que por ahora no está "garantizando" y que, tal y como explica Cayetana Álvarez de Toledo a Libertad Digital, "Sánchez no va a resolver y Torra tampoco". "Esto se resuelve el 10 de noviembre", asegura la portavoz de los populares que se muestra convencida de que tan solo un cambio de Gobierno en España podía solventar este problema.

Como ya hicieran el lunes, los principales dirigentes de Ciudadanos alertaron del deterioro de la situación en Cataluña. Lo hizo Albert Rivera en un vídeo compartido con sus seguidores de Instagram, donde en un tono dramático dijo que le daba "pena" lo que estaba sucediendo en su "tierra" y volvió a denunciar las pintadas independentistas en la tienda de su madre en Granollers. Lorena Roldán e Inés Arrimadas, por su parte, se plantaron en el aeropuerto de El Prat para denunciar el "intento de sabotaje" del aeropuerto internacional de Barcelona, del que no dudaron en responsabilizar a Torra, al tiempo que lamentaron que el Gobierno Sánchez le "quitase hierro" a lo sucedido.

A última hora, a través de Twitter, Arrimadas contestaba a Carmen Calvo, para replicarle a la vicepresidenta que la situación no era "razonable ni normal" y apremiar de nuevo a Sánchez para actuar cuanto antes. En la misma red social, el diputado por Toledo y miembro de la Ejecutiva del partido naranja, Juan Carlos Girauta, arremetía contra el ministro del Interior en funciones, Fernando Grande Marlaska, al que no dudaba en calificar de "inútil" al tiempo que pedía su dimisión por no haber previsto los altercados producidos tras la sentencia del lunes, que condena a los cabecillas del golpe secesionista de 2017.

"Sánchez debe declarar el estado de emergencia"

Vox reclama que el Gobierno de Pedro Sánchez aplique inmediatamente el estado de emergencia en Cataluña ante la dificultad de aprobar el artículo 155 de la Constitución estando en funciones. "Hay una Generalidad en rebeldía", advirtió el presidente del partido, Santiago Abascal, criticando la "impunidad" de los violentos y acusando al presidente y a su Ejecutivo de "ser incapaces de defender el orden constitucional". "Le exigimos que solicite al Congreso aplicar el 116", escribió en redes sociales.

El partido advirtió de que la "quiebra total de la autoridad" en esta comunidad por la "violencia" y la "toma de infraestructuras" y criticó a TV3 y La Sexta por "blanquear" a los CDR. "Hay que ilegalizar a los partidos separatistas y cerrar sus terminales mediáticas", reclamaron a través de su cuenta oficial de Twitter mientras se producían los altercados.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios