Menú

La Fiscalía del Supremo solicitará investigar a Laura Borràs por prevaricación, malversación, fraude y falsedad

Según las fuentes fiscales consultadas por LD, el trabajo de Anticorrupción ha sido determinante para solicitar la investigación inmediata de Borrás.

0
Según las fuentes fiscales consultadas por LD, el trabajo de Anticorrupción ha sido determinante para solicitar la investigación inmediata de Borrás.
La diputada de JxCat, Laura Borrás | EFE

La Fiscalía del Tribunal Supremo solicitará investigar a la diputada de JxCat, Laura Borràs, por delitos de prevaricación, malversación, fraude administrativo y falsedad documental. La titular del Juzgado de Instrucción nº 9 de Barcelona, Silvia López Mejías, pedía su imputación por estos cuatro delitos la semana pasada en una exposición razonada remitida a Tribunal Supremo. La dirigente de JxCat está aforada al ser diputada nacional y, además, es miembro de la Diputación Permanente del Congreso de los Diputados.

Según las fuentes fiscales consultadas por Libertad Digital, el trabajo de la Fiscalía Anticorrupción adscrita a Barcelona, concretamente de la fiscal Teresa Duerto, ha sido determinante en este caso. Previsiblemente, la Fiscalía del Supremo inste esta misma semana a que se abra una investigación formal a Borràs de forma inmediata. En este contexto, se considera que los indicios delictivos que obran en la causa contra la dirigente de JxCat son muy sólidos.

Borràs es investigada por favorecer la adjudicación de 18 contratos irregulares de forma fraccionada a un amigo, el informático Isaías Herrero, cuando se encontraba al frente de la Institución de las Letras Catalanas ILC entre los años 2013 y 2017. El ILC es un organismo público dependiente de la Generalidad. Dichos contratos menores eran inferiores a 18.000 euros cada uno para escapar del control. La portavoz de Junts per Catalunya en el Congreso es la elegida del expresidente catalán fugado, Carles Puigdemont, para suceder al actual presidente de la Generalidad, Quim Torra, pendiente de la sentencia del TSJC que le podría inhabilitar por un delito de desobediencia.

Según las misma fuentes consultadas, tras recibir el informe favorable de la Fiscalía, la Sala de Admisión del Supremo tendrá que dictar un auto declarándose competente para investigar a la dirigente separatista catalana y designar a su vez a un juez instructor para iniciar la causa. Si el Supremo decide seguir adelante, Borrás será llamada a declarar en calidad de investigada ante el Alto Tribunal.

Las diligencias contra Borrás se iniciaron de forma secreta hace 2 años en un Juzgado de Manresa. El caso terminó en el Juzgado de Instrucción nº 9 de Barcelona, tras la inhibición del citado Juzgado. Durante la investigación, se registraron numerosas escuchas telefónicas que demostrarían la ilegalidad de las adjudicaciones de Borrás como directora de la ILC.

El Ministerio Público considera que no existen dudas sobre la intervención directa de Borràs, ya que ella propuso la concesión de los contratos, acordó su ejecución y resolvió aprobar el gasto. Según los investigadores, las transferencias de pago trataron de difuminarse en su origen y en su recepción, ya que se han detectado transferencias con orígenes distintos y diferentes destinatarios.

Los correos electrónicos que la incriminan

Entre los correos electrónicos que apuntalan la implicación de Laura Borrás, los investigadores destacan uno fechado en el año 2013, cuando la dirigente de JxCat acaba de llegar al ILC. Borràs escribe a su amigo informático Isaías Herrero para decirle que la Junta de la Institución de las Letras Catalanas ha aprobado un presupuesto de 50.000 euros para la web del organismo público, que depende de la Generalidad y que tiene como objetivo promover la literatura catalana.

Borràs señala que ha hecho una "redistribución de tareas" y le explica "en qué forma debería fraccionarse". "Son líneas generales para que, conociendo las cifras, tú puedas afinar más a nivel de presupuestos", añade Borràs en el correo recogido en la exposición razonada remitida al Supremo. Según la juez de Barcelona, el informático buscó a terceras personas y empresas, a modo de "comparsas", para presentar presupuestos más elevados que el suyo, lo que le permitiría obtener los contratos.

El 8 de julio de 2014, Herrero escribe a Borràs para decirle cómo debe cuadrar las cantidades y la dirigente de JxCat le contesta que "no sufra", que el dinero lo tiene "reservado y es para esto". Una semana después, el informático le dice que ha podido elaborar los "conceptos" de las facturas, pero que aún no ha tenido tiempo de ponerse con los presupuestos. Y le recuerda que debe confeccionar tres presupuestos distintos, "con tipografías y formatos diferentes".

Borràs contesta poco después: "Hay que hacer tres por cada una de las personas o empresas diferentes. Yo había pensado que podríamos hacer que tú te presentes a los cuatro y solo ganes uno, el más económico de su serie (...) Si tú haces los cuatro vuestros yo hago los otros, ¿te parece bien?", señala en un correo en el que además afirma que Herrero será el elegido.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios