Menú

Robles dice que no ha dado órdenes políticas a los militares y asume cualquier error cometido

La ministra hace una aclaración, provocada por la polémica de Marlaska y la Guardia Civil, que no le ha pedido la oposición.

0
La ministra hace una aclaración, provocada por la polémica de Marlaska y la Guardia Civil, que no le ha pedido la oposición.
Margarita Robles, ministra de Defensa. | EFE

La ministra de Defensa, Margarita Robles, ha asegurado este lunes por la tarde que no ha dado ninguna instrucción política a los miles de efectivos de las Fuerzas Armadas que llevan seis semanas desplegados por todo el territorio nacional en la denominada Operación Balmis, que centraliza y coordinada todas las tareas que los militares están llevando a cabo para combatir la pandemia del coronavirus.

Durante su comparecencia en la Comisión de Defensa del Congreso de los Diputados, ha dicho que "la Operación Balmis tenía un único y exclusivo objetivo: salvar vidas. En ningún caso ha habido una matización, ninguna orientación de tipo político. Yo les puedo decir, y lo digo aquí con toda claridad, y sin complejos, que todo lo que se ha hecho ha sido con esa finalidad que les decía anteriormente".

De manera paralela, se ha puesto de parapeto ante cualquier crítica que se pudiera realizar al trabajo que están realizando desde hace semanas los militares españoles. "Lo positivo de ese trabajo les corresponde a ellos. Porque ellos lo han hecho por los ciudadanos, para los ciudadanos, y sin ninguna valoración de ningún tipo político. Los errores que pueda haber habido son exclusivamente míos".

Una actuación, la de situarse como escudo protector de las críticas, en la que ha insistido unos minutos después: "Y quiero que quede muy claro en esta comparecencia. Por tanto, todo lo positivo, que ha sido mucho, es de ellos. Lo negativo que haya podido haber es exclusivamente mío. E insisto, con la única finalidad de salvar vidas. A veces lo habremos conseguido. A veces no lo habremos conseguido, pero ese era el objetivo".

Las palabras de la ministra hacían alusión a la polémica suscitada en el ministerio del Interior, que dirige Fernando Grande Marlaska, por el seguimiento de los mensajes en redes sociales que eran críticos con el Gobierno por parte de la Guardia Civil. No se sabe si como modo de escudo ante posibles interpelaciones de los grupos de la oposición, ya que en las peticiones de comparecencia no había ninguna alusión a instrucciones políticas a los militares.

Robles también ha querido asegurar que el desempeño de los militares en la lucha contra el virus de Wuhan le ha llevado a vivir su mayor orgullo profesional. "Debemos estar orgullosos de ellos. En mi larga vida profesional, en muchísimos ámbitos de mi vida, trabajando siempre por los derechos, por las libertades, creo que en el momento que me siento más orgullosa es precisamente en este momento como ministra de Defensa", ha asegurado.

De igual modo, ha tenido palabras de recuerdo para los tres efectivos de las Fuerzas Armadas que han fallecido en estas seis semanas por culpa del coronavirus. Dos del Ejército del Aire y uno del Ejército de Tierra. Casualmente, ninguno de ellos estaba involucrado en la Operación Balmis, cuyo nombre es un homenaje a Francisco Javier Balmis, el médico militar que encabezó en el siglo XVIII una campaña de vacunación de la viruela por toda la América española.

Afectados por coronavirus en las FAS

La ministra ha explicado que son 2.000 los militares que se encuentran afectados ahora mismo por el coronavirus, que están en situación de cuarentena en los cuarteles, pero que no saben cuántos de ellos tienen realmente el virus porque no tiene test suficientes y solo se le ha hecho a una pequeña minoría de los mismos. Un dato relevante, teniendo en cuenta que Defensa se negó a facilitar datos durante las primeras semanas de la crisis.

Exactamente, ha detallado que de los 1.973 militares afectados la mayor parte de ellos forman parte del Ejército de Tierra. Un total de 1.250. De ellos, solo a 193 se les ha podido realizar el test, dando un resultado positivo. Los otros 1.057 se encuentran aislados, bien porque tienen síntomas de la enfermedad o porque han estado en contacto en algún momento con los positivos, pero se desconoce si tienen o no el virus.

La Armada tiene en estos momentos a 533 personas en cuarentena, de los que saben que 49 tienen el coronavirus —19 de ellos se encuentran hospitalizados—, encontrándose el resto a la espera de que se le pueda realizar un test para confirmar o no la enfermedad. En el Ejército del Aire hay 84 personas en cuarentena, pero no ha facilitado datos sobre el número de positivos confirmados.

De la Unidad Militar de Emergencias ha dicho que tiene 106 efectivos confirmados de ser positivos, de los que 72 se han reincorporado ya al servicio y otros 34 permanecen en cuarentena. No ha facilitado ningún dato sobre la incidencia en los Cuerpos Comunes de las FAS, donde se encuentra todo el personal sanitario, que se encuentra plenamente activo en los hospitales de la Defensa luchando contra el coronavirus.

En España

    0
    comentarios

    Servicios