Menú

La campaña contra Ayuso se extiende a 'El Mundo': la acusan de "negligencia mortal"

Sánchez se mete en otro jardín con el reparto de la pasta mientras crece la campaña contra Ayuso.

0
Sánchez se mete en otro jardín con el reparto de la pasta mientras crece la campaña contra Ayuso.
Isabel Díaz Ayuso. | Comunidad de Madrid

El Mundo

"Sánchez ignora las quejas de las CCAA más afectadas por el coronavirus". La capacidad de este hombre para cabrear a todo el mundo es infinita. Como dice el editorial, "el gobierno de Sánchez es incapaz de tomar decisiones sin incurrir en la improvisación, la chapuza y el choque institucional".

Y cuando aún estábamos en fase uno de desescalada, "miles de manifestantes se saltan en Madrid las normas anti-Covid". Pero como no era en Núñez de Balboa a la izquierda le pareció chupi guay.

Dice Federico Jiménez Losantos que "aquí han muerto 44.600 personas y no se les reconoce ni el número, pero las manifestaciones contra nuestro gobierno son viles y golpistas; en cambio, contra Trump y los USA son de lo más democrático y prueban una conciencia crítica y un compromiso ante las injusticias del mundo tan original como emotivo". Como haya un rebrote no van a tener Madrid para correr.

La campaña contra Ayuso llega a El Mundo de la mano de David Lema, que da por buenas las acusaciones de la ultraizquierda podemita y califica de "hecho" que "ha dejado morir ancianos en sus residencias". Vamos, que acusa a Ayuso de homicidio por la cara. "Mientras Cs y PP venden el asunto como un trampantojo de su juego del gallina, no está de más apuntar que aquí, lo que se ha cometido es una negligencia mortal: se ordenó, dizque por "error", no hospitalizar a ciudadanos que así lo requerían. Sólo por ser viejos se les abandonó en residencias". Punto uno: en todas las residencias del mundo ha pasado lo mismo. Punto dos, era Pablo Iglesias el responsable de las residencias. Punto tres, aquí la negligencia mortal la ha cometido el Gobierno de la nación con el 8-M.

El País

"La protesta contra el racismo se vuelve global". "Un grito contra la xenofobia en Madrid". Ni una sola critica a la manifestación masiva que recuerda el malhadado 8-M. No era en Núñez de Balboa. "Las autoridades habían impuesto un límite de 200 personas y siempre que se respetara la distancia de seguridad, pero fue imposible de cumplir ante una convocatoria que excedió varias veces esa cifra". ¿Y dónde estaba la policía? ¿Por qué no se identificó a los manifestantes? ¿Y los helicópteros de Núñez de Balboa?

Poco más en el diario de Prisa, al margen de la campaña contra Madrid. "Sánchez: 'Hemos visto las heridas de los recortes en Sanidad'". Se ve que los recortes del PP llegaron a Italia, Francia, Canadá, EEUU...

ABC

Día de encuesta. "El bipartidismo coge fuerza", "pero el PSOE se beneficia del castigo al radicalismo de Podemos". Rubido rabia en el editorial. "Ni siquiera los últimos escándalos protagonizados por el Gobierno han mermado su apoyo popular", hay que jorobarse. "El presidente del Gobierno hace sus cálculos y saca tajada de la radicalidad de su socio, una estrategia que a través del trasvase de apoyos electorales le permite sobrevivir o mal vivir, con sus 121 diputados, pero que pone en riesgo la convivencia y amenaza el sosiego institucional en un momento crítico para España". El resultado de la encuesta es "desalentador". Bieito, hombre, que no hay elecciones a la vista. "La crisis de credibilidad del Gobierno de Sánchez y la evidencia de sus errores, trampas y ademanes autoritarios no han sido suficientes para que se aviste un vuelco político. Cabe pensar qué más ha de suceder en España, quizás un cataclismo económico, para que la opinión pública abogue por un cambio de ciclo". Ignacio Camacho no lo ve. "La estrategia de las trincheras sectarias funciona".

Isabel San Sebastián señala el auténtico peligro que nos acecha. "El enconamiento de la vida pública, el brutal recrudecimiento de la pulsión cainita que habita en el pueblo español tiene un culpable: Pablo Iglesias. Él es el principal culpable de la crispación". Lo sabe y lo fomenta, vive de eso y va en su naturaleza, el odio es su nutriente.

"Sus constantes provocaciones, sus bravatas y su chulería redobladas estos días" tienen como fin "tapar las dramáticas consecuencias de su negligente gestión" al frente de las residencias de ancianos, a los que dejó abandonados a su suerte. "Él ha convertido el Congreso en un lodazal inmundo", "él amenaza nuestra convivencia". Pero se ponga como se ponga, "empieza a salir a la luz el aterrador abandono en el que dejó a nuestros abuelos después de reclamar el control absoluto sobre los geriátricos". Y cuando vio que la cosa se ponía fea, dijo quita, quita, y se desentendió para echar basura sobre Madrid. Pablo, que ya te conocemos todos.

La Razón

"El PP abre el debate de un adelanto electoral en la Comunidad de Madrid. Plantea disolver la Asamblea tras el estado de alarma y frenar la moción de censura". La Razón aconseja a la presidenta madrileña que se dé prisa, que Aguado ha dado muestras "palmarias de intriga, que se traslucen en falta de lealtad y oportunismo de quienes se consideran aliados. Dada la situación decreciente del partido naranja, no es posible descartar un cambio de posición repentina bajo cualquier excusa urgente". Ayuso, ojo.

Editorializa el periódico por la que ha montado Sánchez con el reparto de la pasta y la carencia de Sánchez de no dar una. "Cada decisión de Pedro Sánchez acaba por generar un conflicto. Dado que, esta vez, la denuncia proviene de alguien que forma parte de las filas socialistas, como Emiliano García Page, es de esperar que Sánchez no despache el asunto con el socorrido 'son cosas de fascistas'". La verdad, no creo que Page le quite el sueño a Sánchez. Y si eso ya mandará a la jauría podemita contra él.

En España

    0
    comentarios

    Servicios