Menú

El PSOE amenaza a Gabilondo con sustituirle si no se lanza a la yugular de Ayuso

La cuestión sanitaria del coronavirus va quedando atrás para dejar paso a la terrible situación económica y social que se avecina.

0

El Mundo

"Los geriátricos pidieron sin éxito ayuda al número 2 de Iglesias". Otro de los miles de testimonios y documentos que acreditan que el podemita se desentendió de sus obligaciones.

Hoy la cosa va de economía. "Clamor empresarial para exigir seguridad jurídica al Gobierno". Dice el editorial que "el Gobierno parece empeñado en tratar a las empresas como si fueran un obstáculo y no el motor de la actividad productiva" y por eso "resulta oportuna y acertada la cumbre impulsada por la CEOE para articular el mensaje de los empresarios, sin los cuales resultaría imposible afrontar la crisis económica y social que amenaza con convertir la recesión en una depresión". ¿Qué esperaban con Podemos en el Gobierno? "El Gobierno no puede desoír durante más tiempo el clamor del sector privado", pero mientras haya un ejecutivo de extrema izquierda que "espanta a Bruselas y a los mercados" no hay nada que hacer.

Titulares para se vayan haciendo una idea de lo que nos espera: "Cita previa para reclamar en la oficina del SEPE", desbordada por los ERTES. "El aluvión de solicitudes del Ingreso Mínimo Vital colapsa la seguridad social". "El cierre de negocios amenaza con vaciar el 20% de los locales". Y mientras, "Trabajo y CEOE no se ponen de acuerdo sobre los ERTE", que empresarios y sindicatos quieren extender hasta diciembre mientras el Gobierno quiere cerrar el grifo en septiembre. Para echarse a temblar.

Raúl del Pozo defiende su libertad de no tomar partido por ningún bando político. "Pedro Sánchez provoca mucho rechazo; tiene a media nación en contra y a la otra intenta atraerla subvencionada. El momento español es turbulento y está dividido en dos mitades: una de intolerantes, otra de intransigentes; luego están los broncatas de las redes y los rebotados anónimos que te acusan de equidistante si no te apuntas a una de esas dos sectas". "Es más difícil que nunca escribir con libertad porque la crispación no admite medias tintas, que para los fanáticos significa escribir con cobardía, recelo u oportunismo. Aquí, en plena pandemia de enfurecimiento, casi todo el mundo tiene una teología en la cabeza y ve al que duda como un canalla, un vendido".

Critica a César Antonio Molina por decir que Podemos es un cáncer para el país y hay que echarlos. Porque en su opinión, "el ciberbolchevismo de Podemos ha pasado a ser el agitprop socialdemócrata". Supongo que se referirá al que acusa en el Parlamento a Vox de querer dar un golpe de Estado pero no atreverse. O tal vez al moderado socialdemócrata que llamó criminal a Ayuso. Y es que, pese a que Raúl no se apunta a ninguna "secta" ni tiene ninguna teología en la cabeza, cree, "con perdón, que son las derechas, que querían tumbar al Gobierno, las que tienen que cambiar la letra de la copla y la música olvidando, por ahora, la estaca, el mechero y la cacerola". Pues, con perdón, pero esa es la letra y la música de la secta del Gobierno. Al menos es lo que dicen todos los días Sánchez y todos sus ministros.

El País

Estupendas noticias para El País y para el país. Soledad Gallego Díaz deja la dirección del periódico. La hipersectaria Gallego ha llevado al periódico en dos años al límite del radicalismo, la manipulación y la mentira, un panfleto que no tiene nada que envidiar a Público. Vuelve Javier Moreno. Como peor no puede ser, bienvenido.

También El País se centra en la economía. "España prevé invertir 150.000 millones contra la crisis en dos años". "Los grandes empresarios reclaman consensos a los políticos". "El Gobierno dará entre 400 y 4.000 euros por la compra de un coche", será por dinero. Dice Guy Standign que "el Gobierno ha avanzado en la buena dirección al introducir el Ingreso Mínimo Vital, pero podría aprovechar para dar a cada ciudadano una renta básica". Oye sí, me apunto, esto de levantarse a las seis de la mañana todos los días es un horror.

Enrique Gil Calvo también habla de la polarización. "Acabamos de verlo con el caso de Gabilondo, a quien amenazan desde sus filas con buscarle sustituto si no se lanza a hacerle a Ayuso una oposición más dura, bronca y eficaz. Entre nosotros hacer oposición es hacer caer al Gobierno por las malas para deshacerse de él. Y el Gobierno paga con la misma moneda, tratando de hacer la vida imposible a la oposición para hacerla caer". Se podría concluir que no es solo la derecha la que tiene que dejar la estaca, el mechero y la cacerola.

Pese al cambio de dirección, la cacería contra Ayuso no decae. "Reyero se quejó de su gobierno en una carta a Amnistía Internacional". ¿Amnistía Internacional? Pues hijo, habría sido más práctico y efectivo que le escribieras a Pablo Iglesias, que tenía mando único en las residencias. Los ancianos y los trabajadores de las residencias te lo hubieran agradecido.

ABC

"Iniciativa frente a ideología. Las grandes empresas mandan un mensaje claro al Gobierno para relanzar el país: mejor fiscalidad, estabilidad, acabar con el caos regulatorio y apostar por el empleo". Dice el editorial que "la patronal aboga por blindar la libertad de movimientos que en el terreno económico ha permitido a nuestras empresas generar la protección de los puestos de trabajo, prioridad convertida ya en urgencia por la parálisis comercial e industrial a la que han conducido los decretos del Ejecutivo". "Cuanto antes entiendan en el Gobierno y los socios que la patronal no es el enemigo que presentan en sus burdas caricaturas políticas, mejor nos irá a todos". "Penalizar a las empresas en este momento y desoír sus recomendaciones solo contribuye a romper el único escudo social, el del empleo, que nos puede salvar de esta crisis". Si el Gobierno fue capaz de poner en riesgo las vidas de los ciudadanos por celebrar una manifestación política, mucho nos tememos que mientras ellos estén en Moncloa y Galapagar el resto de la gente les importa un comino. No hay más que ver lo que han hecho mientras la gente moría como chinches. Colocar a amiguetes por decreto. Ande yo caliente, ríase la gente.

La Razón

"El PP asume que la UE pedirá que apoye los presupuestos". ¿Pero podrá participar o serán lentejas como los estados de alarma? En todo caso, mientras sean buenos para España, para eso se les paga.

Jesús Rivasés nos hace un relato tenebroso de lo que nos espera "a la vuelta del verano". "Algún día acabarán los ERTE, que prolongados hasta septiembre costarán al erario público otros 15.000 o 20.000 millones, otro 1,5% del déficit, que puede terminar el año en el 15%. En otoño, muchos trabajadores que ahora han capeado el temporal sufrirán las consecuencias económicas de la covid 19. Más tarde, cuando dejen de estar prohibidos por el Gobierno, llegarán los concursos de acreedores y los cierres de empresas". "Por ahora, el Banco Central Europeo lo paga todo". Pero no será eterno.

Por el momento, "el sector inmobiliario se dirige hacia un nuevo colapso". Pues mira, lo mismo acaban los abusos cometidos por los propietarios sin escrúpulos que alquilaban zulos inhumanos a precio de oro, o subían el alquiler de manera desmedida. A ver si hay justicia poética y pagan su voracidad.

Dice Francisco Mahuenda que el gobierno radical de izquierdas tiene un problema jodido. En Europa es una "anomalía" y no gusta nada. "Es evidente que las políticas económicas y sociales que se emprenderán no estarán en la centralidad, aunque los socios europeos acabarán imponiendo condiciones si queremos su ayuda. La bravuconería política es siempre en clave interna, porque en Europa se transforman, cuando llega el momento de la verdad, en dóciles corderitos. Sanchez tendrá que tomar medidas impopulares" con Iglesias o sin él. El último que se puso chulo fue Tsipras y mírale ahora.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios