Menú

Sánchez sale en defensa del "legado" de González a preguntas de Rufián e Iglesias no aplaude

ERC toca la fibra sensible de la coalición al denunciar el veto del PSOE a investigar los GAL. "Se enorgullecen de ZP y avergüenzan de Gonzalez".

0
ERC toca la fibra sensible de la coalición al denunciar el veto del PSOE a investigar los GAL. "Se enorgullecen de ZP y avergüenzan de Gonzalez".
Pablo Iglesias pasa por delante de un indiferente Pedro Sánchez. | EFE

Un hecho significativo, cuando menos. El socio preferente del Gobierno, ERC, ha querido este miércoles toca la fibra sensible de la coalición sobre la comisión de los GAL propuesta por la izquierda en el Congreso vetada por PSOE, PP y Vox. El portavoz republicano, Gabriel Rufián, quiso poner sacar a relucir este asunto pero siendo cuidadoso, sin citar en un primer momento a Felipe González.

"Señor presidente, en este país, hubo un grupo parapolicial que secuestró y asesinó impunemente a las órdenes de un Gobierno en los años 80", comenzó Rufián para recordar acto seguido el veto del PSOE a esa comisión de investigación. "Hay nuevas informaciones fuera y ustedes que lo tienen a huevo vuelven a vetar esa comisión de investigación. Llámenle miedo o llámenle X. Yo estoy convencido de que ustedes se enorgullecen de Zapatero pero se avergüenzan de Felipe".

Y añadió una ‘puya’ "a los señorías de Unidas Podemos: "Nos han machacado durante años con las contradicciones de nuestra coalición. Bienvenidos". Un intento de ahondar en la brecha entre PSOE y Podemos que obvió el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en su respuesta: "Nadie es impune en nuestro país, pero quien determina el castigo es el poder independiente, no es el Gobierno ni el Parlamento, por lo tanto, dejemos trabajar a la justicia independientemente".

"Dejemos trabajar a la Justicia y al Congreso, al Parlamento", respondió rápidamente el portavoz de ERC. "Aquí no hay impunidad, la Justicia trabaja sin interferencias por parte del poder ejecutivo. Nadie debería estar al margen de las acciones de los jueces pero tampoco nadie, tampoco el poder legislativo, se puede atribuir las funciones de juez o de fiscal". Y dicho esto, se lanzó a una defensa cerrada del "legado" de Felipe González: "Cuatro elecciones ganadas, casi 14 años de gobierno, una modernización sin precedentes del sistema de salud pública, del sistema de pensiones, de la educación, la integración de España en Europa... en definitiva señoría, ahí está el legado de uno de los grandes modernizadores de la historia democrática de España. Fíjese, señoría, hubo un periodista que dijo: tuvimos que desestabilizar el Estado para hacer caer el Gobierno de Felipe González. ¿Le suena?".

La ovación socialista que siguió fue prolongada y, en consecuencia, elocuente. Pero más elocuente fue aún la negativa de Podemos a secundar dicho aplauso. Ni la bancada de la formación morada ni los miembros de Podemos en la bancada azul del Gobierno participaron de ese homenaje sino que se abstuvieron en el aplauso. Junto a Pedro Sánchez y Carmen Calvo batiendo palmas, el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, permaneció inmóvil con rictus serio en la defensa del expresidente del Gobierno.

Otro elocuente y significativo gesto por parte de quien recordó en 2016, en uno de sus primeros debates parlamentarios, los tiempos de la "cal viva". De las palabras a los silencios en cuatro años como símil de la trayectoria política de Podemos, en general, y de Pablo Iglesias, en particular, en el Congreso.

En España

    0
    comentarios

    Servicios