Menú

Sánchez ya huele la "carnaza podrida" de Iglesias: "¿Cómo y cuándo lo decapitará?"

La comedieta de Pablo y sus enredos sigue dando titulares en los medios independientes y lleva camino de convertirse en el culebrón del verano.

La comedieta de Pablo y sus enredos sigue dando titulares en los medios independientes y lleva camino de convertirse en el culebrón del verano.
Sánchez e Iglesias en el Congreso. | EFE

El Mundo

"Estamos a punto de gobernar; se han acabado las tonterías". "Así fue la operación de la cúpula de Podemos a lo sectores críticos. "La casa hay que ordenarla", impuso Irene Montero. Pues podía haber empezado por la suya, que menudo olor a cloaca desprende.

Comenta Arcadi Espada que Iglesias tendrá que modificar las condiciones para acceder a la información clasificada que custodia el Estado, ya que entre ellas hay que contestar a cinco cuestiones delicadas para el vice podemita. Si ha tenido "relación con grupos radicales o terroristas; relación con personas de países que no sean miembros de la OTAN o la UE o con gobiernos o servicios de inteligencia extranjeros; pertenencia a organizaciones contra el orden constitucional de España; aspectos susceptibles de ser usados como objeto de presión; infracción de normas de seguridad o del manejo de sistemas de información o comunicación". "Iglesias suma pleno al cinco y dudo si aún podría ampliar su respuesta, obligatoriamente sincera y precisa, a este último punto: Consumo de alcohol/drogas o existencia de trastornos emocionales". Pues pleno al seis.

Raúl del Pozo analiza la trayectoria de "matachín de primera" de Pedro Sánchez. Ahora, dice, "el gran misterio consiste en adivinar cómo y cuándo va a decapitar al que le quita el sueño, que antes era Pablo Iglesias". Él confía en que no, en que su querido Pablo sobreviva, porque ha pasado "de jacobino a girondino de izquierdas a socialdemócrata". Iglesias tiene de demócrata lo que yo de Naomi Campbell.

El País

Leña a Madrid. "Los sanitarios protestan por la falta de medios". No ocurre solo en Madrid, pero a este periódico hace mucho que dejó de interesarle contar la verdad.

Un miserable Aizpeolea dice que "la crispación no cotiza en Euskadi". Se les vendrá a la cabeza la pedrada a la diputada de Vox este fin de semana a manos de los cachorros de ETA. Pues no, la crispación es del PP. "Las elecciones resultan poco propicias para el PP de Pablo Casado y su estrategia opositora de crispación". Ni una mala palabra sobre Bildu. Dice que habrá "pugna" entre el PNV y el PSE, "pero sin que llegue la sangre al río". Al río no sabemos, pero a la cabeza de la diputada de Vox sí que ha llegado, señor Aizpeolea. Una palabrita de condena, una mención a la violencia de Bildu habría otorgado algo de dignidad a este columnista, pero de dónde no hay no se puede sacar.

Ni una palabra del caso Iglesias. Ayer se reunió la Junta de Accionistas de Prisa. "Nuestra función es poner al servicio de la sociedad una plataforma de medios creíbles, independientes, serios y rigurosos". Pues harían bien en reubicar el GPS, porque más bien se han convertid en un panfletillo al servicio del gobierno.

ABC

"Vox denuncia a todos los protagonistas del caso Iglesias". Dice el editorial que "no habría que esperar la denuncia de un partido político para que las instituciones reaccionen ante un escándalo que ya es notorio para cualquiera, que está documentado en declaraciones judiciales y en transcripciones de mensajes y que ha desvelado la insolvencia moral de sus protagonistas". Como si Pablo Iglesias fuera un ciudadano sometido a la ley, qué cosas tienes Bieito, los podemitas están protegidos por todas las instituciones del Estado, todas las televisiones, empezando por la pública, son intocables.

La Razón

"El juez acorrala a Iglesias: 'Si una tarjeta no es mía, la devuelvo'". Dice Martín Beaumont que la cosa se pone fea para Iglesias, que su caso huele "a podrido". "Iglesias ha descontado que sus fieles seguirán comulgando con cualquier rueda de molino ante cualquier escándalo", porque más que militantes tiene siervos. "Si el protagonista fuera un dirigente de centro derecha ya se hubiese acabado su carrera". ¡Bueeeno!, especiales de La Sexta, Al rojo vivo mañana tarde y noche, TVE echando humo. Pero, como es comunista, el estercolero mediático de Ferreras y Escolar se desviven por salvarle el pellejo e insisten en que es una víctima. Sí, de su incontrolable bragueta y su machismo. Sánchez "ha olido la carnaza y toma distancia. El olor que desprende Iglesias tal vez no se vaya a ir tan pronto como él mismo asegura". Ya se inventará algo Iván Redondo.

En España

    Servicios