Menú

Más de 50 personalidades de 15 países se suman a la "Carta de Madrid" impulsada por Abascal

Destacan firmantes como María Corina, Antonio Ledezma, Alejandro Chafuen, Roger Noriega, Eduardo Bolsonaro o Grover Norquist.

0
Destacan firmantes como María Corina, Antonio Ledezma, Alejandro Chafuen, Roger Noriega, Eduardo Bolsonaro o Grover Norquist.
Santiago Abascal en su despacho. | VOX

La Carta de Madrid, una declaración institucional en defensa de la libertad, la democracia y el Estado de Derecho en los países que forman parte de la Iberoesfera ante el peligroso avance de la extrema izquierda a ambos lados del Océano Atlántico, ha recibido en las últimas horas un fuerte apoyo internacional. Y es que más de 50 personalidades de 15 países se han sumado a la iniciativa de la Fundación Disenso, presidida por Santiago Abascal.

Se trata de destacados representantes de la política, la cultura o la sociedad civil como María Corina Machado, coordinadora nacional de Vente Venezuela; Antonio Ledezma, ex alcalde de Caracas (Venezuela); Alejandro Chafuen (EEUU), director General Internacional de The Acton Institute; o Eduardo Verástegui (México), actor y asesor de la Iniciativa de la Casa Blanca para la Prosperidad Hispana, impulsada por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Se han unido a la misma Eduardo Bolsonaro (Brasil), diputado federal por el estado de Sao Paulo; Grover Norquist (EEUU), presidente de Americans for Tax Reform y uno de los líderes más influyentes del movimiento conservador de Estados Unidos; o Roger Noriega, exembajador de Estados Unidos ante la Organización de Estados Americanos (OEA) durante la presidencia de George W. Bush.

También Zoe Valdés, escritora y disidente cubana; Arturo Murillo, exministro de Gobierno de Bolivia; Giorgia Meloni, presidenta de Fratelli d ́Italia; José Antonio Kast, presidente del Partido Republicano de Chile; Fernando Doval (México), secretario de Estudios y Análisis Estratégicos del Partido de Acción Nacional (PAN); o John Fonte (EEUU), Senior Fellow del think tank Hudson Institute, entre otros.

En el documento se recoge que la Iberosfera "es una comunidad de naciones libres y soberanas con más de 700 millones de personas que comparten una arraigada herencia cultural y cuentan con un gran potencial económico y geopolítico para abordar el futuro". Además, señala que la Iberosfera "tiene todas las condiciones para ser una región de libertad, prosperidad e igualdad ante la ley" y que "sus pueblos no están condenados por ningún tipo de determinismo histórico".

La Carta de Madrid denuncia que "una parte de la región está secuestrada por regímenes totalitarios de inspiración comunista, apoyados por el narcotráfico y terceros países. Todos ellos, bajo el paraguas de Cuba e iniciativas como el Foro de São Paulo y el Grupo de Puebla, que se infiltran en los centros de poder para imponer su agenda ideológica".

Los firmantes del documento coinciden en el diagnóstico de que "el avance del comunismo supone una seria amenaza para la prosperidad y el desarrollo de nuestras naciones, así́ como para las libertades y los derechos de nuestros compatriotas". Asimismo, señalan que "el Estado de Derecho, el imperio de la ley, la separación de poderes, la libertad de expresión y la propiedad privada son elementos esenciales que garantizan el buen funcionamiento de nuestras sociedades, por lo que deben ser especialmente protegidos frente a aquellos que tratan de socavarlos".

La Carta de Madrid recoge que "la defensa de nuestras libertades es una tarea que compete no solo al ámbito político, sino también a las instituciones, la sociedad civil, los medios de comunicación, la academia, etc". Asimismo, afirma que "el futuro de los países de la Iberosfera ha de estar basado en el respeto a la democracia, los derechos humanos, el pluralismo, la dignidad humana y la justicia", por lo que los firmantes expresan su compromiso "de trabajar conjuntamente" en la defensa de estos valores y principios.

En España

    0
    comentarios

    Servicios