Menú

Defensa llevará a los militares del cuartel de Loyola a la antigua Hípica, ubicación que rechazó hace unos años

El departamento de Robles pagará la reforma con el dinero que les pague el ayuntamiento de San Sebastián. Dice que no se perderá dinero.

0
El departamento de Robles pagará la reforma con el dinero que les pague el ayuntamiento de San Sebastián. Dice que no se perderá dinero.
Margarita Robles, ministra de Defensa. | EFE

El Ministerio de Defensa ya ha encontrado una ubicación aparentemente satisfactoria para trasladar al medio millar de militares que estaban destinado en el acuartelamiento de Loyola, en San Sebastián, y que deberán abandonarlo como parte del pago político del Gobierno al PNV para que los nacionalistas vascos apoyen los próximos presupuestos generales, que se deben votar en próximas fechas en el Congreso de los Diputados.

Tras conocerse la decisión sobre unas instalaciones que Defensa se había negado a entregar a la ciudad durante décadas, debido a que están en uso, altos cargos del Ministerio aseguraron que "la permanencia del Ejército de Tierra en San Sebastián está garantizada" y que "eso no es negociable". Esta afirmación parece confirmarse ahora, con una decisión muy rápida, debido a que se han comprometido a entregar los terrenos durante 2021.

Una ubicación solo aparentemente satisfactoria porque será una de las opciones que ya fue rechazada en los últimos años por el departamento que ahora dirige Margarita Robles y que había sido sugerida por el ayuntamiento donostiarra. Se trata de las instalaciones de la antigua Hípica de San Sebastián, según confirman desde Defensa. Esas instalaciones pertenecen al propio ministerio y que se encuentran muy cerca del acuartelamiento de Loyola.

Las mismas fuentes han confirmado que la intención es pagar la reforma, adaptación y puesta en marcha de las nuevas instalaciones en la antigua Hípica con el dinero que tendrá que pagar el consistorio de la capital guipuzcoana por los terrenos del actual acuartelamiento y que no se perderá dinero. Sólo una vez acordada esa cuantía económica y realizadas las obras de adaptación se sabrá finalmente si el traslado supondrá un gasto añadido o no a las arcas del Ministerio.

El acuerdo para el traspaso de los terrenos a la ciudad supuso una auténtica sorpresa, ya que apenas 15 días antes del acuerdo la número dos de Robles y secretaria de Estado de Defensa, Esperanza Casteleiro, había rechazado en el Senado una propuesta del PNV para sacar a los militares de Loyola y llevarlos a unos terrenos en Belarza Alto. En las últimas décadas, Defensa ya había rechazado el traslado a terrenos en Antondegi, Eskuzaitzeta o la antigua Hípica.

En España

    0
    comentarios

    Servicios