Menú

Luis Herrero, sobre Cayetana: "No entiendo por qué sigue en el PP. Es una obstinación estéril"

Todo el mundo se lleva las manos a la cabeza porque la Generalidad pasa de cumplir la sentencia del castellano y el Gobierno no haga nada.

0
Todo el mundo se lleva las manos a la cabeza porque la Generalidad pasa de cumplir la sentencia del castellano y el Gobierno no haga nada.
La exportavoz del Partido Popular en el Congreso, Cayetana Álvarez de Toledo. | Europa Press

El Mundo

"El TSJC: el gobierno debe hacer cumplir la sentencia del español". Al gobierno, tanto al central como al catalán, lo que digan los jueces le entra por un oído y le sale por el otro.

El editorial cuenta que el PNV quiere choricearle a la Rioja la denominación de origen del vino. Quiere que Sánchez se lo dé al País Vasco a cambio de sus votos. Así son, estos del PNV, no se paran en barras ni para robar. "El objetivo de los nacionalistas es impulsar una denominación propia de Rioja Alavesa dentro de la denominación Rioja que les garantizaría el control del consejo regulador de esta subdenominación sin tener que pasar por los exigentes estándares de calidad a los que obliga la marca. La maniobra desprende todos los vicios inherentes al nacionalismo: búsqueda del privilegio en detrimento de la igualdad, mezquindad particularista y daño premeditado a los intereses de una comunidad preexistente y mayor". Unos abusones. "La iniciativa parlamentaria se debatirá el próximo martes y nadie descarta el apoyo de la bancada socialista a esta cacicada del PNV". Si necesita sus votos, Sánchez vende a su madre, a su mujer y a sus hijas, si fuera necesario. "Por satisfacer el expansionismo identitario de un socio de Gobierno se pone en riesgo el tejido productivo de otra región que, al carecer de formación nacionalista desde la que chantajear al Ejecutivo, queda en situación de inferioridad y agravio". "Es una subasta de lo común en aras de la supervivencia en el poder de un partido que ha decidido traicionar, uno tras otro, los tres apellidos de su sigla". Sanchismo puro y duro. Lo sentimos por los riojanos.

El País

"La Generalitat busca vías para no cumplir la sentencia sobre el catalán". "Esquerra pide ayuda a la Moncloa, pero el Gobierno deriva la responsabilidad a la justicia". Que se lava las manos como Pilatos. El caso es que "en algún momento, el Gobierno, que es parte en el proceso contencioso que inició la Abogacía del Estado en 2015 cuando gobernaba el PP, tendrá que tomar esa decisión: pedir o no la ejecución", pero "espera que sea la Generalitat o las propias escuelas quienes encuentren la solución". O que el tiempo lo resuelva. Ya cruzarán ese puente cuando lleguen a ese río.

El periódico sanchista intenta hacerle el boca a boca a la foto de Colón. "Los tres partidos de la derecha vuelven a unirse en la protesta policial contra el Gobierno". También han apoyado a los muchachos del metal en Cádiz, pero eso a Óscar López Fonseca no le interesa. Le interesa la ley mordaza, los polis, que son todos fachas y malos, ya se sabe.

"PP, Vox y Ciudadanos han vuelto a coincidir este miércoles en una protesta en la calle tras la concentración del 10 de febrero de 2019 en la plaza de Colón de Madrid que dio lugar a la icónica imagen de la derecha unida contra el Gobierno de Pedro Sánchez". Esa foto está ya en color sepia.

ABC

"El Gobierno no responde al desacato catalán a la justicia" . "Es grave que el consejero de Educación catalán, Josep Gonzàlez-Cambray, haya dirigido una carta a los centros de enseñanza exigiéndoles que incumplan la decisión del Supremo. Más grave aún es que la Generalitat sostenga, por sí y ante sí, que la decisión judicial 'no es válida'. Pero mucho más grave es que presuma de tener el firme compromiso de la ministra de Educación, Pilar Alegría, de que el Gobierno no va a ejecutar la sentencia", dice el editorial. "Estamos acostumbrados a que los líderes separatistas desobedezcan fallos y que solo los cumplan a la fuerza. Pero no lo estábamos a que el Gobierno de la nación apunte a la insumisión y presuma sin pudor de su falta inmediata de acatamiento".

"Los tribunales ya no pueden quedarse de brazos cruzados esperando a que el Gobierno cumpla lo que anuncia que no va a cumplir. Tampoco la Fiscalía, incluso por la vía penal. No basta con dictar sentencia y decir 'ejecútese'. Se tendrá que forzar su cumplimiento. Si no, la lengua volverá a ser la primera pieza de la reconstrucción de otro procés sedicioso. Y esta vez, con la complicidad cobarde y alarmante, del Gobierno". No la cumplirán, no le den más vueltas.

Luis Herrero escribe una polémica columna que titula simplemente "Cayetana".

"El problema de Cayetana es que no sabe sonreír. Es la viva encarnación de la derecha adusta. Aunque no sea su estado natural, siempre parece que esté enfadada. Por eso es un error ponerla en el escaparate de una empresa cuyo objeto social sea la conquista del poder. Para alcanzar ese fin es condición necesaria, aunque no suficiente, una dosis de simpatía que ella no tiene. Ni falta que le hace". Aznar tampoco era simpático y llegó al poder. De todas formas tiene sus razones para estar enfadada. "Lo suyo es la batalla de las ideas, no la toma de las urnas". Por eso se entusiasmó con el Casado que ganó las primarias.

"Casado la fichó como estandarte de su nuevo proyecto, que no era otro que el de regresar a las esencias ideológicas del partido, y acabó convirtiéndola en una suerte de argumento de autoridad frente a los cantos de sirena que entonaban los tres tenores autonómicos —Feijóo, Mañueco y Bonilla—, partidarios de favorecer otros planteamientos más posibilistas. En aquel tiempo, el joven presidente del PP aún creía en la compatibilidad de la férrea defensa de los principios y las victorias electorales. Luego, a medida que se caía del guindo, Cayetana fue resultándole crecientemente incómoda. Dicho a lo bruto: él mandaba y ella refunfuñaba". Además le robaba titulares, y eso le sentaba como un tiro a Casado, que todo hay que decirlo.

"Dos visiones distintas del ejercicio de la política entraron en colisión: la de la obediencia irracional en beneficio del grupo y la de la leal insumisión como derecho del individuo. Por supuesto, se impuso la primera por el artículo 33". La del que manda.

"Lo que no entiendo es por qué sigue en la bancada popular. La rebeldía, cuando ya no queda sitio para la esperanza, se convierte en obstinación estéril. No hay nada más absurdo. Y más aburrido. Y más egocéntrico". La verdad es que lo normal sería que les mandara a freír espárragos y dedicarse a algo más fructífero. Ella no es como el podemita de las rastas, que necesita el escaño para vivir del cuento y no tener que madrugar todas las mañanas.

La Razón

"PNV y ERC pasarán a la 'fase nacional' tras los Presupuestos". El Gobierno no obligará a Cataluña a cumplir la sentencia del castellano". Es incomprensible que algo tan obvio escandalice tanto. Son sus socios. Sánchez ha hecho cosas mucho peores.

Marhuenda se queja. "Los ciudadanos tenemos que cumplir las sentencias de los tribunales de Justicia mientras los independentistas, socios de Sánchez, las tiran a la papelera. Es algo que resulta asombroso, pero que es habitual en Cataluña". Sí, la vida no es justa. Pero esto lleva siendo así desde hace décadas.

"Los independentistas se crecen cuando los partidos constitucionalistas se muestran débiles o contemporizadores. Han ido expulsando al Estado de Cataluña y el País Vasco y marcan un camino muy inquietante con su desafío permanente, porque saben que sus actos contra el ordenamiento constitucional no tendrán consecuencias". Tampoco con Rajoy se cumplían las sentencias. Soraya respondía siempre con recursos judiciales, nunca políticos.

Julián Cabrera también escribe sobre Cayetana, y la pone a parir. Lo de Herrero es un poema de amor comparado con lo que dice Cabrera de ella. "El papel de la todavía diputada arremetiendo agriamente contra la dirección nacional a propósito de lo que cuenta en su libro, no solo añade litros de gasolina sobre el incendio en la formación a la que aún pertenece, sino todo un arsenal de munición para quienes no han dudado desde distintos ámbitos en repescar a este 'verso suelto' para magnificar un conflicto que, por cierto, tiene solución". Echarla del partido, quiere decir.

"Pablo Casado cuenta con su particular elenco de aciertos y de errores, pero entre estos últimos destaca de manera especial el 'gatillazo' en el 'casting' que eligió a Álvarez de Toledo para la portavocía parlamentaria, porque si hay un puesto en el que es esencial la disciplina de partido a la hora de coordinar a quienes aprietan el 'botoncito', sin duda es ese. Lo que ahora queda es un molestísimo tábano cuyo zumbido seguiremos escuchando, lejos de aplicar esa coherencia política a la que alude allá donde la quieren escuchar renunciando a un escaño al que se aferra. Por cierto, se engañarían gravemente en el PP madrileño quienes atisben alguna plusvalía en una supuesta entente del 'alma libre' con Isabel Díaz Ayuso… ojito". No creo que eso se le esté pasando a Díaz Ayuso por la cabeza. Ayuso no necesita a Cayetana. Además son dos personas muy diferentes, no funcionaría. En cuanto al escaño de Cayetana, no se aferra a él porque no tenga otra forma de ganarse la vida, como la mayoría de los diputados —los de Podemos, todos—. Es por jorobar un poco, y está en su derecho. Acabará dejándolo.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Historia