Menú

El CGPJ explota con el Gobierno tras su maniobra con el TC: "Quieren colonizar las instituciones a cualquier precio"

Fuentes del CGPJ consultadas por Libertad Digital denuncian que "estas leyes sirven para dar estabilidad al sistema y no para beneficio político".

Fuentes del CGPJ consultadas por Libertad Digital denuncian que "estas leyes sirven para dar estabilidad al sistema y no para beneficio político".
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. | Europa Press

El Consejo General del Poder Judicial CGPJ ha explotado con el Gobierno de Pedro Sánchez tras anunciar su última maniobra para renovar el Tribunal Constitucional: "Quieren colonizar las instituciones a cualquier precio". El PSOE registraba este viernes en el Congreso una proposición de Ley que se tramitará por la vía de urgencia para que el CGPJ en funciones pueda únicamente proponer a los dos magistrados que le corresponde para renovar el Tribunal Constitucional.

El texto es una modificación del artículo 570 bis de la Ley Orgánica 6/1985 del Poder Judicial que entraría en vigor en julio y sirve de parche para la reforma que el propio Ejecutivo aprobó el año pasado para prohibir al CGPJ realizar nombramientos en funciones y forzar así su renovación. Es decir, con esta triquiñuela el Gobierno de los jueces sólo podrá nombrar a los dos magistrados del TC y así se propiciará el cambio de mayoría conservadora a progresista.

Fuentes del CGPJ consultadas por Libertad Digital denuncian que "el Gobierno está realizando una utilización partidista de la Ley, a conveniencia, que es impropia del Estado de Derecho. La reforma exprés es una contradicción y la postura del Ejecutivo es de un cinismo y una desfachatez enorme. Estas Leyes tienen que servir para dar estabilidad al sistema y no utilizarlas para beneficio político".

Las mismas fuentes consultadas por LD afirman que "el procedimiento de urgencia utilizado por el Gobierno para parchear su propia reforma, que impedía al CGPJ realizar nombramientos en funciones, podría haber sido utilizado para volver al modelo de 1980 para que los jueces elijan a los jueces, tal y como nos reclama Europa".

En este contexto, aunque la reforma de la Ley entre en vigor en julio, no está tan claro que los vocales del CGPJ se pongan de acuerdo antes de agosto en un pleno para elegir a los dos magistrados del Tribunal Constitucional que le corresponden.

"No tiene por qué elegir a un magistrado progresista y a uno conservador, pueden ser dos conservadores o que no se logre ningún acuerdo. En estos momentos, uno de los vocales. Rafael Fernández Valverde se jubiló y otra, Victoria Cinto, está de baja, con lo que el Pleno lo configuran un total de 19 miembros contando con el presidente Carlos Lesmes y con mayoría conservadora", añaden.

El pasado 12 de junio expiró el mandato de cuatro magistrados del Alto Tribunal: el actual presidente del Constitucional, Pedro González-Trevijano (conservador) y los magistrados Antonio Narváez (conservador), Santiago Martínez-Vares (conservador) y Juan Antonio Xiol (progresista).

Las vías para renovar el TC

Tal y como publicó LD, en la situación actual el Tribunal Constitucional sólo se podría renovar de tres formas en la situación actual. En primer lugar, con la renovación previa del CGPJ acordada por el PSOE y el PP. En segundo lugar, por una proposición de Ley que sería la forma más rápida de tramitar una modificación de la Ley impulsada por Ejecutivo para impedir los nombramientos del CGPJ en funciones y que permitiera únicamente la designación de los magistrados del TC, ésta ha sido la elegida por el Gobierno. La tercera posibilidad, pasaría por que el propio Constitucional resolviera el recurso presentado por PP y Vox contra la citada Ley de nombramientos para anularla completamente y declararla inconstitucional. Los ponentes de este recurso son los magistrados progresistas Juan Antonio Xiol y María Luisa Balaguer.

La cuarta fórmula que planeaba el Gobierno hubiera supuesto un ‘golpe’ institucional en el Tribunal Constitucional, ya que se planteaba recusar a los 4 magistrados salientes (3 conservadores y 1 progresista) a través de los dos nuevos magistrados que propusiera. Dicha recusación debería ser votada en el Pleno del TC y obviamente, los recusados no podrían participar. Esto supondría que habría mayoría progresista en la votación y la recusación saldría adelante.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador