Menú
La prensa de un vistazo

'La Razón' desvela una conspiración contra Sánchez y no está en cenáculos de Madrid

Sánchez ha señalado ya a quien le sucederá en el trono mientras los barones se rebelan contra él.

Sánchez ha señalado ya a quien le sucederá en el trono mientras los barones se rebelan contra él.
Page y Sánchez durante el Comitém Político del sábado. | EFE

El Mundo

"El PP plantea un pacto de rentas en el que las pensiones más altas suban menos que el IPC". ¿Un pacto con quién? ¿Con Sánchez? Que se olvide, Sánchez no quiere pactos con el PP. Ha dicho que un 8,5% y será lo que él diga. Punto pelota.

El editorial pone a caldo a Alemania por el morro que tienen, que después de pedir solidaridad a Europa para que ellos no pasen frío en invierno, Alemania ha anunciado de manera unilateral que hará uso de su margen presupuestario para inyectar 200.000 millones de euros en ayudas a empresas y familias del país. Y aquí asándonos de calor para ahorrar energía para los alemanes. Somos más tontos. "No es plausible que Alemania pida ayuda a la UE para sortear sus deficiencias energéticas a través de un plan que implique a los socios comunitarios y, una vez se le concede, se desmarque de una estrategia coordinada para sortear la crisis económica", dice El Mundo.

"La principal locomotora del continente y pilar del proyecto comunitario está tensionando uno de los valores fundacionales de la UE: la solidaridad". Hay que tener una cara de cemento armado. Pedir solidaridad a los demás, pero yo a lo mio. "Muchos estados han hecho un esfuerzo para apoyar a Berlín, para que sus empresas compitan en igualdad de condiciones que el resto en lo referente al consumo de energía. Y ahora las compañías de países como España, que no tienen dependencia del gas ruso pero sí una deuda inasumible, se encuentran con que las compañías germánicas estarán subvencionadas y tendrán ventaja en el mercado". "Cada país es soberano, no hay duda. Pero no se puede exigir solidaridad para después desequilibrar el mercado".

Dice El Mundo que Scholz y Pedro Sánchez han hecho muchas migas. "Sin embargo, es difícil creer en la sinceridad de dicha colaboración cuando el tejido empresarial español será uno de los grandes perjudicados. En la cita de ayer entre ambos líderes, el propio Sánchez hizo una defensa del mercado único, pero sin atreverse a criticar abiertamente a Scholz". Cobarde. ¿No le preguntó al alemán si lo suyo era insolvencia o mala fe? ¿No apretó la mandíbula y le soltó alguno de sus exabruptos? Algo así como romper el decreto de ahorro de energía delante de sus narices.

Y parece que ayer nació una estrella. O una candidata, según Jorge Bustos. Nadia Calviño se convirtió en la protagonista de la sesión de control en una contundente respuesta a Espinosa de los Monteros, que dijo no conocer a nadie beneficiado por la política económica de Sánchez. Como Espinosa es un aristócrata, se lo puso a huevo a la ministra, que tiene pinta de señora de la alta sociedad. Una pija, vaya. "Sánchez se puso en pie para aplaudirla. Al incorporarse se le cayó la careta de presidente y emergió ese tuétano frentista que explica su carrera. Para rodar la serie le vuelven a colocar la máscara y listos". Pero cree Bustos que hay algo más detrás de la alegría de Pedro. "El último cartucho que le queda a un candidato desacreditado hasta por sus barones lo va a disparar con pólvora del contribuyente, obligado a pagar los presupuestos-más-sociales-de-la-historia, es decir, la campaña publicitaria más gravosa que se recuerda. Y si pierde que recorte el PP".

"Si los sondeos siguen sin reaccionar a la melodía populista de las cuatro estaciones de Pedro Vivaldi, cantamañanas del gasto, orfeón de una ruina con espoleta retardada, habrá que buscar una solución extraordinaria. Y aquí va mi propuesta, estimados fontaneros: Nadia for president. Pedro a la ONU, cuajadita de venerables dictadores entre los que podrá perfeccionar su estilo, y Calviño de candidata a las generales". "Calviño también es mujer, no atemoriza en exceso a la derecha, es menos mentirosa que Sánchez -Pinocho también-, sabe más de economía y en los dos últimos años ha cursado en Ferraz un máster homologado de sectarismo, título habilitante para recibir el amor de las bases". Bustos la ve con más posibilidades que Sánchez. "Si cede el puesto a Calviño, quizá haya partido. Y si ella fracasa, él ya tiene excusa para volver a presentarse contra Feijóo y soñar con otra temporada". Sánchez está muy quemado. Si se va, no volverá.

El País

"Sánchez y Scholz presionan a Macron por la interconexión energética". Como que Macron se va a dejar presionar. "Sánchez y Scholz plantean cuidar los salarios de la clase media para frenar a la ultraderecha". "El presidente español critica indirectamente las ayudas a las empresas alemanas". Indirectamente. Vamos, que no se atrevió a decírselo a la cara.

"Lo que hay que hacer, han explicado ambos a su manera, desde una perspectiva socialdemócrata, es cuidar a los ciudadanos de clase media trabajadora, mejorar sus salarios, garantizarles un futuro, asegurarse de que sienten que están protegidos, que sus hijos y nietos tendrán trabajo y vivirán como ellos aunque no tengan una formación universitaria". Qué felicidad, oiga, eso es una maravilla, hay que ver lo listos que son Sánchez y Scholz, esta suma de talento. ¿Y cómo piensan hacerlo? Eso no lo han especificado, mera palabrería. El editorial celebra la amistad entre el español y el alemán. "La fluida cooperación con la primera potencia económica del continente es sin duda un activo para España, pero la buena relación bilateral también es un factor de impulso para el conjunto de la UE, especialmente ante la perspectiva de la próxima entronización en Italia de un Ejecutivo con probados rasgos euroescépticos y liderado por una formación de ultraderecha". Aquí gobierna la ultraizquierda y aquí nos tienes. Savater tiene más razón que un santo. "Es verdad también que en el sector energético, la iniciativa del Ejecutivo alemán de activar fondos por valor de 200.000 millones de euros para atenuar la embestida de la crisis suscita razonables dudas en numerosos países europeos, entre ellos España, como ayer hizo explícito Sánchez, sobre las distorsiones que puede causar en la competencia leal en el mercado único. La Comisión quiso manifestar de forma muy rápida su disposición a estudiar el asunto con detenimiento", pasa de puntillas El País. Estudiar, ¿eh? Alemania hará lo que le venga en gana, Scholz sabe que a Sánchez le gusta presumir de estadista internacional y le deja que se cuelgue de su brazo porque le viene bien.

También El País resalta el éxito de Calviño en la sesión de ayer. "Nadia Calviño levanta de sus asientos a la izquierda. La vicepresidenta primera se faja con la derecha en el Congreso, logra el aplauso de Unidas Podemos y opaca en la sesión de control al propio Sánchez", dice Xosé Hermida. "Solo faltó que la sacasen a hombros. Pedro Sánchez reía feliz, aplaudía a rabiar y al final dedicó un amago de reverencia a su vicepresidenta primera, Nadia Calviño". "La transformación de Calviño de ministra técnica en baluarte político se venía fraguando desde hace tiempo, y este miércoles alcanzó su apoteosis". No, si va a ser verdad que es la sucesora de Sánchez. Malas noticias para Page.

El País vincula a Vox con los delitos de odio. En un editorial, dice que "no se nace siendo racista, ni homófobo, ni xenófobo. El odio se enseña, se inculca y se legitima". Que se lo digan a la izquierda, que tiene el odio y la intransigencia por bandera. "Es una lucha interminable pero en nada la favorecen episodios recientes como los gritos desaforados contra la inmigración, el islam y el colectivo homosexual por parte Giorgia Meloni, líder de la extrema derecha italiana, en un mitin de Vox en Andalucía, ante el entusiasmo de sus anfitriones. El discurso de odio envenena la convivencia y es la antesala de la violencia, en particular cuando demasiadas veces las redes sociales acogen su difusión instantánea en burbujas cerradas y a menudo delictivas". El discurso de odio es más propio de la izquierda, en España en concreto de Podemos y sus medios. Y por cierto, Pepa mira lo que está haciendo el islam con las mujeres en Irán. ¿Es lo que te gusta? ¿Condenarlo es delito de odio?

ABC

"El CGPJ pone en bandeja a Lesmes su dimisión sin renovar antes el Constitución". Mira que le está costando. La de veces que habrá dicho ¡que me voy!, pero nada, siempre encuentra una excusa para retrasar su salida.

Karina Sainz Borgo comenta unas declaraciones de Page en una entrevista radiofónica. "«En la política nacional, de la M30 para dentro, hace falta mucho Orfidal», dijo. "Y lleva razón", dice Karina. Sí, desde que llegó Podemos al Congreso vivimos al borde del infarto. "El Estado de perpetua apocalipsis, frentismo y dislocación sobrepasa el coto de los partidos y se vierte sin remedio en la vida cotidiana". Page "ha dado en el clavo de la mala leche que recorre nuestras venas como la mutación de un virus que mezcla la desmemoria, la estulticia y el tribalismo. El tumulto, la turba, el síndrome del enfado y el agravio, el brochazo, el adanismo y el cuñadismo se esparcen como un veneno sin torniquete. ". Cierto, y los medios también tienen su parte de culpa, por cierto.

La Razón

Carmen Morodo sale al paso de los rumores sobre Calviño. "Los barones del PSOE se preparan para el relevo de Sánchez tras las generales". Me temo, Carmen, que los barones va a tener poco que decir en la sucesión de Sánchez. "Los barones socialistas se harán «un Feijóo» después de las elecciones generales si se cumple su pronóstico con respecto a esos comicios. Y la previsión no es otra que la de dar por «terminado» el ciclo de Pedro Sánchez, lo que lleva a que estén ya pensando en el supuesto momento en el que tengan que afrontar la puesta en marcha de un nuevo liderazgo, que entierre al «sanchismo» y a «la renuncia a ser un PSOE de mayorías»". Pues se va a armar una buena gresca, porque en el PSOE ya solo hay sanchismo. Si eso es lo que sueña García Page, que vaya despertando.

"En el partido, más allá de Moncloa y de Ferraz, ha empezado a circular la idea de que la batalla sobre el futuro del PSOE, tras esa caída de Sánchez después de las elecciones generales que dan por hecho, la protagonizará el barón o los barones que aguanten en las complicadas elecciones de mayo". Y corrobora mis sospechas. Su fuente es Page. "Con este marco de fondo, en las estructuras socialistas se mira a Castilla-La Mancha y a su presidente autonómico y candidato en las próximas elecciones, Emiliano García-Page". No es por nada, pero yo diría que Page sobrevalora su poder. Y como se ponga tonto, Sánchez se lo carga.

"Si en medio del presunto derrumbe del PSOE en mayo, el barón manchego aguanta, su nombre se consolidará en los análisis sobre los escenarios que se abrirán en el caso de que el PSOE pierda La Moncloa en las próximas generales". Page comete una torpeza enseñando sus cartas tan pronto. Al menos podía esperar a ganar en mayo.

"Con discreción, Page lleva tiempo «de paseo por media España tejiendo alianzas»". Pues vaya discreción, ir a contárselo a una periodista.

En cuanto a Puig, "su paso al frente se ha interpretado como el gesto que deja el mensaje de que ya no se fía del acierto político de Sánchez, o, dicho de otra manera, que Sánchez es un lastre para sus intereses electorales y, por ende, del PSOE". Vamos, que los barones preparan un nuevo golpe de estado contra Sánchez y lo van pregonando por ahí. Deberían recordar qué pasó con el anterior. Sánchez es un tipo peligroso, nadie mejor que ellos debería saberlo. Parece que los señores que fuman puros no están en cenáculos de Madrid. Huele a sangre baronil.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Reloj España
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Cesta de navidad