Menú
La prensa de un vistazo

La peligrosa deriva del PSOE: de la "inusitada agresividad" de Puente" a las "bofetadas" a Almeida

No salimos de una bronca cuando ya estamos en otra. Y no, no es Vox quien las provoca, todas tienen el mismo padre: el PSOE.

No salimos de una bronca cuando ya estamos en otra. Y no, no es Vox quien las provoca, todas tienen el mismo padre: el PSOE.
El socialista Viondi abofetea a Almeida en el Ayuntamiento. | EFE

El Mundo

"ERC y Junts cercan a Sánchez con un referéndum y ponen fecha a la amnistía: "desde el 1 de enero de 2013"". Tranquilos, Sánchez está encantado, lo hará con gusto. "La tensión por la amnistía deja en Madrid el primer gesto violento: un amigo de Sánchez intimida con agresividad a Almeida". "El PSOE de Madrid fuerza la renuncia al acta de Daniel Viondi, el concejal que tocó la cara a Almeida!". La línea de matonismo que ha marcado Sánchez en el PSOE, Óscar Puente, Viondi, y lo que te rondaré morena.


"Las tres palmadas en la cara que el concejal socialista de Madrid Daniel Viondi le propinó ayer al alcalde popular José Luis Martínez-Almeida mientras le decía «Te estás equivocando» suponen un comportamiento violento indigno en cualquier ciudadano, más si se trata de un cargo público", dice El Mundo. Pero claro, "las medidas y mensajes divisivos lanzados principalmente por el Gobierno y sus socios, junto a los límites que el PSOE está cruzando alimentan un clima de tensión muy arriesgado". Tras la "inusitada agresividad" de Puente, han pasado directamente a las bofetadas. "El PSOE no puede presentar el cese de Viondo como ejemplarizante, cuando su estrategia general pasa por enfrentar a unos ciudadanos con otros". Es que el friend de Sánchez - así llama Sánchez al matón - vio a Puente y dijo, hala, ya puedo liarme a tortazos con el permiso del jefe. Pero se adelantó.


Federico Jiménez Losantos ve clarísimo lo crecida que está la banda de Sánchez. "Al mulo Puente sólo le faltó agarrase la entrepierna. Como Sánchez lo jaleó, un tal Viondi, del PSOE como Sánchez, tras defender su grupo la amnistía a los golpistas abofeteó a Almeida en el Ayuntamiento. Esa es la izquierda real que los sorayos no quieren ver". Nada se agradece más que una luz en la oscuridad y una mano en la soledad, y eso ofreció a las derechas Feijóo: liderazgo y determinación". Pocas veces se ha visto a Federico halagar así a un político.


"Para ser el jefe indiscutido de la oposición cívica y política contra Sánchez, Feijóo necesita un partido, un PP nacional, aún por hacer. Pronto comprobaremos, en Barcelona y Génova, si ha decidido cruzar el Rubicón o sólo el Tamarguillo, que, tras una riada tremenda, volvió a su condición de arroyuelo sin importancia. Para Sánchez, esa marcha atrás sería ideal. Para España, mortal". La ventaja es que el animal de Sánchez se lo pone muy difícil para ser un arroyuelo. Si ya hasta llegamos a las manos.


"Felipe VI apela al "sosiego y la voluntad de entender distintos puntos de vista" en "asuntos que marcan nuestro futuro y nuestro presente"". Este pobre, qué mala suerte ha tenido con los tiempos en los que le tocado reinar. No está pagado.

El País

"Los socialistas se plantan ante Junts y ERC por referéndum". Tranquilos chicos, seguro que hoy o mañana Sánchez cambia de posición política, ya le conocen. El periódico ultrasanchista se pone muy campanudo. "PSOE y PSC lanzan un comunicado en plena negociación para cortar cualquier debate sobre la posibilidad de pactar la autoderminación. El eje de la negociación sigue en la amnistía". Cuando rectifique el jefe, que lo hará en breve, a ver cómo lo explican. No se puede ser contundente cuando te manda un psicópata embustero.


No resalta especialmente las tortas del matón socialista a Almeida. "Dimite el concejal socialista Daniel Viondi por darle tres toques en la cara a Almeida". Ninguna valoración del periódico y la noticia ni siquiera abre la sección de Madrid.


José Andrés Rojo comenta el pleno de la investidura de Feijóo. "Puesto que se sabía el resultado, los diputados pudieron haber mostrado sus posiciones y desplegado sus argumentos, pero el Partido Socialista eligió la bronca". Ya ve, señor Rojo, es lo que tiene tener por jefe a un macarra de bar.


Juan José Millán opina que "la conducta del diputado Óscar Puente, que actuó en nombre del PSOE durante la sesión de investidura del pasado martes, fue de una crueldad que, además de excesiva, resultó inútil. Es cierto que el candidato se quedó sin palabras al verse en el espejo que le puso delante el socialista, pero a lo largo de la tarde se fue recuperando y a la noche ya estaba convencido otra vez de ser un tulipán". Feijóo se quedó sin palabras ante la agresividad de Puente. Cualquiera se hubiera quedado igual.

ABC


"Juts y ERC pactan no investir a Sánchez sin amnistía y negociación del referéndum". Que sí, pesados, que tendréis lo que queráis. Sánchez necesita unos días para buscar alguna palabreja o sitagma que pueda colar. Como dice Carlos Herrera, "son pasos de baile". "Junqueras se hace el ofendido para sembrar una cierta inquietud; Sánchez se hace también el inquieto para dar la impresión de que no todo está cerrado y que navega entre aguas turbulentas por la estabilidad de España. Es mentira. Es postureo. El acuerdo entre unos y otros está cerrado y todo dependerá de los términos legales que los leguleyos del Gobierno puedan alcanzar".


"Los 100 minutos para fulminar a Daniel Viondi, el amigo «macarra» de Pedro Sánchez que propinó tres cachetes a Almeida". "Viondi siempre fue un perfil polémico dentro del PSOE y, hace años, mantenía una buena amistad con Pedro Sánchez, cuando coincidieron en el Ayuntamiento de Madrid entre 2004 y 2009. Viondi era «el hombre de Sánchez en Madrid», según ha podido saber ABC, aunque «se ha enemistado con medio partido»". "Dales fuerte, my friend", le decía Sánchez. Y el tío obedeció la orden.

La Razón

"El PP demanda cambios a Feijóo en la nueva etapa". "El líder de los populares consolida su liderazgo, pero en el partido esperan un refuerzo en su equipo de dirección, ajustes en la estrategia y un giro de la formación en el País Vasco y Cataluña". Anson se deshace en cariñosas alabanzas a Feijóo. "Alberto Núñez Feijóo se lo jugaba todo en el debate de investidura. Una intervención mediocre ante el Congreso de los Diputados significaba su liquidación en el Partido Popular. Pero estuvo magnífico". Puede estar contento Feijóo.


Sandra Golpe está muy afectada. "Vivimos tiempos críticos a todos los niveles: económico, social, político". "La violencia estalla en las aulas; la violencia se palpa -incluso- en las intervenciones de ciertos políticos. Y no me tengo que remontar al pasado remoto. Ayer mismo, un diputado «palmeó» la cara a un alcalde, y tuvo que ser expulsado de su partido (días atrás, el susodicho había amenazado con arrancarle la cabeza a otra persona de esa cámara). ¿Qué podemos pensar de un país en el que, quien más insulta, sabe que tiene ganado su minuto de gloria en los informativos?". Pues nada, no podemos hacer nada. Tuvimos una oportunidad el 23-J y la desperdiciamos. Y por cierto, a Lobato se le está poniendo cara de Tomás Gómez.

En España

    0
    comentarios