Menú

Cospedal ignora el caso Bárcenas y destaca la "fortaleza" del PP

El PP consuma su estrategia: nadie habló de Bárcenas en su escuela de verano. Cospedal pidió "unidad" y rechazó "censuras previas".

38
El PP consuma su estrategia: nadie habló de Bárcenas en su escuela de verano. Cospedal pidió "unidad" y rechazó "censuras previas".
María Dolores de Cospedal, durante la clausura de los cursos de Gandía del PP | Tarek/PP

El PP cerró su escuela de verano con el perfil bajo que ha mantenido durante los tres días de debates e intervenciones. La intención, conseguida, no era otra que ignorar a Luis Bárcenas y con ello evitar también hacer caso a la transcripción de las declaraciones ante la autoridad judicial de dos de sus piezas clave en el organigrama interno. Ni Javier Arenas ni María Dolores de Cospedal, que no coincidieron en el tiempo, quisieron pronunciarse. Tan sólo la voz entrecortada pero contundente de la viuda de Oswaldo Payá, en favor de Ángel Carromero, pareció despertar a los populares del letargo.

Ningún alto cargo ofreció grandes titulares ni se saltó el guión establecido. Una hoja de ruta que ha pasado, irremediablemente, por vender la imagen de un Gobierno que ha cumplido con su palabra de avanzar hacia la salida de la crisis. "Dicho y hecho", ha sido el eslogan. Un efusivo Critóbal Montoro llegó a afirmar que la recuperación está siendo tan rápida que ningún estudio nacional o internacional lo preveía, lo que calentó de inmediato las redes sociales. En la clausura, la número dos del PP no fue tan efusiva, pero siguió el camino marcado, y sacó pecho de que ahora hasta "el presidente de Estados Unidos da la enhorabuena" a Mariano Rajoy en el G-20.

"Tenemos la suerte de contar en España con un presidente que puede pasear por todo el mundo defendiendo el interés de España con la cabeza muy alta. Hoy, a diferencia del pasado, si se encuentra con Barack Obama nos da la enhorabuena por lo que hace el Gobierno. Y si se encuentra con el presidente del BCE, Mario Draghi, le dice que España lo está haciendo muy bien. Esto acaba de pasar. ¿Hace cuánto tiempo que no nos felicitaban?", destacó con orgullo y recibiendo el aplauso de los jóvenes que han participado en el cónclave.

Defiende un PP "fuerte"

Frente a ello, la número dos de los populares situó a la oposición, y en especial al PSOE. "Si no está a la altura de las circunstancias", planteó, el PP seguirá otorgándole al Gobierno una mayoría sólida y sin fisuras. "Le quiero pedir al PSOE que no haga de la política del insulto una razón de ser (…) No se puede decir a los ciudadanos que no piensan pactar nada cuando lo que reclaman es unidad. Que no le den la espalda a los votantes socialistas", fue su argumentación. Aunque, de igual forma, aseguró que los populares "van a cumplir su responsabilidad".

De hecho, si algo quiso dejar claro Cospedal fue la "fortaleza" del PP en estos tiempos de turbulencias. Lo repitió varias veces a lo largo del discurso: Rajoy puede estar tranquilo porque Génova está "fuerte" mientras "hay otros que se quieren entretener hablando de muchas cosas". Y lanzó un mensaje a navegantes: lo único importante, a su juicio, es la "economía".

Debate sobre listas abiertas

Fue la única referencia velada a la crisis que sufre el partido por la trama Bárcenas. Pero Cospedal no le citó ni tampoco dio explicaciones por sus palabras ante el juez. No obstante, sí quiso terciar ante la petición de listas abiertas que siguen haciendo algunos cargos del PP -así lo hicieron este mismo viernes- utilizando los propios estrados de la formación: "No tenemos censuras previas", defendió a tenor de los debates celebrados. "Hay una completa libertad a la hora de exponer las ideas y eso sí es creer en la democracia y en la libertad".

Por último, Cospedal también ofreció la posición del partido del Gobierno ante el desafío catalán. Aunque Rajoy se encuentra inmerso en plena negociación y ha optado por rebajar el tono en aras de conseguir acuerdos, su número dos en el PP quiso ser clara: "Tenemos una gran nación y sobre ella decidimos todos los españoles", enfatizó. Y, por ello, emplazó a Artur Mas sin citarle: "Si alguien quiere cambiar la Constitución que vaya de frente". Esto es, le recordó que un referéndum siempre tendía que ser a nivel nacional pero nunca podría convocarse por una sola comunidad.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation