Menú

Rajoy asegura ante Obama que "no se producirá" la secesión de Cataluña

Obama elogia "el gran liderazgo" de Rajoy aunque recalca que el paro es todavía un"desafío". El presidente pide más inversiones.

55
Obama elogia "el gran liderazgo" de Rajoy aunque recalca que el paro es todavía un"desafío". El presidente pide más inversiones.
Rajoy y Obama, sonrientes, en la Casa Blanca | D. Crespo

España va por el buen camino y es gracias a su Gobierno. En síntesis, pero con más énfasis si cabe, ése fue el mensaje que transmitió Barack Obama al mundo tras su reunión con Mariano Rajoy en la Casa Blanca. Era la primera visita y el despacho no duró más de una hora, pero las expectativas de la diplomacia patria se cumplieron con creces. Tanto que el estadounidense elogió "el gran liderazgo" del presidente y dio al país por "estabilizado" económicamente.

Era el titular que ansiaba el Gobierno y que, en su opinión, marca un punto de inflexión. Ahora, llega el momento de la recuperación y las palabras de Obama no hacen sino refrendar esta tesis. Rajoy llegaba puntual al ala oeste de la Casa Blanca, tras honrar en el cementerio de Arlington a los soldados americanos caídos en combate. Su objetivo: que la economía centrara la conversación con su homólogo -asesores mediante- y que, en la posterior comparecencia conjunta, se produjera el gesto de respaldo.

"España se ha estabilizado pero persisten grandes desafíos. Prometemos seguir trabajando en una mayor estabilidad y crecimiento", defendió un complaciente Obama, que recibía al mandatario español tras meses de espera y muchas gestiones por parte de Moncloa. El líder estadounidense destacó los "grandes avances" de España y dio por resueltas las dudas que hasta hace no mucho se posaban sobre nuestra economía.

Sobre Cataluña: "Lo vamos a superar"

La visita no podía estar saliendo mejor para Rajoy, obsesionado por centrar el debate público en la economía y en los indicadores positivos. Pero en la única pregunta permitida a la prensa española, el presidente tuvo que volver a dar su opinión sobre la amenaza secesionista en Cataluña, y los titulares cambiaron. La ruptura "no se va a producir", zanjó el jefe del Ejecutivo en presencia de Obama.

El presidente no modificó su discurso ya conocido, pero el escenario y ante quién estaba dieron máxima relevancia a sus palabras. "La inestabilidad política y la incertidumbre no ayudan a la recuperación", pronunció. Esto es, la secesión "es mala" principalmente para el más pequeño -en relación a Cataluña- y la clave para desatascar el problema es volver "al sentido común".

"Es evidente que todo eso lo vamos a superar y, desde luego, lo peor sería que algún día, cosa que no se va a producir, esas pretensiones se plasmaran en realidad, porque entonces sería muy malo pero, sobre todo, para el más pequeño, con dificultades de todo tipo", volvió a poner encima de la mesa, con la prensa internacional tomando nota de sus palabras. En el Gobierno siguen creyendo que finalmente Artur Mas dará un paso atrás y no convocará formalmente la consulta, lo que llevará a Cataluña a nuevas elecciones.

El paro es "el gran desafío"

Al margen de la cuestión catalana, sobre la que Obama no se pronunció, los mandatarios pusieron de manifiesto las buenas relaciones bilaterales hasta el punto de que, en materia de seguridad, "la colaboración nunca ha sido más fuerte", en palabras del líder estadounidense.

Queda, en todo caso, margen para mejorar en materia económica. Así, Rajoy reclamó más inversiones, a lo que Obama se comprometió a un trabajo conjunto para salir de la crisis y habló de un acuerdo de libre comercio con la Unión Europea. El mayor problema, coincidieron, sigue siendo el desempleo. "El gran desafío", le dijo Obama. "Es aún el gran problema, pero el esfuerzo hecho será positivo para todos los españoles", respondió. También coincidieron en seguir reduciendo el déficit público.

La economía será, todavía más si cabe, el eje de la segunda parte de su estancia en Washington. Nada más verse con Obama, el presidente se trasladó a la sede del Fondo Monetario Internacional para despachar con su directora, Christine Lagarde. Ya el martes, mantendrá varios encuentros con empresarios norteamericanos en los que podrán plantear sus dudas sobre la situación económica.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation