Menú

Rajoy achaca el 24M a la corrupción y "el martilleo continuado" de los medios

Promete cambios pero proclama que, "en lo sustancial", ha cumplido con su "deber". Será candidato, ha insistido, y se ve, de nuevo, presidente.

343
Promete cambios pero proclama que, "en lo sustancial", ha cumplido con su "deber". Será candidato, ha insistido, y se ve, de nuevo, presidente.
Rajoy en Sitges | EFE

Mariano Rajoy se ve cosechando "una confianza muy amplia" en las próximas elecciones generales. Antes, prometió que rectificará todo aquello que no funciona, aunque seis días después del 24M siguió sin dar detalles. "A veces se nos pide que en 24 horas tomemos decisiones, pero a mí me gusta estudiar bien las cosas (…) no es lo mismo dar una opinión que tomar una decisión", zanjó en la clausura de la reunión el Círculo de Economía, en lo que se convirtió en una clara reprimenda en clave interna.

El presidente nunca ha fallado a la cita de Sitges con los empresarios. "Es la última vez en esta legislatura que estoy con todos ustedes. El año que viene mi intención es volver, si ustedes me invitan, en la misma condición que hoy", afirmó tanto al iniciar su intervención como al terminar el coloquio. Esto es, quiere ser candidato a la Moncloa, y aspira ganar las generales. "Trabajaré" en este sentido, se reafirmó ante el poder económico catalán, que le apoyó en los peores momentos de la crisis económica. "En lo sustancial, creo que he cumplido con mi deber", proclamó en dos ocasiones.

Precisamente, ante este colectivo, Rajoy quiso enfatizar que los cambios prometidos no afectarán en ningún caso a su política económica. Fue uno de sus mensajes cardinales, el que "hay que perseverar" porque las cifras demuestran que se va por el camino correcto. "España ha resistido las adversidades, se ha rescatado a sí misma y ha completado las reformas que nos están llevando a la recuperación", resumió, sacando pecho pecho de su gestión. "Dije que no se iban a tocar las pensiones, y así fue", insistió.

Más empleo en mayo

Partiendo de la base de que "los efectos de la crisis hacen un daño que van más allá de la duración de la propia crisis", el jefe del Ejecutivo destacó que ha llegado el tiempo de las buenas nuevas. Así, avanzó que los datos de empleo y de la Seguridad Social relativos al mes de mayo serán muy positivos. "Una gran alegría", según sus propias palabras. También pronosticó una nueva bajada de impuestos en 2016, aunque en ningún caso hizo referencia al IVA.

Rajoy cree que es fundamental "que no se reviertan las reformas" y España "mantenga los compromisos de reducción del déficit". "Sería un auténtico disparate", a su juicio, romper lo ya acordado con la Unión Europea. Aunque, salvado el plano económico y sin que nadie le preguntara, confesó que el domingo pasado "tuvo lugar un proceso electoral del que, como presidente del partido, no puedo estar satisfecho". El retroceso "ha sido significativo", por lo que "hay que tomar nota, analizar profundamente el mensaje que nos han transmitido, corregir los defectos y continuar con las tareas que tenemos pendientes".

Los empresarios le aplaudieron y elogiaron su "esfuerzo" por sacar a al país de la crisis, pero le pusieron deberes. De la veintena de preguntas dirigidas al presidente se desprende que la economía ha dejado de ser la principal preocupación. Antón Costas, el presidente del Círculo, le abordó sobre la corrupción, la "democratización de los partidos y sus mecanismos de financiación", la reforma de la administración pública y, como no, la del Estado. "El independentismo está ahí y es legítimo", según dijo, reclamando que "los catalanes digan si están cómodos, o no" en el sistema vigente.

Rajoy no se pilló los dedos. Tras intentar poner el foco en el PSOE, subrayando que lo más "sorprendente" del 24M es la pérdida de los votos de los socialistas tras la legislatura de los ajustes del PP, evitó concretar posibles cambios y, en varias ocasiones, vendió los que considera sus logros.

"El martilleo continuado de todos los casos de corrupción en las televisiones nos ha hecho daño, y también la forma de tratarlo", aseveró, atribuyendo los malos resultados electorales a la corrupción. Si bien, a renglón seguido, dio a entender que se ha hecho todo lo necesario en este sentido. Incluso defendió que "los partidos hemos sido más ágiles y cuando algunas personas se han visto involucradas -en casos relativos la corrupción- hemos toado decisiones". Nada avanzó sobre la posibilidad de abrir el partido a los militantes, como se pide en amplios sectores del PP, por ejemplo en Madrid.

Sobre la reforma de la administración, vino a culpar a los medios de no dar publicidad a los ajustes que está acometiendo el equipo que dirige Soraya Sáenz de Santamaría. "Lo que es más difícil es que cale lo que se está haciendo (…) puede parecer no excesivamente emocionante", apostilló, no sin recalcar que se "han suprimido infinidad" de entes innecesarios.

Cataluña, tras las generales

El melón de la financiación autonómica se abrirá tras las generales, pero no se hará "en beneficio de Cataluña sino del conjunto". "El problema es entrar en los detalles", dijo, aunque partiendo de la base de que -a su juicio- no se han de tocar los conciertos de País Vasco y Navarra. En cuanto al órdago separatista, rechazó las "decisiones unilaterales y burlar la legalidad", y lamentó que se puedan celebrar elecciones anticipadas en septiembre. "Estoy dispuesto a hablar", aunque recalcó que será ya en la próxima legislatura.

El PP y su gabinete aguardaban con expectación su discurso, pero su entorno reitera que los cambios no serán inmediatos. "El Gobierno está en una nube", se quejan desde Génova. "Tenemos cosas que cambiar y lo haremos, pero no la política económica, sería un error fundamental", remató Rajoy, que en privado ha mostrado su enfado con los barones que se han movido los últimos días. Nada aclaró sobre María Dolores de Cospedal, en el epicentro de todos los comentarios, y quiso transmitir tranquilidad. "Nadie le va a marcar los tiempos", dicen los suyos, tras una semana de histórica convulsión interna.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation