Menú

Rajoy y Albiol al unísono: el voto "útil" en Cataluña es al PP y no a Ciudadanos

El PPC transmite unidad alrededor de Albiol, que proclama que la del PP "es la alternativa más clara" para garantizar una Cataluña en España.

88
Vestidos de forma informal, los dirigentes populares antes del acto | PP/David Mudarra

Hecha la fotografía de unidad, Mariano Rajoy y su recién elegido candidato lanzaron al unísono su primer y principal mensaje de cara a las elecciones catalanas, que en principio se celebrarán el próximo 27 de septiembre. "Hay distintas alternativas pero la alternativa más clara que puede garantizar" que Cataluña siga formando parte de España "es la del PP", destacó Xavier García Albiol en su puesta de largo.

Antes, el Comité Electoral Nacional cumplía con la formalidad de designarle cabeza de cartel y Rajoy hacía reunir en Castelldefels tanto al Comité de Dirección del PPC como al de campaña para dar la mayor sensación de consenso. En la foto, también Alicia Sánchez Camacho, apartada como número uno de la lista pero que seguirá siendo presidenta regional hasta 2016.

El presidente quiso transmitir la idea de que la decisión la tomó el PPC, la propia Sánchez Camacho, pese a que lo cierto es que él ha impuesto su criterio. En las negociaciones también fueron actores clave Jorge Moragas y María Dolores de Cospedal, que formaron parte del séquito presidencial que se trasladó este miércoles a Cataluña. Ante la presión, y pese a que en un primer momento su entorno la dio por candidata, Sánchez Camacho aceptó el veredicto de Rajoy, que se apoyó principalmente en las encuestas internas.

Así, pasado el trance, el PPC se reunió alrededor de García Albiol para dar una imagen de unidad sin fisuras. De altura de miras ante un momento histórico. Tan importante que el propio candidato aseguró que "vamos a afrontar las elecciones más importantes de la historia de la democracia" con dos bloques bien diferenciados. Por un lado, los rupturistas y, por otro, quienes siguen defendiendo la vigencia de la Constitución.

El exalcalde de Badalona no criticó directamente a Ciudadanos, pero quiso transmitir como idea central de su intervención que el PP, con Rajoy en la Moncloa, es "el único capaz de garantizar" el sistema vigente. "Es evidente", subrayó, recalcando que en su proyecto caben desde "uno que se sienta más catalán que español" a "federalistas o autonomistas", pero siempre acatando el cumplimiento de la ley.

Rajoy recogió el testigo, para incidir en esa tesis. Si bien, antes quiso aclarar su postura ante el desafío separatista. "La ley se va a cumplir y, si alguien quiere incumplirla, tendrá un problema", advirtió a Artur Mas. Si bien, su aviso no fue acompañado de una explicación sobre su hoja de ruta en caso de ilegalidad. Mentó la Constitución, pero no como herramienta de protección de la soberanía nacional. "El PP no va a estar nunca del lado de quienes quieren liquidar" las normas de juego, insistió el jefe del Ejecutivo.

En su opinión, los comicios han de suponer "el comienzo de la salida del túnel y de la superación de las divisiones". Y de ahí que ensalzara la figura tanto de Albiol como de Andrea Levy, la número dos de la candidatura y flamante vicesecretaria general de Estudios y Programas. Ella también estuvo en la instantánea y, tal y como avanzó este diario, cargos de la dirección entienden que podría convertirse en la nueva líder del PPC en el congreso de 2016.

Rajoy, que tampoco citó a Ciudadanos, remató su breve intervención asegurando que "el apoyo del PP será lo más útil" si se quiere acabar con la confrontación y conseguir que la Generalidad vuelva a preocuparse "de los problemas reales de la gente". Informalmente, altos cargos del Gobierno y del partido admiten que tras el 27S no descartan contactos con Albert Rivera e Irene Arrimadas para tratar de entablar una especie de alianza, si bien a día de hoy el objetivo es conseguir darle la vuelta a las encuestas.

Según los sondeos internos, García Albiol es el que tiene más posibilidades de evitar el desastre. "Tiene las ideas muy claras, lo que es muy importante y la gente lo valora", en palabras del propio Rajoy, que hasta la fecha no se había caracterizado por su proximidad con el que fuera regidor de Badalona. Para el acto de apoyo se eligió una localidad en la que ganó el PP, Castelldefels, pero en la que el PSC se alió con una amalgama de formaciones y hoy ya forma parte de una asociación secesionista pese al rechazo de la población.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco