Menú

Rajoy vería un éxito lograr 4 escaños menos que Sánchez Camacho porque "venimos de muy abajo"

Los estrategas del PP ponen el foco en "el cinturón rojo" de Barcelona y creen que el CIS se equivoca: ven factible los 14-15 escaños.

20
Rajoy vería un éxito lograr 4 escaños menos que Sánchez Camacho porque "venimos de muy abajo"
Rajoy, con Sánchez Camacho | EFE

Mariano Rajoy juega a la carta de la transversalidad del voto constitucionalista. Y aspira a un resultado mejor que el dibujado por el CIS, que no da al PP más de 12-13 escaños en el Parlamento regional cuando actualmente tiene 19. En Génova y en la candidatura de Xavier García Albiol trabajan con otra horquilla: 14-15 representantes. Menos, admiten, sería un fracaso.

Así, de primeras, la cúpula nacional asume que es muy difícil reeditar el resultado electoral alcanzado por Alicia Sánchez Camacho. Más aún, que llegar a los 15 ya podría interpretarse como un éxito. El argumento esgrimido es que las perspectivas electorales eran terribles antes del verano. "No más de siete escaños", según el entorno de Albiol y del propio Rajoy. "Venimos de muy abajo".

Con el cambio de rostros -el presidente designó a Albiol a finales de julio-, el PP fue subiendo en las encuestas internas. Un punto semanalmente, según los estrategas del partido. "El escaño 15 es difícil, pero posible. La clave es la participación", resumía un cargo próximo a Rajoy, ya con los datos del CIS en las manos.

Hecha la radiografía de situación, el Comité de Dirección parece tener muy clara la estrategia para la campaña de las catalanas. Y su primer objetivo pasa por desgastar al máximo al PSC por su política de pactos para así captar a su votante descontento. "Nos fijamos en el área metropolitana de Barcelona, en el tradicional cinturón rojo, donde no gusta que los socialistas pacten con la CUP", explican desde la cúpula a este diario.

Para el PP, el ejemplo de Badalona "y el de otros 70 municipios" es más que suficiente para poner a los socialistas en un brete. "Si su votante quiere votar por la unidad de España, no puede quedarse en el PSC", arguyen. "Ésta es vuestra casa", les dijo Albiol en su puesta de largo ante Rajoy.

Con Ciudadanos, serán más cautelosos. Pero "hay votantes de Albert Rivera que están cabreados por su estampida", y ésa será la línea de ataque, aunque siempre rebajando el tono, toda vez oficiosamente reconocen que tras el 27S "habrá que sentarse" a negociar. En este sentido, Albiol defenderá su propuesta de acuerdo con cinco puntos básicos en defensa de la unidad del país.

Precisamente, la figura de Albiol es otro "gancho" a ojos de la cúpula nacional. "En Badalona, ya se llevó a los votantes del PSC y Ciudadanos". Y el plan es reeditar lo ocurrido allí "con la claridad en su discurso". Por eso, molestó tanto la propuesta de José Manuel García-Margallo de reformar la Constitución para encajar "el hecho catalán", que no compartieron las estructuras nacional y regional. "Hay que ser serios y no nos tienen que temblar las piernas ante quienes están chantajeando al Estado", le contestó Antonio Gallego, número tres de la lista, en esRadio.

Por último, la presencia de Rajoy en Cataluña supone otra de las patas de la estrategia. Acudirá a todas las provincias -este mismo domingo estará en Lérida- y hasta en dos ocasiones pedirá el voto por Albiol en Barcelona. "Vaya usted a votar para que no voten otros por usted", será uno de sus mensajes. "Tenemos que conseguir que quienes nos votan en las generales, también lo hagan en las catalanas", explican. Y de ahí que, a puerta cerrada ante el Comité Ejecutivo, el presidente insistiera: "Hay que movilizar".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation