Menú

El 'Parlament' responde al TC: la proclama separatista es un deseo "no vinculante"

Los servicios jurídicos de la Cámara tachan la declaración de "simple instrucción indicativa" mientras Mas promete a la CUP que incumplirá las leyes.

(Barcelona)
56
El 'Parlament' responde al TC: la proclama separatista es un deseo "no vinculante"
Pleno del Parlamento Catalán en el momento de la aprobación de la resolución de ruptura el pasado 9 de noviembre | EFE

La estrategia de la coalición separatista entre CDC y ERC es doble. Mientras Mas promete a la CUP que desobedecerá las leyes y los fallos de los tribunales españoles, los servicios jurídicos de la cámara catalana alegan que la soflama separatista del pasado 9 de noviembre es papel mojado, una declaración de intenciones, "la expresión de un deseo", una "aspiración sin carácter vinculante", una "simple instrucción indicativa", nada de lo que preocuparse ni que fuerce al gobierno regional a desobedecer ninguna ley o fallo judicial.

Sin embargo, tanto "Junts pel Sí" como la CUP alegan que la resolución aprobada por ambos grupos en el parlamento autonómico es un "mandato democrático" que les conmina a desconectar con el resto de España. En parte, el recurso de los servicios jurídicos recoge ese planteamiento, que el "apoyo ciudadano a los programas electorales ha configurado un parlamento con amplia mayoría para iniciar ese proceso", pero destacan que la propuesta de resolución no tiene "efectos jurídicos" ni obliga al ejecutivo regional a cumplirla.

Es decir, que el 9 de noviembre se aprobó en el parlamento catalán la desconexión, el inicio del proceso de independencia, el comienzo de un proceso constituyente, la creación de una nueva legalidad al amparo de "un estado independiente en forma de república", pero todo fue pura retórica, según los abogados de la cámara. Y como no se puede presuponer que el gobierno de Mas vaya a hacer nada de lo que se le reclama en esa proposición (aunque él anuncie que sí y que más), la soflama es constitucional porque la Constitución ampara la posibilidad de proponer marcos legales contrarios a ella. El parlamento ha agotado el plazo legal para presentar su recurso.

Asamblea de la CUP sólo deliberativa

En ese contexto, la CUP prepara su asamblea "nacional" de este domingo en Manresa. Se han acreditado unos 1.600 militantes procedentes de todos los grupos y grupúsculo que forman la Candidatura de Unidad Popular, organizaciones de Baleares y la Comunidad Valenciana y hasta un partido separatista aragonés denominado "Estau aragonés". Los dirigentes de la CUP llevan días diciendo que todas las ofertas de "Junts pel Sí" y todos los "escenarios" serán debatidos en la asamblea, pero que será una reunión de carácter informativo y deliberativo pero en la que no se adoptará ninguna resolución respecto a Artur Mas.

A pesar de que un diputado antisistema, Benet Salellas, procedente de Poble Lliure (el partido que sustituyó al brazo político de la banda terrorista Terra Lliure), ha teorizado sobre la posibilidad de desencallar la investidura de Artur Mas, las juventudes, denominadas Arran, y otro importante sector, el del partido "Endevant" se han mostrado contrarias. En el seno de la dirección colegiada de la CUP comienza a tomar forma la hipótesis de esperar a que pasen las elecciones generales para adoptar una decisión. El plazo vence el 10 de enero por lo que en la CUP se considera que los resultados de las generales pueden dar pistas sobre el apoyo real de la ciudadanía a Convergencia, que ya no concurre con ERC. Si la nueva marca de CDC, "Democràcia i Llibertat", obtiene un resultado aceptable, investirían a Mas, pero si, tal como predicen las encuestas, el partido del heredero de Pujol se hunde, la única salida serían unas nuevas elecciones.

Más noticias sobre el desafí­o separatista en Cataluña en Flipboard

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios