Menú

Pablo Iglesias acorrala a Pedro Sánchez con una propuesta inasumible para el PSOE

Iglesias dobla la apuesta y presenta a Sánchez un programa de Gobierno donde aglutina todo el poder e insiste en el referéndum en Cataluña.

100

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, ya tiene fecha para su debate de investidura. Su intento de ser presidente tendrá lugar el próximo 2 de marzo. Así lo ha acordado con el presidente del Congreso, Patxi López, encargado de hacer el anuncio. Si en las dos semanas y media que restan hasta la fecha, el líder socialista consigue apoyos suficientes y se cumplen todos los plazos, el día 3 miércoles pronunciará su discurso y se convertiría en presidente del Gobierno el sábado 5 de marzo en segunda votación.

De este modo, Sánchez puede disponer del mes (4 semanas) que pidió para poder negociar los pactos necesarios para su investidura. Unos pactos que se complican por momentos. Sus alternativas pasan por seguir las directrices que le marcan sus barones y apostarlo todo a un pacto con Ciudadanos logrando la bendición de PP o de Podemos. O alcanzar un acuerdo con Podemos con el beneplácito de Ciudadanos. Por último, le queda aceptar la propuesta envenenada de Iglesias para ponerse al frente de un gobierno en el que todos los poderes recaerían en su vicepresidente, el líder podemita, y apoyado por Izquierda Unida, las mareas y las fuerzas separatistas.

Así, la irrupción este lunes de Pablo Iglesias y su programa de gobierno de 100 folios donde detalla cómo aglutinará bajo su mando todo el poder a cambio de dejar a Sánchez que ocupe la Moncloa no ha sentado nada bien en Ferraz. Según fuentes socialistas, el partido no esperaba esto. Confiaban en un cambio de actitud por parte del partido morado, creían que rebajarían el tono y presentarían un documento más moderado y conciliador, más aun después de tres semanas desde el órdago con el que Iglesias dejó KO a Pedro Sánchez al ofrecerle la presidencia como "una sonrisa del destino que tendrá que agradecer", y después de la propuesta del Rey para formar gobierno.

Tanto es así que un alto dirigente socialista confesaba a Libertad Digital que, si el tono de la comparecencia de Podemos hubiera sido el adecuado, esta misma tarde se habrían sentado para discutir un pacto. En cualquier caso, los socialistas mantienen la esperanza de que Podemos recule y ceda, sobre todo, en los puntos del referéndum en Cataluña y en dar entrada a Ciudadanos en la negociación.

Euforia en Podemos

En cambio, la euforia sigue instalada en las filas de Podemos. Fuentes del partido morado afirman a LD que, con la propuesta de este lunes y la puesta en escena, Pablo Iglesias consigue recuperar la iniciativa en la "carrera para formar gobierno". Además, insiste en que el programa de gobierno presentado es un documento "muy trabajado y estudiado" y advierten de que no se podrán modificar cosas importantes como el referéndum, la vicepresidencia o las pautas económicas que, tal y como ha destacado ya Libre Mercado, son un calco exacto del programa económico que presentaron para las elecciones.

Lo cierto es que este lunes, Podemos ha vuelto a humillar al PSOE. Pablo Iglesias ha puesto sobre la mesa un documento de propuestas en el que se arroga la vicepresidencia, la supervisión del CIS, el control del CNI y del Boletín Oficial del Estado, así como la Presidencia de la comisión de secretarios y subsecretarios de Estado y la relación del Gobierno con las Cortes Generales. Y se asegura el control absoluto de la Secretaría de Estado de Comunicación.

Por si fuera poco, quizá uno de los puntos más sangrantes para Pedro Sánchez es la insistencia en el referéndum en Cataluña como línea roja infranqueable para los morados, ya que se trata de un punto que se antoja imposible de aceptar para el líder socialista.

Esta propuesta, inasumible para Sánchez, supondría tener dos ministerios más que los actuales y tres miembros más en el Consejo de Ministros. Además, ampliaría el número de secretarios de Estado de los 24 actuales a 33. En definitiva, una nueva humillación de Podemos que sigue intentando enfrentar a Sánchez con los barones críticos.

Reacción socialista

La reacción socialista no se hacía esperar. El portavoz parlamentario del PSOE, Antonio Hernando confesaba la "perplejidad, preocupación y decepción" de su formación tras la aparición estelar de Iglesias y advertía al líder morado de que "no sabe ni dónde está ni qué papel le corresponde en este momento", dijo Hernando. Dirigiéndose directamente a Iglesias decía: "Pablo, no sabes dónde estás y en qué momento nos hemos perdido que el jefe del Estado te haya encargado la investidura".

Tal era el enfado que llegó a comparar a Pablo Iglesias con Mariano Rajoy por no saber quién es el candidato a la investidura y le reprochó "la falta de respeto al tiempo constitucional de Pedro Sánchez y del PSOE y al encargo de la Jefatura del Estado".

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation