Menú

Rajoy, con el lazo morado, se compromete a luchar por la igualdad "sin regatear ni un solo esfuerzo"

Tajani, presidente del Parlamento Europeo, ensalza su perfil político: “Me gusta Mariano porque no habla muchísimo pero hace muchísimo”.

0
Rajoy, con el lazo morado, en Valencia. | EFE

Mariano Rajoy se comprometió a seguir trabajando en la defensa de la igualdad real entre mujeres y hombres "sin regatear ni un solo esfuerzo". En plena huelga feminista, el presidente y sus ministras se colocaron el lazo morado virando por completo la postura del Gobierno. Quienes en su día criticaron el paro del 8-M, callaron o modificaron su discurso. Nadie del PP trastocó su agenda pública, pero no se habló de "huelga a la japonesa" tras la desautorización del presidente. Los organizadores de la cumbre del PP europeo, que se celebra en Valencia, regalaron flores moradas a las mujeres.

"Lo que tenemos que hacer a partir de hoy es continuar trabajando a favor de la igualdad de todos", proclamó Rajoy en dicho foro. Antes de aparecer ante las cámaras, se colocó el lazo morado. "Mientras siga habiendo en cualquier rincón de Europa cualquier desigualdad, el PP europeo no parará hasta que ésta sea erradicada", aseguró ante eurodiputados de esta familia política. "Rajoy es el hombre que cree en la igualdad real y efectiva en España", le aplaudió Dolors Montserrat, su ministra de Sanidad, en otro acto del PP en Logroño.

El Ejecutivo quiso vender la idea de que con el PP en el poder "la bandera de la igualdad ondea con fuerza", aunque todavía quede tarea pendiente. "Es de todo punto increíble que mujeres bien formadas y competentes todavía valen menos que sus compañeros hombres", se quejó María Dolores de Cospedal, que leyó un manifiesto de los populares europeos en defensa de la mujer. En los pasillos del cónclave valenciano, Soraya Sáenz de Santamaría también opinó sobre la cuestión y abogó por reforzar la formación de las personas más jóvenes porque, según afirmó, ve "determinados comportamientos" en los adolescentes actuales que pensaba que su generación "había superado".

Los elogios de Tajani

El pulso separatista también centró la reunión de los eurodiputados del PPE. "Tenemos algunos fantasmas del pasado que vuelven, como el nacionalismo excluyente, una versión del populismo que en España, pero no solo en España, conocemos bien", avisó el presidente, no sin dejar constancia del posible efecto contagio a Francia e Italia. "Europa tiene que tener claro que es imposible tener una convivencia razonable sin respeto a la ley", enfatizó, cosechando el aplauso del auditorio.

Antonio Tajani, invitado estrella de la cumbre, recogió el guante e hizo una encendida defensa de la unidad nacional. "Me gusta Mariano porque no habla muchísimo pero hace muchísimo", afirmó el presidente del Parlamento europeo.

La jornada de trabajo concluyó con una didáctica Santamaría denunciando las mentiras del independentismo. Con gráficos y ejemplos, la vicepresidenta subrayó la necesidad de reforzar la ciberseguridad en la UE para evitar que se reproduzcan "ataques" en las redes como los vividos con la proliferación de noticias y falsas durante el referéndum ilegal del 1 de octubre. Sobre esta cuestión, al menos dos eurodiputados preguntaron a Cospedal por las injerencias rusas. "Es un gigante con pies de barro", dijo, no sin alertar de que "ese país del Este" hará cualquier cosa para "desestabilizar" a la UE.

Por último, fuentes del Ejecutivo auguraron que Roger Torrent tendrá que desconvocar la sesión de investidura el lunes, toda vez el Tribunal Supremo tiene hasta el martes para pronunciarse sobre la posible salida de prisión de Jordi Sánchez.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios