Menú

Pau Gasol y Valentí Fuster arroparán al Rey en su próximo viaje a Cataluña

La Fundación Princesa de Gerona cambia el escenario de sus premios por el veto de la alcaldesa separatista sucesora de Puigdemont.

(Barcelona)
0
Pau Gasol y Valentí Fuster arroparán al Rey en su próximo viaje a Cataluña
Felipe VI y Pau Gasol en el Europeo de baloncesto en 2015. | Cordon Press

Las administraciones catalanas le han declarado la guerra a Felipe VI. El presidente de la Generalidad, Quim Torra, no asistirá, en principio, a la inauguración de los Juegos del Mediterráneo en Tarragona para no coincidir con el Rey. Los portavoces nacionalistas recuerdan día sí y día también el discurso del monarca del 3 de octubre. Le acusan de legitimar la supuesta violencia policial durante el referéndum ilegal y de haber dado la espalda a los catalanes.

Los ayuntamientos también participan en la operación. El de Gerona ha decidido suspender toda colaboración con la Fundación Princesa de Gerona y prohibir el uso del auditorio municipal en el que se entregaban los premios y becas de la entidad en la velada anual de más relieve de la ciudad. La alcaldesa Marta Madrenas, también diputada autonómica, es una de las abanderadas más radicales del separatismo y no está dispuesta a mantener la leal colaboración con la Casa Real en la fundación que era norma hasta el pasado año.

La respuesta de la fundación ha sido la de evitar el choque y trasladar el evento de entrega de premios a un espacio de los hermanos Roca, del restaurante Celler de Can Roca, denominado Mas Marroch, un local con capacidad para quinientas personas emplazado en el municipio de Vilablareix. El Rey estará arropado por Pau Gasol, la nadadora paralímpica Teresa Perales y el cardiólogo Valentí Fuster, que serán los encargados de conducir el acto previsto para el 28 de junio y protagonizarán un debate sobre el esfuerzo, la creatividad y el talento.

La reacción al boicot de las autoridades separatistas es un cambio radical de formato, toda vez que el año pasado el acto estuvo presidido por los Reyes y contó con la presencia del entonces presidente de la Generalidad, Carles Puigdemont. Fue una ceremonia tensa, pocas semanas antes de los atentados de agosto y el golpe de Estado, si bien los representantes separatistas mantuvieron las formas. La alcaldesa Madrenas, por ejemplo, aplaudió todos los parlamentos.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios