Menú

Movimientos de Santamaría y Cospedal ante la fuerte irrupción de Casado

El COC "no" está investigando a Casado. El PP financiará la campaña de sus candidatos y ayudará a los que tengan menos medios, pero no habrá debate.

0
Casado, haciendo campaña en León | EFE.

El equipo de Pablo Casado, que este sábado iniciará su campaña junto a Alberto Núñez Feijóo en Galicia, cree que tiene opciones reales de ganar en caso de superar el primer corte el próximo 5 de julio. En el PP, incluso sus detractores reconocen que su irrupción en el proceso de sucesión de Mariano Rajoy está siendo potente. Primero, presentando más de 5.000 avales. Después, echándose a la carretera para recorrerse España con una buena acogida en la calle y en las sedes. "Se ha saltado las normas internas", se deslizó por parte de las candidaturas rivales.

El análisis que hacen en el entorno de Casado es simple. Si llega al Congreso Extraordinario como candidato, recibirá el apoyo de la tercera candidatura en liza. Esto es, de María Dolores de Cospedal si es Soraya Sáenz de Santamaría quien gana el 5 de julio o viceversa. "Aunque ahora estén disimulando, su enemistad es real y está ahí. Hemos visto volar cuchillos todos estos años y esa rivalidad nos puede ayudar", explicaron las fuentes consultadas. La tesis es compartida por algunos barones del partido consultados por este diario. "La batalla entre Cospedal y Soraya puede beneficiar a Pablo", en palabras de un líder regional.

La fuerza de Casado provocó los primeros movimientos del resto de candidaturas. Unos y otros alimentaron sospechas sobre sus avales. "Igual no son tantos", filtraron desde los equipos de Cospedal y Santamaría. Además, hubo quejas por el hecho de que "ya esté de campaña" antes de que se inicie oficialmente, cosa que ocurrirá este sábado. El jueves estuvo en Castilla y León y el viernes en la Comunidad Valenciana. Y, para rematar, el lastre sobre sus estudios. "Sería una irresponsabilidad que haya dado este paso si luego se le complica el tema de su máster", afirmó un exministro. "Si sale algo de aquí al congreso, sus posibilidades disminuirán drásticamente", añadió un barón autonómico.

Unas incipientes críticas que llegaron tras el intento tanto de Cospedal como de Santamaría de atraer a Casado. La propia secretaria general confirmó que le tanteó para sumarle a su lista mientras que la exvicepresidenta utilizó a cargos con los que tiene una buena relación para plantearle una oferta. A ambas el diputado por Ávila contestó que su intención es llegar "hasta el final", aunque las fuentes consultadas no descartan en absoluto que lo vuelvan a intentar.

"Es importante que la gente participe en libertad" y que "no haya indicación de voto por parte de las direcciones regionales y provinciales", exigió Casado en TVE, ante las primeras denuncias internas de presiones. "No es necesario hacer posicionamientos ni pedir a la gente que se retrate", insistió, a pesar de que destacados dirigentes de la formación ya se han situado al lado de Cospedal o Santamaría.

El PP financiará las campañas

La comisión organizadora del congreso tomó nota. En su primera rueda de prensa, Luis de Grandes censuró que las organizaciones territoriales hayan cedido medios a las aspirantes –no dio nombres– cuando la campaña no comienza hasta el sábado y, ante el lío de los avales, se comprometió a dar el número total aportado por los aspirantes, aunque no dijo cuándo. Además, un portavoz autorizado negó que se haya abierto ninguna investigación a Casado ni que haya recibido formalmente ninguna queja y dio 24 horas al valenciano José Luis Bayo para que solucione "los errores" cometidos en su presentación y pueda ser candidato.

El COC intentará que exista equilibrio y por ello financiará la campaña de los candidatos, ayudando más a los que tengan menos medios. El PP pondrá a su disposición recursos materiales y económicos para su campaña, desde las propias sedes del partido a otras cuestiones como por ejemplo coche con chófer si lo necesitan. Lo que no habrá finalmente será un debate organizado por Génova entre todos como inicialmente se propuso ante el rechazo de quienes en teoría lideran la pugna, un extremo que criticó duramente José Ramón García-Hernández. Sí se trabaja en un cara a cara entre los vencedores de la votación del 5 de julio, informaEFE.

Hasta el lunes, los afiliados que quieran introducir su voto en la urna podrán inscribirse para ello. La cuota que tendrán que pagar para estar al corriente de pago es de 20 euros. Según el COC, el partido tiene actualmente más de 860.000 militantes, pero existe una honda preocupación entre los candidatos por el "número real" de simpatizantes que podría participar en el proceso.

En España

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios