Menú

El día que Podemos echó en falta el pin parental

La diputada Lorena González Guerrero denunció en agosto de 2018 que los colegios de Castilla y León enseñaban un libro de finanzas para niños.

0
La diputada Lorena González Guerrero denunció en agosto de 2018 que los colegios de Castilla y León enseñaban un libro de finanzas para niños.
Irene Montero, este fin de semana, con su hijo en un acto de Podemos | EFE

No han sido pocos los padres que se llevaron las manos a la cabeza cuando escucharon el pasado viernes en el Consejo de Ministros a la titular de educación Isabel Celaá decir que "los hijos no pertenecen a los padres", para justificar su negativa a la propuesta del pin parental (sistema que permitiría a los padres vetar determinadas asignaturas no curriculares impartidas en los colegios de sus hijos).

La flamante vicepresidenta de igualdad del gobierno de Sánchez, Irene Montero, aprovechó su primera comparecencia tras el Consejo de Ministros para proclamar con solemnidad que:

Los hijos e hijas de padres o madres machistas tienen el mismo derecho que cualquier otro niño o niña a ser educados en libertad en el feminismo y la igualdad, y en los valores que ya hace mucho tiempo que la humanidad consideró que eran los valores que nos permiten a todos y a todas tener una vida digna de ser vivida.

Los niños de padres homófobos o machistas tienen derecho a recibir educación afectivo sexual, saber que pueden amar a quienes quieran y cuando quieran. La educación en valores igualitarios es uno de los pilares de la democracia y de este Gobierno.

Aplicando su propia retórica quizá podría haber dicho que "los hijos e hijas de padres o madres comunistas tienen el mismo derecho que cualquier otro niño de ser educados en los conceptos del ahorro y el respeto a la propiedad privada", pero, lástima, parece que no estaba en su guion.

Contra las finanzas personales

Y tiene un por qué. No es descabellado pensar que hace no tanto tiempo, los miembros de Podemos hubieran querido hacer uso del famoso pin parental para vetar contenidos relacionados con el ahorro, el trabajo y la inversión en los planes educativos en Castilla y León.

Fue noticia en agosto de 2018, cuando una diputada de Podemos en esta comunidad autónoma, Lorena González Guerrero, puso el grito en el cielo al descubrir que una de las asignaturas extra curriculares que se impartían en los colegios públicos autonómicos era de finanzas personales para niños.

Entonces, González Guerrero publicó un vídeo en redes sociales, en el que desgranaba los aspectos que consideraba más escandalosos de cuantos recogía el libro Mi primer libro de finanzas personales, en el que se basaba el desarrollo de la mencionada asignatura.

"En la primera página del libro nos encontramos un recuadrito que dice: PRIMEROS TRABAJOS… y dice que en países como EEUU y Alemania, niños como tú tienen su primeros trabajos y que durante su tiempo libre lavan los coches de los vecinos, cuidan perros… a cambio de dinero que muchos deciden ahorrar. Y más adelante vemos qué significa ahorrar, que es guardar dinero para más adelante para cosas que puedas necesitar, como por ejemplo estudiar en buenos colegios o buenas universidades", denuncia González Guerrero.

Esto es "escalofriante" para Podemos. Pero Lorena González Guerrero seguía con su concienzudo análisis del libro y le parecía fatal que el libro dijera que "si el ahorro no lo invertimos ese dinero poco a poco se lo comerá el monstruo de la inflacción (sic). Y nos habla después de ese monstruo de la inflacción (sic)".

La postura de Podemos queda clara al final de la explicación de Guerra:

"Hay muchísimas asociaciones y muchísimos colectivos que llevan muchísimo tiempo que están intentando llevar charlas a los colegios. Charlas sobre medio ambiente, sobre educación sexual, sobre violencia de género, sobre prevención de enfermedades de transmisión sexual. Y eso no. A eso no le abrimos las puertas. Eso sí, a la banca y a la empresa privada le ponemos alfombra roja. Esto es lo que sus hijas y sus hijos tienen en cada uno de los centros públicos de Castilla y León. Que se vayan poniendo las pilas y pensando en ponerse a currar, y no en ponerse a jugar, a aprender, a socializarse, a convertirse en buenas personas, a asumir valores, no no no. Eso ya no".

Lorena González Guerrero fue procuradora de las Cortes de Castilla y León en la anterior legislatura. Nació en 1989 y según su declaración de bienes en el portal de transparencia de Podemos, cuando fue elegida, su patrimonio se limitaba a 42 euros en una cuenta corriente y a la participación en un fondo familiar cuya parte proporcional ascendía a poco más de 6.000 euros.

Ni un sueldo antes de la política

Su experiencia laboral se limitaba a unas prácticas en la Fundación Delicias y en el colegio María Auxiliadora de Salamanca. Nunca, antes de la política, había cobrado un sueldo.

Eso sí, su formación es de técnico superior en educación infantil y graduada en magisterio de educación infantil con mención en educación especial por la universidad de Salamanca. Según ella misma refiere, también presume de ser activista en Marea Verde, movimientos feministas y estudiantiles y de ejercer como tutora voluntaria en distintas ONG y organizaciones educativas para la inclusión de personas con diversidad funcional (TDAH, Autismo, Parálisis Cerebral,...).

Actualmente es concejal electa de Podemos en el Ayuntamiento de Ponferrada y Vocal en la junta de Gobierno del consistorio, debido a que el alcalde del PSOE, Olegario Ramón, alcanzó un acuerdo de gobierno de coalición con Podemos y Coalición por el Bierzo.

En España

    0
    comentarios

    Servicios