Menú

El TSJC abre otra causa por desobediencia contra Torra a tres días de su encuentro con Sánchez

El dirigente separatista volverá a ser investigado por no retirar la pancarta en las últimas generales.

0

Se le complica el calendario al todavía presidente catalán, Quim Torra, que está en manos del Supremo para decidir qué momento es el más adecuado para sus siglas, las de JxCAT, fijar la fecha de las próximas elecciones en Cataluña. Este lunes se acaba el plazo para que su defensa presente un recurso de casación ante el Tribunal Supremo contra la condena de inhabilitación impuesta por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña.

Torra apurará los plazos y en función de si ese recurso es admitido o no por el Supremo, los catalanes podrían ir de nuevo a las urnas o en el mes de junio o en otoño, previsiblemente en noviembre. Pero a Quim Torra se le complica la situación con la última decisión del TSJC que este lunes informa de que abrirá otra pieza por desobediencia contra el dirigente separatista, en este caso relacionada con su negativa a retirar la pancarta a favor de los presos en el mes de septiembre.

La Sala de lo Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha emitido un auto en el que comunica que se ha abierto una pieza separada contra Torra, por un nuevo delito de desobediencia, al no retirar a tiempo la pancarta del balcón de la Generalidad que contenía la frase: "Libertad presos políticos y exiliados" en catalán e inglés junto a un lazo amarillo, colgada durante la última campaña electoral de las generales del 10-N.

En este caso, fue el propio TSJC quien le requirió su retirada a raíz de una denuncian presentada por Impulso Ciudadano contra Quim Torra. La Sala quinta del Contencioso Administrativo de Superior de Justicia Catalán le dio un plazo de 28 horas a partir del 23 de septiembre, y el presidente catalán no accedió a retirar la pancarta hasta 4 días después. "El viernes 27 septiembre 2019 la pancarta, al parecer, todavía lucía en dicha fachada y, también al parecer, no fue retirada hasta que, oficiado por el Tribunal, el Comisario General del Cuerpo de Mossos d’Esquadra, fue este el que procedió a retirarla a las 15:35 horas", dice el auto.

En el escrito, donde se nombra como instructor al magistrado Carlos Ramos Rubio, el TSJC deja claro que se investigará a Torra por un presunto delito de desobediencia "del que existen indicios suficientes" a resoluciones judiciales previsto y penado en el artículo 410 del Código Penal. Un artículo que castiga el incumplimiento con penas de multa de tres a doce meses e inhabilitación especial para empleo o cargo público de seis meses a dos años. Todo a tres días de recibir en la sede del Gobierno catalán al presidente Pedro Sánchez, que tendrá que verse ahora con un presidente investigado por doble desobediencia.

"Venganza", se queja Torra

La respuesta del presidente catalán se ha producido de manera inmediata. Vía comunicado, la oficina de Quim Torra ha lamentado que se trata de una "causa general contra el independentismo motivada por razones políticas" e intenta defenderse asegurando que "en este caso, la pancarta de los presos no se prohibía durante el periodo electoral sino que la orden era la de su retirada de manera permanente".

Torra aprovecha para volver a denunciar un acto "de venganza" y cargar contra el Estado del que dice, tiene un problema "con la libertad de expresión y la defensa de los derechos fundamentales". En este sentido, el presidente catalán, que presume de haber actuado de manera "honesta" anuncia que su defensa tomará "las decisiones oportunas contra este nuevo ataque judicial" que, además será instruido por el mismo magistrado que el anterior.

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Reloj LD