Menú

Vox alerta del desabastecimiento de productos que se avecina y responsabiliza a Sánchez

El partido sale a defender a los transportistas, agricultores, ganaderos o cazadores que se han manifestado por el alza de precios.

El partido sale a defender a los transportistas, agricultores, ganaderos o cazadores que se han manifestado por el alza de precios.
Tractores en la manifestación del campo en Madrid | EFE

Vox alerta contra el previsible desabastecimiento de productos que se puede producir en unos días si el Gobierno no se sienta a negociar con los transportistas, agricultores o ganaderos que se han manifestado el pasado fin de semana por el inasumible alza de precios que perjudica sus negocios. Jorge Buxadé señala a Pedro Sánchez y su equipo como los únicos culpables de que los supermercados empiecen a registrar carencia de alimentos.

"El Gobierno está atrincherado en sus posiciones políticas", ha criticado el vicepresidente político de Vox en una rueda de prensa desde la sede nacional del partido en la que ha advertido de que la estrategia de demonización emprendida por el Ejecutivo contra el campo español incluye culparles del futuro desabastecimiento que se va a registrar en breve. "El Gobierno está imponiendo su ideología por encima de los intereses de los españoles por negarse a negociar", ha dicho.

Vox viene defendiendo desde hace tiempo el concepto de "soberanía energética" o "soberanía alimentaria" para no depender tanto de otros países en la producción de electricidad o el suministro de comida. Una idea que, según consideran, está siendo atacada por los promotores de la Agenda 2030, las "élites de Bruselas" y el resto de partidos políticos que lo secundan. Una ideología a la que se han referido como "la secta climática" que "se está trasladando al bolsillo de los españoles" a través del alza de precios en la luz, el gas o los combustibles.

Vox pide Intervenir el precio de la luz

En este sentido, Buxadé ha reclamado "desacoplar el gas" de la factura energética y que el Gobierno intervenga el precio de la luz para fijar un máximo en base al coste que se registraba antes de que entrara en vigor la Ley de Cambio Climático, a la que responsabilizan del alza de precios que se están produciendo. Es decir, que se fije un precio tope partiendo de los 78 euros el kilovatio hora que costaba en mayo de 2021, en lugar de los 700 euros que ha llegado a alcanzar ahora.

Una idea que el Gobierno ya ha rechazado esta misma mañana al informar de que "buscará otras vías" para intentar reducir la factura de la luz a los consumidores, asfixiados por un precio desorbitado que perjudica especialmente a las empresas, cuyos costes de producción se han disparado.

Vox apuesta además por combinar estas medidas con una reducción de impuestos como el IVA o las tasas aplicadas para las emisiones de CO2 para dar aire a los españoles ante la fuerte crisis económica que se registra.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro