Menú

La psicóloga perseguida por el lobby trans acusa a Irene Montero de ser "la peor ministra que hemos tenido nunca"

La Junta de Andalucía ha archivado la denuncia contra Carola López Moya, para la que se pedían 5 años de inhabilitación y una multa de 120.000 euros.

La Junta de Andalucía ha archivado la denuncia contra Carola López Moya, para la que se pedían 5 años de inhabilitación y una multa de 120.000 euros.
Carola López Moya, psicóloga crítica con la ley Trans | Libertad Digital

Tras meses de incertidumbre, la psicóloga Carola López Moya respira hoy tranquila después de que la Junta de Andalucía haya decidido archivar finalmente la denuncia interpuesta contra ella por dos asociaciones trans que la acusaban de promover terapias de conversión. "Pretendían arruinarme la vida", denuncia esta profesional, que advierte de que lo único que buscan tanto los activistas como la propia Irene Montero es "coartar el debate científico y crítico, imponiéndonos una mordaza en forma de sanciones".

Sus tuits contra la ley Trans impulsada por la ministra de Igualdad la convirtieron en víctima de una auténtica cacería por parte de varias organizaciones que pedían para ella hasta 5 años de inhabilitación y una multa de 120.000 euros. Tras su particular victoria, esta psicóloga andaluza planta ahora cara a Irene Montero, a la que acusa de ser "la peor ministra que hemos tenido nunca", y advierte de que tiene "más ganas que nunca de dar la batalla".

El origen de la polémica

Su historia se remonta a finales de junio del pasado año. En plena polémica por la ley Trans, y después de leer un informe de la Sociedad para la Medicina de Género (SEGM) que advertía de los peligros de la llamada terapia afirmativa y la hormonación en menores, Carola López Moya se lanzó a escribir un hilo de Twitter para explicar su opinión al respecto. El resultado: 26 tuits, en los que, bajo el titulo "La infancia no se toca", defendía que la disforia de género que sufren muchos jóvenes se debe simple y llanamente a una "educación sexista" plagada de "estereotipos", que hace que aquel que no encaje en ellos corra "el riesgo de sufrir acoso por salirse de la norma".

Frente a este problema, la psicóloga denunciaba que "la ley de identidad de género que quiere aprobar el ministerio de igual-dá rompe con la coeducación, protege el sexismo dejando que niños y niñas crean que sus cuerpos están equivocados si se atreven a jugar libremente" y les empuja a una espiral muy peligrosa.

En este sentido, no sólo citaba la dependencia de "medicación de por vida" e "intervenciones irreversibles", sino que alertaba de "una posible iatrogenia (más daño que reparación)". Por último, advertía a los progenitores del riesgo al que se exponían tanto ellos como los profesionales al "indagar por qué una criatura pide ese ‘cambio de sexo’".

Una campaña de acoso y derribo

Sus palabras desataron la ira de varios usuarios, que no dudaron en insultarla y tratar de desacreditarla, mostrando su compasión por los pacientes que acudían a su consulta. Su respuesta fue tajante: "Para aquellos misóginos que se preocupan por mis pacientes porque soy crítica con la identidad de género, decirles que mis pacientes están progresando porque precisamente les ayudo a deshacerse del malestar psicológico producido por el género".

Lo que jamás imaginó es que aquellas palabras darían pie a dos asociaciones trans para iniciar una auténtica cacería contra ella, acusándola de promover terapias de conversión. Aferrándose al artículo 62 de ley Trans andaluza, ATA Trans y No es terapia la denunciaron ante la Consejería de Igualdad, exigiendo nada menos que cinco años de inhabilitación y una multa de 120.000 euros. "Decir acoso y derribo es quedarme corta. Se han revisado mis tuits, mi página web, se han puesto bajo lupa mis videos… Todo -denuncia López Moya-. Pretendían arruinarme la vida".

El archivo del expediente

Sin embargo, tras meses de agonía, la Junta de Andalucía ha archivado finalmente el expediente sancionar al concluir que los hechos alegados por las ya mencionadas asociaciones "no constituyen infracción administrativa, sino que los mismos manifiestan la opinión crítica realizada por una profesional" y que constituyen, por tanto, "manifestación legítima del derecho a la libertad de expresión, amparado por el artículo 20 de nuestra Constitución Española".

"Estos intentos de los transactivistas para silenciar a las mujeres críticas con las leyes de identidad de género a través de mecanismos de coerción quedan demostrados que son una vulneración del derecho a la libertad de expresión y opinión", rezaba el comunicado hecho público tras conocer dicha resolución.

Hoy, Carola López Moya respira tranquila y, aunque el lobby trans todavía puede recurrir a la vía judicial, tiene claro que no va a dar su brazo a torcer. "Ahora tengo más ganas que nunca de dar la batalla. No me voy a amilanar y esa gente no se van a ir de rositas. porque lo que han intentado hacer es algo muy grave, que recuerda a los tiempos de la Dictadura. Es totalitarismo", sentencia.

La "peor ministra" de la Historia

Afortunadamente, no está sola. Tras conocer su caso, numerosas compañeras se pusieron en contacto con ella y han creado la ya bautizada como Red de Psicología Casandra, una organización de profesionales críticas con la identidad de género. Sin embargo, por ahora, la mayor parte de ellas prefieren mantenerse en el anonimato, lo que augura lo que sucederá cuando el Congreso convalide la nueva ley.

"El miedo está ahí, porque las multas que contempla la ley Trans llegan hasta los 150.000 euros", recuerda López Moya, que lamenta que se intente "coartar el debate científico y crítico, imponiéndonos una mordaza en forma de sanciones a cualquiera que se atreva a cuestionar esta nueva ideología".

Desde este punto de vista, la psicóloga no esconde la decepción que, como feminista, le ha producido la ministra de Igualdad. "Para mí, Irene Montero es la peor ministra que hemos tenido nunca, al menos que yo tenga conciencia: una mujer que supuestamente es ministra de Igualdad, pero que lo que ha hecho es ignorar a las mujeres -resume indignada-. La Historia la recordará como la mujer que movilizó al feminismo español para echar paradójicamente a una ministra que supuestamente estaba llamada a defenderlas".

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro