Menú

50 años de Milo Manara, el rey del cómic erótico

Milo Manara es el nombre artístico del historietista erótico italiano Maurillo Manara, nacido en Luson, Bolzano, en 1945. Este año se cumple el 50 aniversario de la publicación de su primer cómic erótico.

Origen
1 / 28

Origen

En su etapa inicial como pintor, trabajó con el escultor español Miguel Ortiz Berrocal, hasta que descubrió en su biblioteca los tebeos de Barbarella. Su inclinación por el erotismo fue paralelo a su pasión por dibujar mujeres sensuales. 

Fumetto erótico
2 / 28

Fumetto erótico

Durante sus estudios de Arquitectura en Venecia en 1968 comenzó a dibujar su primer cómic erótico, Genius, mientras diseñaba carteles políticos para agrupaciones radicales. Era un “fumetto” publicado en formato pequeño, siguiendo el estilo de su época, similar a Diabolik, pero con chicas desnudas.

Cómic erótico
3 / 28

Cómic erótico

Milo Manara es el nombre artístico del historietista erótico italiano Maurillo Manara, nacido en Luson, Bolzano, en 1945. Este año se cumple el 50 aniversario de la publicación de su primer cómic erótico. 

Hugo Pratt
4 / 28

Hugo Pratt

Su modelo de referencia siempre fue Hugo Pratt. Juntos colaboraron en 1983 con Verano Indio y en 1991 en El gaucho

La mujer pirata
5 / 28

La mujer pirata

Su primer éxito fue la narración de la mujer pirata Jolanda de Almaviva. La figlia del mare. La protagonista es un bellísima mujer, desinhibida y sensual, que vive eróticas aventuras caribeñas, al estilo de Yolanda, la hija del Corsario Negro (1905) de Emilio Salgari. 

Corto Maltese
6 / 28

Corto Maltese

En 1978 aparecieron las distintas entregas de Las aventuras de Giuseppe Bergman, con su característico estilo ya cuajado. No faltan aventuras exóticas, mujeres ligeras de ropa y sexo a raudales, bajo la inspiración de Corto Maltese. 

El clic
7 / 28

El clic

Su obra más famosa es El clic, editada en cuatro volúmenes a partir de 1983. El argumento es tan simple como el mando a distancia que un hombre mayor acciona para que Claudia Christiani se convierta en su esclava sexual.

El chip libidinoso
8 / 28

El chip libidinoso

Claudia no sabe que cada vez que el control remoto hace clic, desata sus deseos más ocultos, en cualquier lugar y situación, y se descontrolada sexualmente. 

Las chicas de Manara
9 / 28

Las chicas de Manara

A Milo Manara le gusta dibujar chicas hermosas, de curvas suaves y traseros imponentes. Se muestran tan liberadas, que a la menor ocasión se desnudan y dan rienda suelta a su sexualidad. 

Infantil sensualidad
10 / 28

Infantil sensualidad

Sus historietas son realmente ingenuas. Mero pretexto para mostrar su pericia como dibujante de chicas pin-up, siempre posando con infantil sensualidad. 

La mirada
11 / 28

La mirada

Lo mejor de Milo Manara es la elegancia y delicadeza de sus dibujos de línea clara, con fondos estilizados sobre los que recorta bellos cuerpos femeninos desnudos. En esta recreación de Brigitte Bardot resalta la mirada del mito erótico francés. 

Censura
12 / 28

Censura

El clic fue publicado en España en varias revistas de cómics: Tótem y Comix. En ambas se publicó mutilado de varias páginas, aunque partía de la edición francesa. Fueron recuperadas en la edición inglesa excepto tres páginas subidas de tono. 

Gullivera
13 / 28

Gullivera

La transmutación de Gulliver en una lolita ingenua pero morbosa es típico de la literatura erótica. Manara le dio forma en Gullivera, vagamente inspirada en la novela de Jonathan Swift. 

WWW
14 / 28

WWW

WWW es otra fantasía erótica de Manara sobre la “web-cam” y la intrusión de un mirón que vigila a unas chicas con el ordenador.

Erotismo blando
15 / 28

Erotismo blando

Pese a la explicitud sexual de algunas viñetas de los tebeos eróticos de Milo Manara, nunca es pornográfico. Su argumento es bastante simple y las situaciones propician el desnudo femenino y las relaciones sexuales. 

Invisibilidad
16 / 28

Invisibilidad

El perfume del invisible es todavía más delirante que El clic. Un viejo feísimo está enamorado platónicamente de una bailarina de ballet clásico. Para admirarla, inventa una crema que lo invisibiliza. 

Ser invisible
17 / 28

Ser invisible

El hombre invisible es la tópica fantasía del viejo verde mirón. Su invisible presencia le permite espiar la desnudez de las chicas, que Manara dibuja con una linea elegante y mucha delectación. 

El clic 3
18 / 28

El clic 3

Todas las aventuras eróticas de Milo Manara, maravillosamente dibujadas, parten de las fantasías del hombre heterosexual fascinado con el cuerpo femenino. Es evidente que sus historietas son una celebración feliz de la desnudez femenina y el deseo siempre urgiendo.

Hacer el amor
19 / 28

Hacer el amor

“Dibujar —confiesa Manara— es muy parecido a hacer el amor, porque supone apropiarse de cada milímetro de un cuerpo”. Evidentemente de un cuerpo femenino. 

Amazonas
20 / 28

Amazonas

No pueden faltar en la fantasía de Milo Manara las vikingas y las amazonas desnudas montadas sobre briosos corceles en manada. La fascinación por "lo bárbaro" es típico del cómic francés de los años 60: Barbarella y Octobriana

La mirada seductora
21 / 28

La mirada seductora

“Todo el secreto del erotismo está en los ojos. Son la inteligencia, la seducción. Siempre que dibujo una mujer vista desde atrás intento que su cabeza esté ligeramente girada para que al menos se le vea un ojo. La mirada es fundamental.” 

Viaje a Tulum
22 / 28

Viaje a Tulum

Federico Fellini viajó en 1984 a Tulum, en el caribe mexicano, para inspirarse para el guión de “Viaje a Tulum”, una película “sobre el universo chamánico del escritor Carlos Castaneda”, que nunca llegó a realizar. 

Dos erotómanos
23 / 28

Dos erotómanos

Milo Manara decidió pasar al cómic el guión de Viaje a Tulum en 1985, con la aprobación de Fellini. No tiene un argumento preciso, más bien es una serie de divagaciones de Fellini, encarnado por Marcello Mastroianni, sobre la creación, la fantasía y las ensoñaciones eróticas de ambos erotómanos. 

Torre erecta
24 / 28

Torre erecta

Viñeta de Viaje a Tulum. Una imagen de una torre erecta cuyo simbolismo no es necesario resaltar. 

Caperucita Roja
25 / 28

Caperucita Roja

En 1989, la casa Chanel le encargó a Milo Manara el “storyboard” del anuncio para el perfume Chanel nº 5 que dirigió Luc Besson. La modelo canadiense Estella Warren encarnó a la caperucita sexy creada por Milo Manara para el anuncio del perfume.  Ver Video. 

Barbarella
26 / 28

Barbarella

En 2007, Martha de Laurentis firmó un contrato con Robert Rodríguez para dirigir un remake de Barbarella. El dibujante más adecuado para realizar los bocetos preliminares fue el dibujante Milo Manara. 

Chic
27 / 28

Chic

Elegante dibujo de una chica típica de Milo Manara. 

En éxtasis
28 / 28

En éxtasis

En los últimos años, Manara se ha dedicado a la publicidad y la creación de originales para su exhibición en exposiciones y galerías comerciales realmente bellos, siempre con sus chicas en éxtasis. 

0
comentarios