Menú

Lo mejor del cine (y las series) de 2018

Qué pesadez, otra lista de lo mejor del año. Esta, al menos, tiene algunas cosas especiales: no aspira a resumir lo que es realmente mejor (porque eso no existe), aúna cine y televisión y nace bajo el amparo del puro y duro personalismo, pero esta vez, sin disimulo alguno y ninguna pretensión de más. Aquí están, sin ningún orden concreto, para que ustedes las disfruten. | Juanma González @confecinepata

Gorrión Rojo (Francis Lawrence)
1 / 18

Gorrión Rojo (Francis Lawrence)

En varias películas de esta lista hemos hablado de ese cine adulto que cada vez Hollywood cultiva menos, pero que tantos buenos resultados puede dar. Quizá estemos equivocados, porque este 2018 hay varias que funcionan muy bien: Gorrión Rojo, cine moderno de la Guerra Fría realizado con cruel elegancia, es otro ejemplo de ello. La película compagina cine del pasado con inquietudes y angustias muy contemporáneas, como esa reescritura de la figura femenina como, a la vez, víctima y ejecutora. Hacía muchos años que un estudio no abundaba en escenas de sexo tan incómodas como las que hace aquí Jennifer Lawrence, demostrando -por cierto- que su apodo J-Law, es por algo.

Call me by your name (Luca Guadagnino)
2 / 18

Call me by your name (Luca Guadagnino)

De la abundante cosecha "oscarizable" de este año, servidor solo recuerda esta soleada experiencia de verano en forma de romance gay. Guadagnino, que este mismo año ha cambiado de tercio (pero menos de lo que parece) con Suspiria, hace una película sobre esas sensaciones que solo se dan en verano y en cierta época de tu vida: onanismo y otras humedades, calor, curiosidad, angustia, pop de los 80 y cultura clásica. Comprendo, por eso mismo, que para muchos sea un verdadero coñazo. Armie Hammer está fenomenal, por mucho que la crítica chic se derritiera con el niñato Thimotée Chalamet (el mismo que arremetió contra Woody Allen por machista después de trabajar para él)  

The Equalizer 2 (Antonie Fuqua)
3 / 18

The Equalizer 2 (Antonie Fuqua)

Seguro que la secuela con Denzel no está en ninguna lista de lo mejor del año, pero por eso mismo nosotros somos especiales. Dirigida por Antoine Fuqua demostrando ser Dios, estamos ante la enésima película de un señor vengándose al estilo Antiguo Testamento. Pero una que presta tanta atención a su propio código moral y la puesta en escena como la mejor película de los Oscar (que últimamente es tirando a ninguna). Cine de género y, también, cine de lujo. 

Héroes en el infierno (Joseph Kosinski)
4 / 18

Héroes en el infierno (Joseph Kosinski)

Casi nadie vio esta pequeña y emotiva película de acción dirigida por Joseph Kosinski, que ahora mismo se está haciendo cargo de la secuela de Top Gun, dirigiendo de nuevo con su habitual preciosismo visual y musical. Se trata de un convencional pero robusto poema al anónimo héroe caído americano, basado en hechos reales, pero que no relataremos para no "spoilear". A destacar el repartazo masculino de actores de y con carácter (Brolin, Bridges, Teller...) y ese crescendo final que se ve venir, pero que funciona. 

Counterpart (HBO)
5 / 18

Counterpart (HBO)

Al final no fue para tanto, pero qué más da. Counterpart mezcla thriller de la Guerra Fría con Dimensión Desconocida, y lo hace dando preeminencia total y absoluta a los actores y el guión. J.K. Simmons desborda la pantalla por todos sus lados, no importa las pulgadas que tenga tu tele. La segunda temporada acaba de estrenarse.

Malos tiempos en El Royale (Drew Goddard)
6 / 18

Malos tiempos en El Royale (Drew Goddard)

Otra que ha pasado desapercibida por las salas es la aquí presente, un thriller que es puro misticismo americano. Goddard añade a una estructura netamente Tarantino, repleta de guiños festivos, una humanidad y sentimiento inusitados, ayudado de un reparto ejemplar y un sentido del humor negro que pone sobre el tapete todos los problemas que su país arrastra desde esos tumultuosos 70, los mismos en los que se ambienta la acción. 

Misión Imposible: Fallout (Christopher McQuarrie)
7 / 18

Misión Imposible: Fallout (Christopher McQuarrie)

La segunda de las misiones de McQuarrie como director es peor que la anterior, Nación Secreta, pero por muy poco. La película tiene los mejores números circenses de acción del año (la pelea en el baño, la carrera por los tejados de Londres, la persecución de París...) y además sirva para redescubrir a Henry Cavill como antagonista estelar. Cuando alguien se meta con los blockbusters de acción en sus cenas o cócteles de Navidad de estos días, recuérdele ésta y mándele a la cama. 

La maldición de Hill House (Mike Flanagan)
8 / 18

La maldición de Hill House (Mike Flanagan)

Mike Flanagan diluyó el legendario relato del tótem del terror Shirley Jackson en litros de melodrama televisivo... y el resultado fue extraordinario. Hasta un nivel que muchos no esperábamos. Los sustos funcionan, el terror deleita, pero es esa sensación de inexorable pérdida familiar y personal lo que verdaderamente da miedo en este relato que se convirtió en "trending topic" constante este último Halloween.  

Homecoming (Amazon)
9 / 18

Homecoming (Amazon)

Homecoming, protagonizada por Julia Roberts, es un thriller psicológico que se permite no pocos experimentos formales. Y como tantos, pierde parte de atractivo una vez se descubre el meollo. En este caso, al final da igual: la puesta en escena y la selección musical es tan acertada e inquietante, que alza a la serie de Sam Esmail (basada en un podcast) al olimpo de la televisión de este año. 

Mandy (Panos Cosmatos)
10 / 18

Mandy (Panos Cosmatos)

La película de la que todo el mundo habló en Twitter y nadie fue a ver cuando se estrenó en cines. Nicolas Cage está como sólo él sabe (y esta vez, muy bien) en esta alucinación que resintoniza a Charles Bronson con la entrega más sangrienta de Viernes 13 para la cultura visual del siglo XXI. Sentida, divertida y extraña, Mandy le da al cine exploitation texturas de parodia y fantasía con estilo, lejos de las garras del producto cutre de tele por cable

Maniac (Cary Fukunaga)
11 / 18

Maniac (Cary Fukunaga)

Tras varios proyectos fallidos para el cine, Cary Fukunaga (fichado ya como director de la próxima de James Bond) regresa a la televisión trasTrue Detective con una serie que amaga con tener varios significados y amalgamar varios géneros (al fin y al cabo, todo es un sueño) pero que triunfa en lo más sencillo: los actores y el sentimiento de pérdida que inyectan a sus personajes.

Mira lo que has hecho (Movistar)
12 / 18

Mira lo que has hecho (Movistar)

De todos los originales de Movistar, Mira lo que has hecho es sin duda el producto más suicida de todos. Más aún que Vergüenza: lo que hizo aquí Berto Romero es mirarse el ombligo y conseguir que todos se lo miráramos como si fuera el nuestro, reflexionando de paso sobre los límites del humor en una vida a la que le basta un golpe de timón (o de azar) para tornarse tragedia. La serie promete hablar de las dificultades de la paternidad primeriza, pero eso es solo una pieza de su rompecabezas vital. 

La maravillosa Sra. Maisel (Amazon)
13 / 18

La maravillosa Sra. Maisel (Amazon)

Esta serie de Prime Video, la plataforma de Amazon, es la perfecta fusión de comedia clásica e inquietudes reales y vigentes. Las aventuras de una ama de casa judía tras separarse de su marido y descubrir su vocación cómica están regadas de buenas actuaciones, frases chispeantes y un ritmo tremendo.

Un lugar tranquilo (John Krasinski)
14 / 18

Un lugar tranquilo (John Krasinski)

Al cine de terror no le fue mal en 2018. Pero por encima de títulos más "chic" como el remake de Suspiria o Hereditary, un servidor se queda con las (emotivas y sencillas) verdades que canta Un lugar tranquilo, un survival convencional sobre el papel, pero que lo hace todo inusitadamente bien. El carisma de sus actores y la eficaz dirección convirtieron a este título producido por Michael Bay en la plataforma perfecta para John Krasinski (director, coguionista y protagonista) y una franquicia inesperada para su estudio.

Ready Player One (Steven Spielberg)
15 / 18

Ready Player One (Steven Spielberg)

Comentario entre angustioso y, a la vez, netamente ilusionado, del presente digital por parte de un señor de 70 años todavía en plenitud de facultades, este sonado regreso de Spielberg al cine de espectáculo ha logrado meterse entre los diez más vistos del año. Fusión de mil artes, disciplinas y concepciones, este resumen de nuestro imposible imaginario pop reubica nuestros mitos y los propulsa hacia el futuro. Cosa que, por cierto, no hacía la inútil novela de Ernest Cline.

Sicario. El día del soldado (Stefano Sollima)
16 / 18

Sicario. El día del soldado (Stefano Sollima)

En tiempos de creciente infantilización del cine de Hollywood, todavía hay espacio para películas de género y, también, adultas. La secuela de Sicario demuestra que la meca del cine debe cuidar este nicho, que antes acaparaba casi toda su producción, porque además de necesarias sí pueden rendir bien en taquilla. Sin los aspavientos de la de Villeneuve, el italiano Sollima se marcó un thriller potente, con buen desarrollo de personajes, sorpresas... y también promesas de continuidad.

Lo que esconde Silver Lake (David Robert Mitchell)
17 / 18

Lo que esconde Silver Lake (David Robert Mitchell)

Tras la película de terror It Follows, David Robert Mitchell se interna en territorio surrealista con un thriller hitchcockiano que homenajea a Vértigo y La ventana indiscreta, y que destaca por 1) una interpretación arriesgada de Andrew Garfield y 2) presentar un Los Angeles peligroso y apasionante, plasmado con sumo detalle. La película no es solo un homenaje indie al cine clásico, sino una contestataria y amarga reacción a nuestro entorno: ¿qué hacemos los jóvenes de ahora, cuando no hay misterio alguno que resolver?

Teen Titans GO!, la película
18 / 18

Teen Titans GO!, la película

La mejor película de animación del año, con permiso de Spiderman: Un nuevo universo, es una parodia, una aventura, un loco reflejo del audiovisual actual y, en general, una colorida y chiflada delicia para grandes y pequeños.

Temas

0
comentarios