Menú

La Policía abate a una mujer tras un incidente cerca del Capitolio

El incidente se produjo con una mujer que iba en un coche y que inicialmente intentó entrar en la Casa Blanca.

Libertad Digital
32

El Capitolio, sede del Congreso de EEUU en Washington, ha sido reabierto después de haber sido cerrado tras producirse varios disparos cerca del edificio, según informó la Policía, en un incidente en el que al menos hubo un herido. De acuerdo con las primeras informaciones, el incidente comenzó en la avenida situada frente a la Casa Blanca e implicó a una mujer que iba en un vehículo.

Según los medios nacionales, la mujer intentó traspasar una barrera de seguridad de la Casa Blanca y por ello fue perseguida por agentes del Servicio Secreto, encargado de la seguridad del presidente, hasta las inmediaciones del Capitolio, donde ocurrieron los disparos. Una vez allí, fue abatida por los agentes.

Las autoridades descartaron hoy que el tiroteo que tuvo lugar en las inmediaciones del Capitolio en Washington, sede del Congreso de EEUU, tenga que ver con un acto terrorista, y aseguraron que fue un incidente "aislado".

"No tenemos evidencia de que esto sea terrorismo u otra cosa diferente a un incidente aislado", explicó en una conferencia de prensa el jefe de la Policía del Capitolio, Kim Dine.

Tras escucharse los disparos, se decretó la orden de cierre del Capitolio y sus edificios aledaños, por lo que los congresistas y el resto de empleados que allí trabajan no podían salir. Minutos más tarde, el edificio volvía a abrirse.

En un mensaje distribuido por correo electrónico, la Policía del Capitolio aconsejó a todas las personas que estaban en el edificio que cerrasen puertas y ventanas, y permanecieran lejos de ellas.

La parte de la Avenida Pensilvania donde se encuentra la Casa Blanca también ha sido cerrada por precaución, según varios testigos. Los cortes de tráfico están afectando a varias calles aledañas al Congreso y a la Casa Blanca. Tres senadores han dicho a la cadena ABC que escucharon varios disparos.

Según el líder de la mayoría demócrata en el Senado, Harry Reid, hay al menos una persona herida, que medios locales identifican como agente de policía. La Policía del Capitolio tiene a un sospechoso en custodia.

El congresista demócrata, Gerry Connolly, ha relatado a Washington Post que oyó dos ráfagas rápidas de fuego. "Fue entonces cuando vimos gente huyendo y nos dimos cuenta de que no eran fuegos artificiales".

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios