Menú

Joe Biden da 825.000 dólares del Plan de Rescate a "historiadores orales" del movimiento negro e indígena

Cientos de miles de dólares de los contribuyentes van a parar a "historiadores orales en paro" y estudios sobre el "antirracismo y el indigenismo".

Cientos de miles de dólares de los contribuyentes van a parar a "historiadores orales en paro" y estudios sobre el "antirracismo y el indigenismo".
EEUU subvenciona con el plan de rescate cursos de canoa. | 500 Sails

El Partido Demócrata aprobó el Plan de Rescate Estadounidense en marzo de 2021 supuestamente para "ayudar al país a superar la pandemia de coronavirus". Sin embargo, muchas de las instituciones que han recibido subvenciones de los fondos de rescate poco tienen que ver con la recuperación económica. Y ahora que la inflación en EEUU ha alcanzado el 8,6%, esa lluvia de dinero está bajo el escrutinio de la opinión pública.

De los 1,9 billones presupuestados para el Plan de Rescate, un total de 135 millones de dólares fueron a parar al Fondo Nacional para las Humanidades, que a su vez asignó 87,8 millones a "casi 300 instituciones culturales y educativas para ayudarlas a recuperarse del impacto económico de la pandemia, volver a contratar trabajadores, reabrir instalaciones y reanudar programas de investigación."

Sin embargo, cientos de miles de dólares de los contribuyentes han ido a parar a "historiadores orales en paro" que se dedican a extender la agenda woke a través de estudios sobre el antirracismo, el indigenismo y la exaltación de la vida precolonial, según ha denunciado Fox News.

La Asociación de Historia Oral, por ejemplo, recibió 825.000 dólares para un proyecto de concesión de subvenciones titulado "Diversificación de la práctica de la historia oral: un programa de becas para historiadores orales desempleados o subempleados", que proporcionó once becas de 60.000 dólares a historiadores "de comunidades que han sido históricamente marginadas en el campo", como "pueblos indígenas, personas de color y personas con discapacidades".

Movimiento indígena, crear canoas e historias femeninas

Una de las historiadoras que se benefició de esa beca de 60.000 dólares es Elizabeth Castle, una "educadora antirracista ancestral de Shawnee", cuyo proyecto es crear "una historia oral colaborativa de la lucha contra la minería de minerales y uranio en Black Hills, los orígenes del movimiento indígena global y la lucha permanente para activistas que protegen la Madre Tierra".

Otra beneficiaria de una subvención idéntica es la "historiadora oral" Virginia Espino por su proyecto que explora las "historias íntimas de la clase trabajadora latina, afrolatina e indígenas en Los Ángeles con el objetivo de recuperar y registrar las experiencias de la vida cotidiana de las mujeres".

La bibliotecaria archivista indígena queer Colette Denali Montoya-Sloan también recibió otros 60.000 dólares para desarrollar una historia oral de la "experiencia colectiva emocional, intelectual y espiritual" de la nueva Estación de Contacto para Visitantes en el parque natural Katahdin Woods and Waters, en el norte de Maine.

Otros 50.000 dólares han ido a parar a una organización sin ánimo de lucro en las Islas Marianas del Norte llamada 500 Sails para "reabrir programas que enseñan a los indígenas a construir canoas y explorar la vida marina precolonial". Mucho más generosa fue la partida el Instituto de Historia de la Ciencia en Filadelfia, que recibió 359.000 dólares para crear un proyecto multiplataforma que explora "el racismo en la ciencia y la medicina estadounidenses".

Las generosas donaciones a historiadores en paro de la agenda woke ha generado una gran indignación en EEUU, especialmente teniendo en cuenta que el mes pasado la inflación en llegó al 8,6% y muchos contribuyentes se enfrentan a verdaderas dificultades para pagar el coste creciente de la gasolina, el alquiler y la comida.

Temas

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador