Menú

Cameron y Clegg piden que el niño enfermo de cáncer pueda reunirse con sus padres

El pequeño se encuentra en estos momentos hospitalizado en Málaga bajo vigilancia policial.

0

El primer ministro británico, David Cameron, deseó este martes que "haya pronto un brote de sentido común" para que Brett y Naghmeh King, detenidos en España, puedan reencontrarse cuanto antes con su hijo Ashya, ingresado en un hospital con un tumor cerebral.

En declaraciones a la cadena de radio LBC, Cameron dijo además que las fotos del pequeño enfermo de 5 años le han recordado a su propio hijo Ivan, que padecía parálisis cerebral y falleció con 6 años en 2009.

"Obviamente, como el resto de las personas de este país, quiero que este pobre niño pueda reunirse con sus padres", dijo el primer ministro. "Viendo las imágenes me han venido recuerdos de mi desesperadamente enfermo hijo Ivan, y lo recuerdo sentado en mi regazo y tener que alimentarle a través de un tubo y teniendo que afrontar todas las dificultades de tener un hijo tan enfermo", explicó.

Aunque deseó que "haya pronto un brote de sentido común" que permita la reagrupación de la familia, el primer ministro subrayó que "el Gobierno no debe decirle a la Policía cómo ha de actuar o lo que tiene que hacer, y tampoco puede interferir en procesos en otros países".

Cameron reveló que el ministro británico de Sanidad está examinando los procedimientos en el Reino Unido en casos como el de Ashya, que llevaron a sus padres a sacarlo el jueves de un hospital de Southampton y viajar España con miras a, según dijeron, buscar tratamiento alternativo en la República Checa o Estados Unidos.

El primer ministro expresó su posición tras recibir el Gobierno una petición de casi 100.000 personas para que se anule el proceso de extradición abierto contra los King, detenidos el pasado sábado en Málaga a petición de las autoridades británicas por sospecha de crueldad infantil.

El viceprimer ministro, Nick Clegg, opinó anteriormente que era "inapropiado" emplear "todo el peso de la ley" contra una familia que, según percibe, está "desesperada" y solo busca "el mejor tratamiento para su hijo".

La Fiscalía retira la euroorden

La Fiscalía británica confirmó este martes que retira la orden de detención y entrega que emitió contra Brett y Naghmeh King y aseguró que está "en el proceso de comunicar" su decisión a la Justicia española.

En un comunicado, asegura que no se formalizarán cargos contra la pareja, detenida el sábado en España después de que el jueves sacara sin consentimiento médico a su hijo Ashya, de 5 años, de un hospital inglés por estar en desacuerdo con el tratamiento que se le ofrecía para tratar su tumorcerebral.

"El Servicio de Procesamientos de la Corona (CPS, en inglés) está actualmente dando los pasos para retirar la orden europea de arresto en relación con Brett y Naghmeh King", reza la nota oficial.

"No se emprenderán más medidas legales contra los señores King y estamos ahora en el proceso de comunicar esta decisión a las autoridades españolas para que puedan reunirse con su hijo lo antes posible", añade.

Brett y Naghmeh King sacaron la semana pasada a Ashya del hospital general de Southampton sin consentimiento médico por estar de acuerdo con el tratamiento propuesto para tratar su tumor.

Los padres, detenidos

La pareja, de 51 y 45 años respectivamente y padres de siete hijos, se desplazó a Málaga para tratar de vender un piso de su propiedad y sufragar así un tratamiento alternativo a la quimioterapia.

Tras declarar ante el juez español y negarse a ser entregados al Reino Unido, el matrimonio ha quedado en detención judicial por un plazo máximo de 72 horas, tras el cual su representante confía en que quedarán en libertad, pendiente la resolución del proceso que será adoptada este miércoles por el juez Ismael Moreno. La Fiscalía de la Audiencia Nacional solicitará la puesta en libertad de los progenitores.

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Historia