Menú

Rajoy denuncia que "las cosas van a peor" en Venezuela pero respalda la vía Zapatero

Los presidentes de España y Argentina muestran su "enorme preocupación" por la deriva de Venezuela. Dastis aclara que Rajoy respalda a Zapatero. 

0
Rajoy denuncia que "las cosas van a peor" en Venezuela pero respalda la vía Zapatero
Zapatero con Maduro. | Cordon Press

Alianza de España y Argentina contra el régimen de Nicolás Maduro. Mariano Rajoy y Mauricio Macri evitaron las medias tintas y fueron durísimos. En una reunión en Moncloa, incluyeron Venezuela en el orden del día y, posteriormente en rueda de prensa conjunta, quisieron dejar bien clara su "enorme preocupación" por la deriva del país. "Las cosas están cada vez peor", denunció el mandatario español. "No se respetan los derechos humanos y las libertades", se quejó su homólogo argentino, que prometió seguir "batallando" en este sentido.

Ya en la víspera de su viaje de Estado a España, Macri reunió a los corresponsales españoles en su país para que no tuvieran dudas de su opinión sobre Maduro. "Basta de eufemismos, Venezuela no es una democracia", declaró sin ambigüedades. Y, en Moncloa, Rajoy le aseguró que comparte sus tesis. "Algunos no lo ven", se quejó el presidente argentino, para a renglón seguido citar a Leopoldo López y lamentar la ausencia de libertades además de "los enormes problemas de pobreza" del país. "Vamos a seguir levantando la bandera en la que creemos que es la de la libertad y los derechos humanos", afirmó en presencia de Rajoy.

El jefe del Ejecutivo no se quedó atrás e hizo una dura radiografía de Venezuela, aunque no mentó expresamente a Maduro. "La coincidencia -con Macri- es total. Este es un asunto muy preocupante y cada vez preocupa más. Las cosas van a peor", dijo, y calificó de "inconcebible" que todavía se detengan a dirigentes políticos "lisa y llanamente por tener opiniones diferentes". "Espero que esto termine a la mayor celeridad posible. Quiero para Venezuela lo mismo que para España", enfatizó Rajoy.

Ya esta semana, el presidente denunció la ausencia de libertades en ese país en un rifirrafe con Ramón Espinar, de Podemos, en el Senado. "No me hable de libertad y luego me ponga a Venezuela como ejemplo de nada", le espetó. Cabe recordar, además, que Exteriores llamó a consultas el pasado viernes al embajador de Venezuela en España, Mario Isea, para protestar por los últimos insultos de Maduro a Rajoy. Le llamó "bandido" y "protector de delincuentes y asesinos".

Respaldo de Moncloa a Zapatero

Una firmeza que, sin embargo, no vino pareja a una desautorización de las gestiones llevadas a cabo por José Luis Rodríguez Zapatero en Venezuela, que esta semana volvió a verse con Maduro en Caracas a pesar de las críticas de la oposición. Más al contrario, el Gobierno no dudó en ratificar su "total respaldo" a la actuación del expresidente, que es aplaudida por Podemos. "Me ha hablado de diálogo en Venezuela. Nunca me he negado al diálogo", le dijo el propio Rajoy a Espinar en la Cámara Alta.

En este sentido, Alfonso Dastis desveló este jueves en una entrevista en Onda Cero que la orden de Rajoy es que siempre se respalde oficialmente a Zapatero. "Una de las primeras cosas que me dijo el presidente fue que había que acompañar y apoyar a Zapatero. Que en todo lo que me pidiera, le ayudase", explicó el jefe de la diplomacia española. "Mientras haya esa esperanza, vamos a seguir apoyándole, sobre todo porque no vemos una alternativa real a la situación", razonó el ministro, aunque sí subrayó que ese diálogo debe ser "inclusivo y efectivo" y debería dar resultados "en un plazo que no puede prolongarse indefinidamente". En privado, cargos del PP se han mostrado muy críticos con la presencia de Zapatero en Caracas.

De hecho, el papel de Zapatero contrasta con el de Felipe González y José María Aznar, que en recientes fechas unieron sus fuerzas para exigir al régimen venezolano la liberación de Leopoldo Lópezy todos los presos políticos, así como para manifestar su apoyo a la oposición y exigir el fin de un régimen chavista. Este acto, de gran calado ya que se pudo ver junto defendiendo la misma causa a dos políticos antagónicos y líderes históricos de la derecha y la izquierda españolas como Aznar y González, provocó el enorme enfado de Pablo Iglesias.

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation