Menú

El fantasma de Kiev, ¿mejor piloto del siglo XXI o fábula propagandística de Ucrania?

Habría derribado seis cazas en combate, lo que le convertiría en un "As de la Aviación". No hay ningún dato real que confirme su existencia.

Habría derribado seis cazas en combate, lo que le convertiría en un "As de la Aviación". No hay ningún dato real que confirme su existencia.
Caza Mig-29 de la Fuerza Aérea ucraniana | Min. Defensa Ucrania

Los conflictos bélicos son territorio proclive para las grandes gestas. Son los momentos en los que algunas personas son capaces de demostrar sus mayores destrezas o una valentía sin igual para dejar su nombre escrito en los libros de historia. Pero también son un escenario proclive para la aparición de fábulas o leyendas que nada tienen que ver con la realidad, y que son solo productos de la propaganda de uno de los contendientes.

La invasión de Ucrania por la Rusia de Vladimir Putin, como cualquier otra guerra, no está siendo una excepción. Y la sociedad actual, tremendamente hiperconectada, ayuda a ello. Estamos en el primer conflicto bélico donde hay un teléfono móvil grabando prácticamente en cada pueblo donde hay un disparo. También el primero en el que prácticamente cada habitante del país está conectado con el mundo a través de aplicaciones de mensajería móvil y redes sociales.

Es en este escenario en el que ha aparecido la sombra de una de esas figuras que podrían convertirse en históricas. En las redes sociales se habla de él con asiduidad. Hay mensaje en los que incluso se le pone nombre y apellidos. Demasiados nombres y apellidos para una única persona. Otros mensajes en los que se le pone cara. Se puede elegir entre cuatro o cinco rostros diferentes. A veces es un chico joven que no llega a la treintena, otras un hombre maduro que supera los cincuenta.

Se trata de "El Fantasma de Kiev". Un supuesto piloto que a bordo de un viejo caza de combate Mig-29 -en la Fuerza Aérea ucraniano todos van a bordo de vetuscos cazas diseñados en la era soviética- estaría causando el terror entre los pilotos de la Fuerza Aeroespacial rusa. Se dice que él que ha ganado todos los combates aéreos a los que se ha enfrentado en esta invasión defendiendo el espacio aéreo de la capital ucraniana y sus alrededores.

Exactamente, se dice que ha derribado y dejado fuera de juego dos cazas Su-25, dos Su-27, un caza Su-35 y un Mig-29. Esto le convertiría, en cuando a resultados en combate, en el mejor piloto de caza en combate del siglo XXI. El primer piloto de este siglo en conseguir derribar más de cinco aviones enemigos en duelo aéreo, lo que otorgo el título honorífico de "As de la aviación". El problema es que nadie ha conseguido de momento certificar que esto haya sido así.

El Gobierno de Ucrania está dando cierta carta de veracidad a la existencia de "El Fantasma de Kiev". De hecho, en sus redes sociales ha hecho varias alusiones a él, tanto en mensajes dirigidos a reclutar pilotos de cazas de combate o helicópteros que ya están retirados del servicio o en la empresa privada como en otros destinados a reclutar a población civil para unirse de forma voluntaria al combate contra el invasor ruso.

Pero la propia existencia de "El Fantasma de Kiev" quedaría en entredicho por los propios datos facilitados por el Gobierno ucraniano durante el primeros días de la ofensiva rusa. Los datos el pasado viernes decían que el Ejército ucraniano había derribado una decena de aeronaves rusas entre cazas de combate y aviones de transporte y que éstos habían sido derribados tanto por cazas de combate como por defensas antiaéreas S-300 por todo el territorio nacional.

Entre defensa antiaéreas y aviones de transporte parece evidente que no hay espacio para que un sólo caza derribe seis aviones de combate en un mismo punto del país. De ser cierto el Gobierno ucraniano habría facilitado las localizaciones sobre las que cayeron esos cazas y los horarios en los que fueron derribados. Datos necesarios para hacer creíble que "El Fantasma de Kiev" es una realidad y no fruto de la propaganda gubernamental ucraniana.

Lo único que está claro es que "El Fantasma de Kiev" ha servido para aportar fortaleza mental al Ejército ucraniano y a los ciudadanos del país durante las primeras horas de la ofensiva, impidiendo que se hundieran mentalmente y alimentando el ardor guerrero de unos efectivos que están prestando mucha más resistencia al invasor de la que los expertos militares habían predicho. Una historia inspiradora para insuflar fuerzas a un país que lucha por un futuro en libertad.

Temas

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador