Menú

Holanda celebra el Día del Rey con la popularidad de Guillermo bajo mínimos

Tras dos años de pandemia, el Koniggsday vuelve a las calles en un momento complicado para la familia real.

Tras dos años de pandemia, el Koniggsday vuelve a las calles en un momento complicado para la familia real.
Holanda celebra el Día del Rey después de dos años de pandemia

Posiblemente la fiesta de cumpleaños más multitudinaria que existe es la del rey Guillermo Alejandro de los Países Bajos. Cada 27 de abril, los holandeses se visten de color naranja como homenaje a la casa Orange y se lanzan a las calles de las principales ciudades holandesas para festejar el Koniggsday, el Día del Rey.

La pandemia obligó a cancelar las fiestas de los dos últimos años. Sin embargo, el retorno del Día del Rey en Ámsterdam, con la ausencia total de mascarillas, no ha conseguido alcanzar las cifras de asistencia previas a la covid, según han comentado algunos hosteleros a Libertad Digital.

Sin duda el cielo gris y plomizo de la capital ha deslucido un día que ya llegaba en circunstancias adversas para la monarquía. Según las encuestas, los neerlandeses aún guardan resentimiento hacia la familia real por violar las restricciones durante la pandemia, así que la tercera monarquía más cara de Europa afronta su primer Koniggsday con unos datos de popularidad preocupantes.

El apoyo a los reyes Guillermo Alejandro y Máxima llegó a ser del 80% cuando el monarca reemplazó a su madre Beatriz en 2013, pero el estudio que elabora cada Día del Rey la televisión pública NPO, señala que la confianza de los ciudadanos en el rey se sitúa en el 54%, y en la reina en un 61%.

Su popularidad cae así por segundo año consecutivo. Un 56% de los 26.000 encuestados está a favor de mantener la jefatura del Estado tal y como está, pero también piden que la pareja real "aprenda de sus errores y esté más al lado de su pueblo, en lugar de por encima de la gente", señala el estudio. Un 36% prefiere una república.

La popularidad de la reina Máxima, tradicionalmente el miembro mejor valorado de esta familia real, también se ha resentido. Su 61% de confianza es el dato más bajo que le dan los encuestados desde que aterrizó en Países Bajos hace más de dos décadas. Aún así, sigue siendo la preferida.

La tercera monarquía más cara de Europa

Mientras que el Rey Felipe VI este lunes publicó que su patrimonio está valorado en 2,5 millones de euros, la casa real de los Países Bajos sí ha publicado el sueldo de sus miembros, pero el monarca Guillermo no ha declarado a cuánto asciende su patrimonio personal.

Según la edición argentina de Forbes, la fortuna del rey asciende a los 186 millones de euros, una cifra muy similar a los 189 millones de euros repartidos en propiedades inmobiliarias, participaciones en la aerolínea KLM y acciones en la petrolera Royal Dutch Shell que recoge el informe de 2019 del medio digital Business Insider.

En lo que respecta al gasto público, la monarquía de los Países Bajos es la tercera más cara toda Europa, únicamente precedida por la corona británica y la casa real de Mónaco. Su presupuesto de 45 millones de euros dista mucho de los 8,4 millones presupuestados para la corona española según los PGE de 2021.

La partida anual incluye una asignación para el el Rey de 998.000 euros (aunque dispone de un presupuesto aparte para gastos de personal de 5,1 millones). Su madre, la reina Beatriz, recibe 1,7 millones de euros y Máxima, 1,1 millones, casi diez veces más que Doña Letizia (140.000 euros anuales).

Los escándalos

El desplome en la popularidad se agravó tras un viaje a Grecia en otoño de 2020: los reyes tuvieron entonces que abortar sus vacaciones nada más aterrizar en el país heleno debido a la consternación pública por marcharse cuando el Gobierno desaconsejaba los viajes turísticos.

Ese escándalo, por el que los reyes pidieron disculpas en un vídeo, empeoró las críticas por una controversia anterior: la pareja real se fotografió en verano de 2020 sin mantener la distancia interpersonal con el dueño de un restaurante, violando las restricciones.

El pasado diciembre se agregó un nuevo incidente, cuando la princesa heredera Amalia celebró su 18 cumpleaños con numerosos invitados, en plenas restricciones a las visitas a los hogares para evitar contagios.

Temas

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro