Menú

Carlos III renueva la promesa de su madre: "Os serviré con lealtad el tiempo que Dios me dé"

El nuevo rey se ha dirigido por primera vez al Reino Unido en un discurso en el que ha querido renovar la promesa que hizo su madre en 1947.

El nuevo rey se ha dirigido por primera vez al Reino Unido en un discurso en el que ha querido renovar la promesa que hizo su madre en 1947.
Dos ciudadanos contemplan en una pantalla el primer discurso de Carlos III como Rey. | EFE

El nuevo rey de Inglaterra se dirigió a la Nación en su primer discurso televisado un día después de la muerte de su madre, la reina Isabel II. Lo hizo desde el Salón Azul del Palacio de Buckingham, donde llegó este medio día acompañado de su mujer Camila, la nueva reina consorte, desde el castillo de Balmoral.

Carlos III quiso renovar de manera solemne la promesa que hizo su madre allá por 1947, con motivo de su 22 cumpleaños, desde Ciudad del Cabo. "Declaro ante todos ustedes, que toda mi vida, ya sea larga o corta, la dedicaré a su servicio y al servicio de la gran familia imperial a la que todos pertenecemos", prometió la entonces princesa en su alocución radiofónica.

Ya este viernes, 75 años más tarde, el rey quiso dejar claro el carácter de su reinado y proclamó: "Me comprometo solemnemente a mantener los principios constitucionales el tiempo que Dios me mantenga con vida. Y allí donde viváis, os serviré con lealtad, con respeto y con amor, tal y como he hecho toda mi vida".

"Cuando ella heredó la Corona se comprometió a estar al servicio de los británicos toda su vida, fuera larga o corta", recordó el monarca en su discurso grabado en el que apareció junto a un retrato de su madre. "Ella convirtió esas palabras en el profundo compromiso personal que definió su reinado". "La reina Isabel tuvo una vida bien vivida, una promesa con el destino cumplida. Ahora es llorada en el momento de su muerte. Yo renuevo hoy esa promesa a todos de servicio a lo largo de toda la vida".

Carlos III, consciente de la conmoción que vive Reino Unido, quiso comenzar su alocución honrando "la memoria" de la reina. "Sé que su fallecimiento ha traído una enorme tristeza", dijo y destacó sus "sacrificios", su "devoción" y "dedicación" como soberana, algo que permaneció a lo largo de sus 70 años de reinado.

El nuevo rey subrayó que el mundo ha cambiado mucho, desde los años de posguerra hasta la actualidad, pero "nuestros valores han permanecido y deben permanecer". Los "deberes" de la monarquía, también. Así, recordó que él ha sido "educado para apreciar el sentido del deber y el mayor respeto por las tradiciones".

Su vida cambiará, vaticinó. Pero contará con la ayuda inestimable de su esposa. También tuvo palabras cariñosas para sus dos hijos, Guillermo y Enrique. Del heredero al trono avanzó que será también príncipe de Gales así como el duque de Cornualles, título que tanto él como Camila habían ostentado todos estos años.

"Mamá, mientras inicias tu largo viaje para unirte con mi querido papá, quiero decirte gracias por tu amor a nuestra familia y a la familia de naciones. Que el vuelo de los ángeles te lleve al descanso", concluyó conteniendo la emoción.

Temas

En Internacional

    0
    comentarios