Menú

Maduro ya es presidente y amenaza a la oposición

Pese a la ilegalidad constitucional, Maduro ha sido investido presidente de Venezuela. Dijo que hará cumplir la Constitución "con la mano dura".

MHH / Iberoamérica / Agencias
26
Nicolás Maduro, ya investido presidente, al lado de Diosdado Cabello. | Cordon Press

El vicepresidente de Venezuela, Nicolás Maduro, tomó juramento como "presidente encargado" del país en la Asamblea Nacional, tres días después de la muerte del jefe de Estado, Hugo Chávez.

Maduro juró con la Constitución en la mano ante el presidente de la Asamblea Nacional, Diosdado Cabello, el mismo que según la Carta Magna debería tomar posesión de la jefatura del Estado, como cabeza del poder legislativo. Sin embargo, en una nueva "interpretación" constitucional, fue el nombrado sucesor por el propio Chávez el investido.

Durante su juramentación, Maduro dijo que "juro a nombre de la lealtad más absoluta al comandante Hugo Chávez que cumpliremos y haremos cumplir esta Constitución bolivariana con la mano dura de un pueblo dispuesto a ser libre, lo juro". Esta frase por parte del ahora presidente de Venezuela fue tomada por muchos como una amenaza directa a la oposición. Maduro prometió el cargo por "la memoria heroica de nuestros pueblos indígenas, de Guaicaipuro, de nuestro libertadores, el más grande de ellos Simón Bolívar, de Ezequiel Zamora y su ejército de desarrapados" y por los niños, los soldados de la patria, de los obreros y de los campesinos.

Las personas asistentes corearon el eslogan "Con Chávez y Maduro, el pueblo está seguro" y posteriormente, el presidente de la Asamblea le impuso la banda presidencial a Maduro. En la sesión no acudió buena parte de la oposición, por considerarla inconstitucional.

Nueva decisión polémica del Tribunal Supremo

Ante las dudas acerca de la ilegalidad de nombrar a Maduro como presidente para después convertirse también en candidato, el Tribunal Supremo de Justicia de Venezuela dictaminó que éste puede jurar como "presidente encargado" y aspirar a la presidencia.

La decisión del Supremo, conocida poco antes del inicio del funeral de Chávez en la Academia Militar de Caracas, indica que "el vicepresidente ejecutivo deviene presidente encargado y cesa en el ejercicio de su cargo anterior". "En su condición de presidente encargado, ejerce todas las atribuciones como jefe del Estado, jefe de Gobierno y comandante en jefe de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana", añade la sentencia.

Según la Carta Magna, si la muerte del presidente se produce "antes de tomar posesión (...) se encargará de la Presidencia de la República el presidente o presidenta de la Asamblea Nacional". Además, señala que si el presidente muere después de haber jurado el cargo, situación que no ha ocurrido, será el vicepresidente quien asuma la Presidencia y convoque elecciones en los siguientes 30 días.

Críticas de Capriles

Como era de esperar, el líder opositor Henrique Capriles denunció que la sentencia es un "fraude". "La sentencia del TSJ emitida minutos antes de iniciar el funeral del presidente es un fraude constitucional y así lo denunciamos al mundo", apuntó en su cuenta de Twitter.

Poco después, en conferencia de prensa, dijo que ante la sentencia "es importante que ustedes que están aquí (los periodistas), el mundo, conozcan estos abusos, porque estos abusos están empujando todo a una línea muy delgadita que nadie quiere que se rompa". Agregó que "hoy, día de dolor, el Tribunal, por lo visto la única institución hoy que laboró en el país, despachó una sentencia y ustedes dirían: bueno, es que la justicia no tiene día de fiesta. No, es que esto es una sentencia de contenido político, un fraude". 

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios