Menú

Vargas Llosa 'destroza' a Sean Penn por su entrevista al Chapo Guzmán

En un durísimo artículo, el Nobel lamenta la "frivolidad" del actor en su entrevista al narcotraficante mexicano.

Libertad Digital
26
Vargas Llosa 'destroza' a Sean Penn por su entrevista al Chapo Guzmán
Penn con el Chapo Guzmán | Cordon Press

Con la noticia del arresto del Chapo Guzmán también trascendieron algunos detalles de sus meses en paradero desconocido: el narcotraficante tenía proyectada una película sobre su vida y llegó a hablar con el actor Sean Penn en una entrevista que publicó la revista Rolling Stone. A las críticas que ha recibido el actor por el retrato que hace de un sanguinario narcotraficante, se ha sumado este domingo el escritor Mario Vargas Llosa. En un duro artículo en El País, deja claro lo que piensa de actores y directores "progresistas", como Oliver Stone y el propio Penn, que se permiten elogiar a Fidel Castro, Hugo Chávez o el Chapo Guzmán desde la comodidad de Hollywood.

El Nobel, que dice de la entrevista que es "malísima" y "una exhibición de egolatría desenfrenada", afirma que el término "progresista" suele significar "una debilidad irresisitible por los dictadores y tiranuelos tercermundistas". Tras lamentar la "extraordinaria frivolidad" que contamina la vida política, señala lo "cómodo" que es "para estos personajes desde Hollywood, es decir, desde la seguridad jurídica, el confort y la libertad de que gozan, jugar a ser progresistas, aceptando invitaciones de sátrapas ineptos" y, como en el caso de Penn, de "delincuentes comunes y asesinos en serie".

Vargas Llosa lamenta cómo el periodismo ha caído víctima de "la civilización del espectáculo" y de "banalidades flagrantes" y lamenta el "desdeñoso perjuicio" hacia el tercer mundo que hacen estos personajes al elogiar y promover en estos países "sistemas y dictadores que no tolerarían jamás en su propio país".

Hace suyas, además, las palabras del escritor Don Winslow, autor de El Cártel y El Poder del Perro, contra Penn y su entrevista. En un artículo, el escritor, que ha estudiado durante años la lacra del narcotráfico, enumera las preguntas que Penn se dejó por hacer, como "cuántos millones ha gastado" en comprar jueces y políticos o por qué "decidió firmar un acuerdo de colaboración con la organización sádica y homicida de los Zetas".

"Las razones por las que Penn no le preguntó nada incómodo", dice Vargas Llosa, "las sabemos de sobra: él fue a entrevistarlo con las respuestas del asesino ya fabricadas por su propia frivolidad o cinismo, presentarlo como la víctima de un sistema económico y político que sus admirados Fidel Castro y Chávez han comenzado a liquidar". Y concluye: "Y apuntalar con ello su bien ganada fama de progresista, además de actor famoso y millonario".

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco