Menú

Vox exige oficialmente al Gobierno de España que defienda los derechos humanos en Bolivia

Tramita en el Congreso una petición formal para que el Gobierno deje de ponerse de costado ante los ataques a los derechos humanos registrados.

Tramita en el Congreso una petición formal para que el Gobierno deje de ponerse de costado ante los ataques a los derechos humanos registrados.
Luis Arce, en el centro de la imagen. | EFE

El texto, presentado como una proposición no de ley, de los de Santiago Abascal señala que "durante los últimos días, el departamento de Santa Cruz, motor económico de Bolivia, se encuentra asediado por fuerzas leales al Gobierno de Luis Arce. El motivo de este cerco a Santa Cruz es forzar -a través de medios violentos- al Comité Cívico de la región al abandono de su paro indefinido".

Los de Vox señalan que "el paro organizado en Santa Cruz obedece a una cuestión económica, pero, sobre todo, política de primer orden. Las asociaciones civiles del citado departamento quieren que se actualice el censo de población y vivienda". El actual se realizó en 2012, por lo que el siguiente debía realizarse en el año 2022. Además, el propio Luis Arce prometió actualizarlo en esa misma fecha.

Pese a ello, el Gobierno finalmente ha decidido postergarlo hasta el año 2024. Con esta acción, el Gobierno de Arce pretende evitar los previsibles cambios políticos que se producirían en favor de la región. Esto es, el aumento de diputados -se estima que tres- que se atribuiría en la Cámara al departamento de Santa Cruz, resultado de la emigración constante que llega a la región del resto del país, y que iría en detrimento de las circunscripciones rurales, que se reputan más favorables al Gobierno del Movimiento al Socialismo ("MAS")".

Traducido: que la decisión de Arce busca una reducción de la representación del voto de sus opositores. "El Ejecutivo boliviano ha movilizado a sus grupos afines -procedentes de otras regiones del país- para tratar de doblegar la voluntad de la sociedad civil cruceta a través de la coacción y el uso de la fuerza", denuncia Vox. "Estos extremos se evidencian con los altercados violentos que ya se están produciendo entre las fuerzas favorables al Gobierno y los ciudadanos de Santa Cruz. A mayor abundamiento, existen pruebas gráficas de cómo las fuerzas de seguridad del Estado están armando con explosivos a los simpatizantes del Gobierno", añaden los de Abascal.

Vox señala por último que "este ataque al departamento de Santa Cruz, instigado y promovido por el Gobierno del MAS, es la prueba palmaria de la animadversión que siente el Ejecutivo de Luis Arce hacia cualquier tipo de oposición política. Este rasgo es común a los movimientos comunistas totalitarios, enemigos de cualquier atisbo de Estado de Derecho".

Y, por todo ello, Vox quiere que el Congreso exija al Gobierno de Sánchez que defienda "con firmeza al Estado Plurinacional de Bolivia que cumpla debidamente con la normativa internacional que ha suscrito y de la que es parte", que "urja a la comunidad internacional, en los foros correspondientes, a permanecer vigilante y a prestar especial atención a la protección de los derechos de los bolivianos" y que "condene la constante vulneración de los derechos y libertades de la persona por parte del Gobierno del Estado Plurinacional de Bolivia".

Temas

En Internacional

    0
    comentarios