Menú

Decenas de manifestantes prenden fuego al Parlamento de Libia

Se habían concentrado a las puertas de edificio de la Cámara de Representantes para exigir su disolución y la celebración de elecciones.

Se habían concentrado a las puertas de edificio de la Cámara de Representantes para exigir su disolución y la celebración de elecciones.
Asalto Parlamento Libia | Reuters

Las manifestaciones frente a la sede del Parlamento libio en la ciudad de Tobruk se han saldado este viernes con un ataque a la Cámara de Representantes a la que decenas de manifestantes han acabado prendiendo fuego.

Se manifestaban a las puertas del edificio para exigir la disolución de un parlamento al que consideran epicentro de una administración paralela al Gobierno de Unidad que, a su vez, ha vuelto a bloquear el proceso político en Libia.

Ante esta situación los protestantes han reclamado poner fin a la etapa de transición, no solo exigiendo la disolución de las Cortes, sino también la celebración inmediata de elecciones con las que poner fin a este nuevo conflicto político. Un conflicto protagonizado de nuevo por dos administraciones rivales que pugnan por conseguir el poder sin que hasta ahora la ONU haya conseguido pactar un marco constitucional que ponga fin a esta división política.

Esta nueva pugna se ha desatado después de que la Cámara de Representantes de Tobruk diera por finalizado el mandato del primer ministro de unidad, Abdul Hamid Dbeiba, a causa de la suspensión de las elecciones presidenciales que tenían que haberse celebrado el 24 de diciembre del pasado año. Presidenciales que Dbeida ha bloqueado "sine die", por lo que el Parlamento ha nombrado incluso a su sustituto, Fazi Bashaga.

Una decisión rechazada por el Gobierno de Unidad del país que mantienen a Dbeiba en el cargo y por la que diferentes grupos armados y manifestantes apoyan ahora a uno u otro Ejecutivo con lo que se ha incrementado el temor a una nueva guerra civil en Libia.

Asalto al Parlamento

En las calles el ambiente está muy caldeado. Se reproducen las manifestaciones que este viernes se han saldado con el asalto al Parlamento libio. Al parecer los protestantes han entrado en el edificio con la ayuda de una excavadora y, tras la huida de los guardias de seguridad del mismo, han prendido fuego a las instalaciones que han ardido por completo según el medio Libya Akhbar.

Antes han leído una declaración frente a las instalaciones de las Cortes en la que se solicitaba la disolución de los órganos políticos de Libia, así como la supervisión de la celebración de elecciones presidenciales y parlamentarias antes de final de año, según publica Alwasat. Además los protagonistas de estas protestas han llevado a cabo cortes de electricidad y telecomunicaciones en la zona.

Asalto "inaceptable" para la ONU

La asesora especial de la ONU para Libia, Stephanie Williams, ha tachado de "vandalismo" este ataque que asegura es "inaceptable" y por el que ha exigido responsabilidad a los líderes políticos del país.

"El derecho del pueblo a protestar pacíficamente debe ser respetado y protegido, pero los disturbios y los actos de vandalismo como el asalto a la sede de la Cámara de Representantes ayer por la noche en Tobruk son totalmente inaceptables. Es absolutamente vital que se mantenga la calma, que se demuestre un liderazgo libio responsable y que todos ejerzan moderación", ha pedido Williams este sábado después de que el jueves fracasaran sus esfuerzos para mediar en una reunión con ambas instituciones rivales en Ginebra en la que no consiguió que se pactara una convocatoria electoral.

Por su parte el parlamentario, Ziad Daghim, ha hecho un llamamiento para "presentar una renuncia colectiva por respeto a la voluntad del pueblo y la estabilidad de Libia", mientras la diputada, Rabia Aburas, lamenta que estos conflictos de legitimidad entre las instituciones contribuyen más "a su permanencia en el poder que a la transición pacífica".

Otras manifestaciones

No ha sido la única protesta en el país. También en la capital, Trípoli, otro centenar de personas se ha reunido para protestar contra las milicias y los principales políticos del país. Armados con chalecos amarillos, que simulaban a los protestantes en Francia, han exigido un mejor suministro eléctrico y una bajada del precio del pan. Los manifestantes han llegado a bloquear carreteras quemando neumáticos.

También se han registrado manifestaciones en Bengasi, Sirte, Sheba y Zawiya.

Temas

En Internacional

    0
    comentarios

    Servicios

    • YoQuieroUno
    • Radarbot
    • Hipoteca
    • Masajeador