Menú

Un periódico árabe desvela un plan internacional por el que España acogería 16.000 palestinos del Líbano

EEUU, Canada y varios países europeos habrían aceptado un acuerdo para reubicar a decenas de miles de refugiados palestinos del Líbano.

0
EEUU, Canada y varios países europeos habrían aceptado un acuerdo para reubicar a decenas de miles de refugiados palestinos del Líbano.
Manifestación de refugiados palestinos en Damasco. | Cordon Press

España acogería un contingente de 16.000 palestinos refugiados que actualmente residen en el Líbano. Se trata de una de las partes de un plan más amplio en virtud del cual Estados Unidos y Canadá acogerían a otros 100.000 refugiados -40.000 también del Líbano y 60.000 de Siria-, mientras que países europeos como Francia o Bélgica se harían cargo de contingentes similares al español.

La notica la ofrece, citando fuentes oficiales dentro de las "facciones palestinas" un periódico árabe del Líbano, y se ha hecho eco de ella la versión digital del israelí The Jerusalem Post, tal y como adelanta la web especializada Elmed.io. Todos los países implicados habrían aceptado ya su parte en el plan, siempre según la información del diario israelí.

El plan incluiría también, según el responsable de la banda terrorista Hamás en Líbano, reubicar dentro del propio país a otros 75.000 o 100.000 palestinos.

70 años refugiados

En los últimos años unos 40.000 jóvenes palestinos han abandonado el Líbano por vías legales, además de otra cantidad indeterminada que lo ha hecho ilegalmente asumiendo los enormes riesgos que esto suponía.

Este movimiento migratorio responde a la situación que viven los palestinos -o mejor dicho sus descendientes- que huyeron de Israel durante la Guerra de Independencia de 1948. Como resultado de los intercambios de territorio y, sobre todo, por el terreno ganado por Israel durante la contienda, cientos de miles de árabes se refugiaron en los países limítrofes.

Lo sorprendente es que durante las décadas transcurridas desde entonces ninguno de estos países árabes ha reconocido como ciudadanos a los palestinos que llevan 70 años viviendo en su territorio. Sin derechos de ciudadanía y sin alternativas económicas, se los ha mantenido confinados en campos de refugiados que han crecido hasta convertirse en ciudades, pero en los que las condiciones de vida son, obviamente, muy deficientes.

Esta situación no ha respondido a los problemas económicos o sociales que podría haber supuesto la asimilación de los refugiados, sino a que se los ha usados políticamente como una herramienta de presión contra Israel, tanto culpando al país hebreo de el drama de estas personas como a través del supuesto "derecho de retorno" en virtud del cuál no sólo los auténticos refugiados, sino sus descendientes y los descendientes de estos descendientes deberían poder volver a instalarse en Israel. Una idea que es, obviamente, inaceptable para el país hebreo que tendría que asumir un volumen de población sólo ligeramente inferior a su número actual de habitantes.

Temas

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios