Menú

'Moto GP 10/11', cada vez más simulador pero aún demasiado arcade

Moto GP echa el resto y se acerca a la simulación como no lo había hecho nunca antes, aunque sigue a medio camino del arcade.

0

Lo mejor

  • Están todas las licencias y pilotos.
  • Un control de las motos mejorado.

Lo peor

  • Gráficamente se pueden pulir aspectos como los circuitos.
  • Sigue a medio camino entre el simulador y el arcade.

Cuando Moto GP llegó a las consolas en su edición del año pasado, todo el mundo esperaba una versión mejorada del juego que habíamos podido disfrutar hasta entonces, un título potente que aprovechara las capacidades de esta generación de consolas y que se convirtiera en la referencia para los amantes de las dos ruedas. Sin embargo, lo que nos encontramos fue un juego que dejaba a medias, sin tener muy claro si estábamos echando una partida a un arcade a un verdadero simulador.

Los chicos de Monumental Games, encargados de desarrollar esta franquicia, parece que han sabido aprender de los errores y, al final, en esta entrega nos deleitan con un título que se acerca más a la simulación pero que no termina de culminar. Esto que, a priori, no tiene nada de malo (es decir, no hay nada negativo en disfrutar de un juego que nos trae la emoción del motociclismo desde el punto de vista arcade) se ha convertido en el punto de fricción de esta saga. Como decimos, en esta edición el estilo se inclina más hacia el realismo pero la sensación es que sigue en un limbo extraño.

Si algo funciona mejor no tocarlo

Esto es algo que tienen claro en Monumental Games y que aplican sabiamente a Moto GP 10/11 y los modos de juego que lo componen. Son los mismos que ya conocíamos del año pasado, es decir, Desafío, Contrarreloj, Cooperativo, Historia y Campeonato del Mundo. Por supuesto, en todos ellos es posible competir en 125, Moto2 y Moto GP.

Pero analicemos con detenimiento los dos últimos ya que son los verdaderos protagonistas del juego. En el caso del modo Historia tenemos que crear a un piloto desde cero y conseguir situarle en la cima de la categoría reina. El camino no es fácil y para ello tenemos que pasar por todas las categorías además de disputar entrenamientos, carreras de clasificación, conseguir patrocinadores, etc. La gran novedad de esta modalidad es que ahora podemos jugar en compañía de un amigo a pantalla partida, ya sea en vertical o en horizontal.

En cuando al Campeonato del Mundo la cosa nos lleva a participar en los 18 grandes premios que lo forman eligiendo a cualquiera de los pilotos reales que en él compiten. Al igual que en el modo Historia tenemos que disputar entrenamientos, clasificaciones, etc. Si bien la Historia os dará más juego, tanto por su profundidad como por el tiempo que os llevará completarlo, con el Campeonato sentiréis la verdadera emoción de las carreras de verdad.

A tener en cuenta es también el Multijugador que permite que hasta 20 jugadores corran al mismo tiempo sin ralentizaciones ni problemas de conexión.

Si ya jugasteis a Moto GP 09, vais a encontraros con un juego que sigue a pies juntillas el camino marcado por el anterior pero que incorpora mejoras, sobre todo técnicas y de control, justo los puntos que más lo necesitaban y que acentúan ese acercamiento a la simulación. Así, ahora es posible realizar modificaciones en la moto que afectan a su estabilidad, la dureza de los frenos y el tipo de amortiguación y que tienen como objetivo brindar la conducción más personalizada posible, aspecto que se consigue con creces. Esto también beneficia a los jugadores menos expertos, que podrán adaptar la moto a su propio estilo y que incluso tendrán la sensación de que la máquina se conduce sola. Por el contrario, los más expertos cuentan aquí con un "taller" ideal donde dar rienda suelta a sus conocimientos.

También se ha mejorado la sensación de estar pilotando una moto, evidentemente con las limitaciones de estar usando un mando, y se ha corregido la sensación de estar corriendo "en el aire" que tanto molestaba en la edición de 2010. Ahora la pista se "siente" de verdad y el peso de la moto también, obligando a corregir trazada, vigilar cuánto tumbamos en las curvas o hasta qué punto aceleramos. Por el contrario, los choques contra los rivales sobre la pista siguen siendo mejorables en cuanto a tener la sensación de que estamos chocando contra algo sólido de verdad.

Pero tranquilos los novatos o los que busquen la sencillez ante todo porque el juego cuenta con ayudas suficientes como para que ir a 350 km/h sea lo más parecido posible a ir caminando. El control de estabilidad, las líneas de trazada sobre el asfalto, los puntos que indican dónde frenar... todo está pensado para no tener que estar besando el asfalto en cada curva.

Por supuesto, el juego cuenta con todas las licencias oficiales y con todos los pilotos, consiguiendo un punto de realismo apreciable.

En lo que respecta al apartado técnico, gráficamente este Moto GP consigue un notable alto, confiriendo una sensación de velocidad a las carreras muy bien conseguida. Se ha mejorado además la física de los pilotos, que ya no se comportan tanto como robots y que tienen reacciones más adecuadas a cada momento. Las motos están igualmente bien conseguidas. Los circuitos, por su parte, siguen adoleciendo de un nivel de detalle más alto y de una física algo más lograda.

El sonido es bueno; los efectos de las motos difieren poco unos de otros (no suena igual una Honda que una Yamaha) y las canciones, algo cañeras, durante las carreras terminan haciéndose un poco cansinas. 100 puntos para el doblaje al castellano.

Conclusión

Aquellos que ya jugasteis a la edición del año pasado no podéis esperar nada realmente sorprendente este año. Si encontraréis mejoras, un control más pulido y la misma sensación de velocidad. Para los que os acerquéis a esta licencia por primera vez estaréis ante un juego a medio camino entre el arcade y la simulación (más cerca que nunca de esta última) y que, sin ser el mejor representante del género (ahí tenemos a SBK) es un digno candidato al título.

Notas
Gráficos Buena física de los pilotos y las motos pero circuitos mejorables. Lo mismo ocurre con el motor de colisiones. 8
Sonido La música estorba un poco durante las carreras. Es cañera y no pega mucho, la verdad. Buenos efectos y buen doblaje al castellano. 7
Diversión A medio camino entre la simulación y el arcade, el juego cumple bien en los dos aspectos. Muy bueno el multijugador. 8
Total Aunque se nota la mejoría, al juego aún le queda mucho camino por recorrer si quiere convertirse en un verdadero simulador. 8

Desarrollado por Monumental Games y editado Capcom, Moto GP 10/11 ya está disponible para PS3 y Xbox 360 a un precio recomendado de 39,95 euros y para mayores de 3 años, según el código PEGI.

En Tecnociencia

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Tienda LD