Menú

Un centro de datos en Islandia funcionará con energías geotérmica e hidroeléctrica

El frío puede ser útil para algunas labores, como ahorrar dinero en enfriar servidores.

0

Islandia lleva desde hace tres años intentando atraer los centros de datos de medio mundo a la isla. Además de una situación no excesivamente lejana ni de Europa ni de los Estados Unidos en términos del tiempo que los datos tardan en llegar, Islandia obtiene su energía de fuentes baratas pero renovables, que siempre vende mucho, y su clima lo pone todo de su parte para enfriar los ordenadores, reduciendo los costes.

En esa línea, Colt ha anunciado la construcción de un centro de datos de 500 metros cuadrados que será enviado a Islandia desde su lugar de montaje, en el Reino Unido. Su cliente es Verne Global, una empresa que pretende ahorrar costes empleando energías renovables de bajo coste, la geotérmica y la hidroeléctrica, y refrigerando los servidores aprovechando las bajas temperaturas del ártico.

No obstante, no es la primera. Thor Data Centre abrió sus puertas el año pasado y ya alberga servidores de la compañía noruega Opera. Frente al PUE de menos de 1,2 prometido por Verne Global, el centro de datos Thor construido por la empresa Astmodular en España asegura contar con un PUE de 1,07. Ambos centros de datos están situados a pocos kilómetros de Reikiavik.

PUE es un cociente entre la energía eléctrica gastada en total por el centro de datos y la empleada por los servidores que alberga. Cuanto más bajo sea, es decir, más se acerque a 1, menos energía emplea en labores como el enfriamiento de los servidores o la iluminación del complejo. La posibilidad de emplear poca o ninguna energía en la refrigeración permite que los centros de datos islandeses puedan ofrecer valores más bajos de este indicador.

En Tecnociencia

    Lo más popular

    0
    comentarios
    Acceda a los 4 comentarios guardados

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation