Menú

El popular WinMX, nueva víctima de la batalla legal en EEUU contra los programas P2P

El último capítulo de la batalla legal de la industria musical ha traído como resultado el cierre de la página web del popular programa de intercambio de archivos WinMx, propiedad de FrontCode Technologies. Este software Peer to Peer (P2P) fue una de las plataformas más utilizadas entre la muerte de Audiogalaxy y el nacimiento de Kazaa. Para buscar una solución, la empresa ha cambiado su sede social a las Islas Vanuatu. También ha cerrado su oficina en Nueva York eDonkey.com, otro de los más descargados en el mundo.

0
El último capítulo de la batalla legal de la industria musical ha traído como resultado el cierre de la página web del popular programa de intercambio de archivos WinMx, propiedad de FrontCode Technologies. Este software Peer to Peer (P2P) fue una de las plataformas más utilizadas entre la muerte de Audiogalaxy y el nacimiento de Kazaa. Para buscar una solución, la empresa ha cambiado su sede social a las Islas Vanuatu. También ha cerrado su oficina en Nueva York eDonkey.com, otro de los más descargados en el mundo.
"
(Libertad Digital) Toda la confusión generada por los programas de intercambio de archivos parte de la decisión de la Corte Suprema de Estados Unidos –tomada en junio–en la que explica que cualquier tipo de dispositivo o aparato que se use para infringir los derechos de autor es propenso a las acciones de terceros, como juicios que podrían terminar en el cierre de las páginas demandadas.
 
Valiéndose de esta decisión, la Recording Industry Association of America (RIAA) envió la semana pasada unas cartas –que en EEUU son llamadas "cease-and-desist" (cese y desista)– a siete grupos de intercambio de archivos, aunque no quisieron precisar sus nombres.  Sin embargo, varias fuentes han señalado que entre ellos estaban BearShare, eDonkey, WinMX, LimeWire, i2Hub y BitTorrent.
 
El carácter de estos programas lo hace prácticamente invulnerables ya que es casi imposible rastrear todos los que los usan. Sin embargo, la solución que la Justicia ha encontrado es cerrar las páginas web donde se descarga los programas de intercambio P2P.
 
Por otro lado, un juez australiano y un tribunal coreano han determinado en sendas sentencias que tanto Kazaa y Kuro, respectivamente, violaban los derechos de autor de músicos y todos los que están relacionados con el mundo discográfico. Ya hace algunos meses, en junio concretamente, otros dos programas P2P fueron hallados culpables de violar derechos de autores. En esa oportunidad fueron Grokster y StreamCast.

En Tecnociencia

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios