Menú

Madrid

Ayuso celebra la Constitución recordando que "la libertad está en juego" y arremete contra la Ley de Memoria

La presidenta realiza un encendido discurso en favor de la Transición y en contra del Gobierno de Sánchez en presencia de la delegada en Madrid.

0

La Real Casa de Correos, sede del Gobierno de la Comunidad de Madrid, acogió este viernes el tradicional acto en honor a la Constitución Española. Dos son los discursos que se pronunciaron, pocas veces tan distintos, como diametralmente diferentes son sus autoras: por un lado, el de la delegada del Gobierno, Mercedes González, ferviente sanchista; por otro, el de la anfitriona, la presidenta madrileña Isabel Díaz Ayuso.

"Al conmemorar la Constitución, es necesario que hagamos un ejercicio colectivo de memoria que sirva para entender no solo la literalidad del texto sino, y mucho más importante, el espíritu y los valores que contribuyeron a su alumbramiento. La Constitución, es decir, el estado social de derecho y la democracia, fue una gran obra interpretada por políticos de todos los colores: de izquierda, derecha, nacionalistas y republicanos", apuntó González.

"Hecha de consensos, acuerdos, diálogo y con la conciencia cívica de que solo juntos podríamos caminar hacia un régimen pleno de derechos y libertades después de la larga noche de la dictadura y del silencio político que había impuesto en nuestra sociedad", prosiguió la representante del Gobierno central en Madrid.

En este sentido, reconoció que no fue un tiempo fácil, sino "complejo y difícil, que exigió moderación, inteligencia política, empatía, reconocimiento del adversario, respeto a la diferencia y sobre todo ello, grandeza".

isabel-diaz-ayuso-mercedes-gonzalez-031221.jpeg

"Junto a esos valores, hubo la voluntad de perseguir el sueño colectivo de una sociedad libre con todo el tesón y el empeño necesarios para no caer en las trampas e impedimentos de una exigua minoría resistente, que ha llegado hasta hoy, con el discurso de la intolerancia y el odio", quiso apuntar Mercedes González, que concluyó su intervención recordando a Almudena Grandes, que, según ella definió el verdadero espíritu constitucional: "Con el tiempo comprendí que la alegría era un arma superior al odio, las sonrisas más útiles, más feroces que los gestos de rabia y desaliento".

"La libertad está en juego"

Por su parte, el discurso de la presidenta de la Comunidad de Madrid giró entorno al papel de la Transición. "Quiero aprovechar estas palabras para subrayar la defensa de mi Gobierno a nuestra Transición democrática, que fue ejemplar, cuyo éxito es hoy patrimonio de todos los españoles, y que ha dado paso a los 43 años de paz y de modernidad más importantes de la historia de España", comenzó señalando Díaz Ayuso.

"La libertad está en juego", sentenció a la vez que recordaba las palabras de Salvador de Madariaga cuando dice que "la libertad es indivisible y la tiranía es contagiosa". Para Ayuso, "junto a los que confiamos en nuestra Constitución y deseamos que siga vigente muchos años, están los que han propuesto reformarla; sospecho que los que proponen esta reforma se dividen en tres tipos: los que no parecen ser conscientes del momento en que vivimos; los que parecen no conocer bien la Constitución (de hecho, lo que piden ya está en la Carta Magna); y un tercer grupo formado por los que no tienen buenas intenciones. De entre estos últimos, los más temibles son los que pretenden dinamitar el orden constitucional por la puerta de atrás".

La "ignominia" que soporta el pueblo español

aguirre-gallardon-ayuso-031221.jpeg

En este punto, la presidenta madrileña arremetió contra el Gobierno de Pedro Sánchez (PSOE-Podemos) y sus socios: "Para lograrlo, van haciendo su labor de carcoma de las instituciones: expulsan a la Guardia Civil o los símbolos de la Nación de regiones enteras; pactan con los que quieren destruir España; polarizan artificial y constantemente a la sociedad; inventan agravios; atacan la independencia judicial y la dignidad de jueces y magistrados; le faltan el respeto al Rey; destrozan la educación; buscan descapitalizar España… ¿para qué seguir? De hecho, parece que los socios del Gobierno de la nación no asistirán el lunes a la celebración oficial del Día de la Constitución en el Congreso de los Diputados. Es incomprensible que el pueblo español tenga que soportar tanta ignominia".

Asimismo, Ayuso recordó el vergonzante episodio vivido esta semana en el Congreso de los Diputados cuando el PSOE, Podemos, PNV, EH-Bildu, JuntsxCat, PDCat, ERC, Más País-Equo, CUP, Compromís, BNG y Nueva Canarias, pidieron "medidas" contra determinados periodistas acreditados en la Cámara Baja.

La Ley de Memoria, "de las peores trampas"

La presidenta madrileña también tuvo palabras para la llamada Ley de la Memoria de Sánchez, "llamada ‘histórica’ primero", "una de las peores trampas" y recordó cómo "ahora, además, amenazan con una enmienda que pretende revisar la Ley de Amnistía de 1977. Que no se engañe nadie: el verdadero objetivo de estas leyes nunca fue Franco sino la Transición; y por eso llevan tiempo intentando demonizar los años que van desde su muerte, en 1975, hasta la aprobación de la Constitución, en 1978. ¿Para qué? Para deslegitimar la propia ley de leyes, y así poder desguazarla".

Díaz Ayuso recordó a los artífices de la Carta Magna y a los protagonistas de la Transición, haciendo una especial mención a "dos héroes, los principales, a quienes les debemos el impulso primero y constante, valiente, imaginativo y decidido, que nos trajo la Constitución: el rey don Juan Carlos y la reina doña Sofía, que hoy son magníficamente representados en su majestad Felipe VI".

"La corona ha sido principal defensor y garantía de nuestra Democracia", aseguró, para añadir que uno de los muchos valores que tiene el texto, que hacen de él algo excepcional, es que el Rey no intervino en ella, "sino que dejó hacer a los constituyentes y aceptó el texto que consensuaron los partidos elegidos democráticamente, y luego ratificado en abrumadora mayoría por el pueblo español". En este sentido, trasladó su agradecimiento a los Reyes y "el deseo de que se tenga con don Juan Carlos al menos un poco de la generosidad que él siempre nos demostró".

Sin olvidar el papel de ETA, "que siempre buscó establecer un régimen totalitario a través del terror", la presidenta madrileña concluyó su intervención con un "viva el Rey, viva España".

TR-to1XgbBT1r7Fkb

En España

    0
    comentarios