Menú

Madrid

Ossorio explica a la izquierda por qué las rentas consideradas altas también necesitan becas

El consejero de Educación de la Comunidad de Madrid se defiende de las críticas por su nuevo modelo de becas y anuncia que impondrá una nota mínima.

El consejero de Educación de la Comunidad de Madrid se defiende de las críticas por su nuevo modelo de becas y anuncia que impondrá una nota mínima.
El consejero de Educación de la Comunidad de Madrid, Enrique Ossorio. | Europa Press

Tras la polémica desatada por el nuevo modelo de becas de la Comunidad de Madrid, el consejero de Educación, Enrique Ossorio, explica largo y tendido por qué los ciudadanos que perciben una renta considerada alta también pueden necesitarlas en un momento dado. "Forman parte de una clase media que paga muchos impuestos, trabaja mucho y no recibe nada -defiende en una entrevista concedida al diario El Mundo-. Damos 600.000 becas, especialmente a rentas más reducidas, y hemos querido que 12.000 las pudieran pedir esas personas de clase media que a lo mejor tienen su sanidad privada y dicen: 'De mí no se acuerda nadie nunca'. Y lo hacemos también porque la situación económica está empeorando y pensamos que esas familias van a tener difícil llegar a fin de mes".

Tras la incredulidad de la entrevistadora, Ossorio explica que la renta media de Madrid es de "35.913 euros" y se va multiplicando en función del número de hijos que se tengan: "Yo tengo cuatro hijos y le aseguro que cuesta muy caro sostenerlos. Si la izquierda y Pedro Sánchez quieren pensar que la clase media son los ricos, que lo digan, pero yo no lo voy a decir". En este sentido, el consejero remarca la gran diferencia que existe entre un ciudadano que vive en Madrid y otro que vive, por ejemplo, en Canarias, Castilla-La Mancha o Extremadura, donde la renta media ronda los 17.000 o 18.000 euros al año.

Hacia la "total libertad de elección"

Tras el constante cuestionamiento del modelo, el consejero de Educación aclara cuál es su objetivo. "Lo que queremos es que haya total libertad de elección de centro de las familias y para incrementarla eliminamos barreras económicas. Subiendo los niveles de renta se puede llegar a más familias y tener más libertad de elección", explica Ossorio que, sin embargo, aclara que "las familias de rentas reducidas, en todo caso, tienen prioridad y reciben más dinero".

Ante la duda, las cifras: "Antes teníamos 3.000 alumnos en Bachillerato a los que se les daban 3.000 euros. Ahora los 3.000 euros suben a 3.750 para cada familia con renta de menos de 10.000 euros y se establece otro tramo de 2.000 euros para cada familia de renta de más de 10.000. Los beneficiarios pasan de 3.000 a 12.000".

En lo único en lo que la Comunidad de Madrid parece que rectificará será en el tema de las notas de corte. Actualmente, para poder tener derecho a las becas, los alumnos de la región no pueden haber repetido curso. Sin embargo, anuncia que el próximo curso irán más allá: "Pondremos una nota mínima para poder acceder a las becas. Puede ser un 5 o incluso más. Tiene sentido exigirlo"

El concierto de Bachillerato

Por último, Ossorio explica por qué la Comunidad de Madrid ha optado por ayudas directas y no por poner el concierto en el Bachillerato, como recogen los programas electorales del PP de Madrid y del PP nacional. Según el consejero es un procedimiento más largo y, teniendo en cuenta que "la situación económica se va a deterioran", consideraron que "la manera más rápida era ésta", además de que, tal y como reconoce, uno de los pactos alcanzado con Vox a cambio de apoyar los presupuestos, iba precisamente en esta dirección.

En cuanto a la conveniencia económica, la Comunidad de Madrid asegura que "son más baratas las ayudas que concertar. Concertar todos los centros costaría mucho dinero". Sobre las protestas de la concertada por extender las becas a la privada, Ossorio insiste en que precisamente son esas familias las que "saldrán más beneficiadas".

"Nadie hay más defensor de las familias de la concertada que nosotros. Es de broma que nos digan que no cuando hemos desactivado en Madrid todas las bombas de la Ley Celaá contra ellas", apunta el consejero. En cualquier caso, recuerda que concertar el Bachillerato está en su programa electoral y que, aunque ya queda muy poco de legislatura, "es un compromiso que hay que cumplir".

Temas

En España

    0
    comentarios