Menú

Madrid

Madrid pide al Gobierno de Sánchez una reunión urgente tras "más de 230 incidencias" en Cercanías sólo en 2023

Esta semana se vivieron momentos de tensión entre los pasajeros en los andenes ante los numerosos retrasos de los trenes.

Esta semana se vivieron momentos de tensión entre los pasajeros en los andenes ante los numerosos retrasos de los trenes.
Isabel Díaz Ayuso este jueves en la Asamblea. | EFE

El consejero de Transportes e Infraestructuras del Gobierno de Isabel Díaz Ayuso ha enviado una carta a la ministra del ramo en el Ejecutivo central, Raquel Sánchez, en la que le solicita una reunión de manera urgente.

David Pérez muestra a la ministra de Transportes, Movilidad y Agenda urbana su honda "preocupación" por la "grave situación que se está viviendo en la red de Cercanías de la Comunidad de Madrid".

Esta situación se ha visto agravada los últimos días por el corte entre las estaciones de Chamartín y Nuevos Ministerios por las obras en el túnel de Sol, que se alargarán hasta el próximo mes de diciembre. De hecho, este miércoles se vivieron escenas de tensión en los andenes cuando una avería en la estación de Atocha provocó retrasos de horas en ocho líneas: la C1, C-2, C-3, C-5, C-5, C-7, C-8 y C10.

Decenas de pasajeros mostraron su descontento por estos retrasos que implicaban llegar tarde a sus clases o a su puesto de trabajo, lo que provocó que algunos de ellos llegaran incluso a aporrear el vagón del maquinista.

"El descontento de los viajeros de Cercanías crece cada vez más por los constantes retrasos, escasa frecuencia de trenes y falta de información o información errónea cuando se produce alguna incidencia en el servicio, como ocurrió también el pasado jueves en la línea que une Atocha con Chamartín y el aeropuerto Madrid-Barajas con los viajeros corriendo por los andenes en busca del tren correcto", expone el consejero madrileño.

Pero esto no es algo puntual de esta semana. Según denuncia Pérez, el servicio de Cercanías "acumula más de 230 incidencias en lo que va de año", lo que para el Gobierno de Ayuso es una "situación absolutamente inadmisible en un servicio colectivo de transportes que utilizan más de medio millón de madrileños a diario y que se ha convertido en un auténtico drama para los usuarios ante la incertidumbre que provoca el funcionamiento del mismo".

Así las cosas, el consejero de Transportes solicita a Raquel Sánchez una reunión urgente para "buscar soluciones inmediatas" a "la espera de las necesarias inversiones, algunas ya anunciadas por su ministerio pero sin empezarse", lamenta.

Temas

En España

    0
    comentarios