Menú

Madrid

Policías censuran que Cruz Roja se desentienda de los inmigrantes de Barajas mientras Interior compra colchonetas

La CEP critica el "bochornoso ejemplo de trabajo humanitario a la carta en el que prima la comodidad y no la ayuda al más necesitado".

La CEP critica el "bochornoso ejemplo de trabajo humanitario a la carta en el que prima la comodidad y no la ayuda al más necesitado".
Solicitantes de asilo en las zonas comunes del aeropuerto de Madrid-Barajas | Libertad Digital

El regreso de los problemas migratorios al aeropuerto de Madrid-Barajas está reavivando los viejos roces que se produjeron a principios de año entre los agentes de la Policía Nacional que deben mantener el orden en las salas de asilo del aeródromo madrileño y los trabajadores de la Cruz Roja que, supuestamente, trabajan en la instalación para atender las necesidades humanitarias de los solicitantes de asilo.

La Confederación Española de Policía (CEP) ha reclamado este viernes que el Ministerio del Interior y el Ministerio de Inclusión, Migraciones y Seguridad Social "pongan fin, de manera inmediata y en términos contundentes, a la intolerable actitud que Cruz Roja está mostrando hacia los solicitantes de asilo que llegan al aeropuerto Madrid-Barajas, desentendiéndose de toda labor asistencial o humanitaria".

"Cruz Roja, que se retiró el 23 de enero del aeropuerto en plena crisis migratoria por la llegada de un elevado número de solicitantes de asilo, que colapsaron las salas destinadas a acoger a esos ciudadanos, sólo ha aceptado regresar a Barajas para asumir labores de asistencia psicosocial. Con esa decisión, se ha provocado que sean los policías nacionales los que deban hacerse cargo de tareas humanitarias que no les corresponden", ha denunciado el sindicato.

"La actitud de esa organización, que en CEP calificamos como un bochornoso ejemplo de trabajo humanitario a la carta en el que prima la comodidad y no la ayuda al más necesitado, no puede ser tolerada ni un minuto más por el Gobierno", han continuado desde el sindicato, que recuerda que la Cruz Roja recibe importantes subvenciones económicas de ambos ministerios por su trabajo en el aeropuerto de Barajas con los solicitantes de asilo.

"Lo que está claro, en cualquier caso, es que los policías destinados en el aeropuerto de Barajas no pueden continuar ni un solo día más asumiendo funciones asistenciales", han mantenido desde la CEP, que ha recordado que no compete a estos agentes hacer el reparto de medicinas, alimentos y productos de higiene que necesitan los solicitantes de asilo mientras están en las salas de Madrid-Barajas a la espera de que se resuelva su situación.

Compra de colchonetas y de papel higiénico

La situación en las salas de asilo del aeropuerto de Madrid-Barajas ha vuelto a empeorar en los últimos días con la llegada de nuevos vuelos-patera de Marruecos, en los que viajan supuestos turistas en tránsito, pero que en verdad son personas que no tienen intención de completar su viaje sino solicitar asilo en nuestro país. Los vuelos utilizados son casi siempre los de la aerolínea de bandera marroquí, Royal Air Maroc.

Ante la previsión de que la situación siga empeorando, la División Económica y Técnica de la Policía Nacional ha licitado dos contratos en los últimos días para tratar de tener preparadas las salas de asilo del aeródromo madrileño, algo que en verdad no les corresponde, pues solo deberían ocuparse de la seguridad de las mismas, y deberían ser AENA y el Ministerio de Transportes quien se ocupase de ello.

El primero de los contratos tiene un importe de 20.000 euros (IVA no incluido) y está destinado a la adquisición de 400 colchonetas para que los solicitantes de asilo puedan descansar y dormir sobre las mismas. El segundo, con un importe económico de 1.328 euros (IVA no incluido), está destinado para sufragar 4.992 rollos de papel higiénico de 2 capas y ecológico con una extensión de 34,5 metros para las salas de asilo. Ambos contratos se han firmado por el procedimiento de urgencia.

Temas

En España

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro
    • Curso