Menú

Al Zawahiri, el nuevo enemigo público número 1

Cofundador del sanguinario grupo terrorista, todo apunta a que él asumirá el mando como mano derecha de Ben Laden.

0
Cofundador del sanguinario grupo terrorista, todo apunta a que él asumirá el mando como mano derecha de Ben Laden.

Expertos de medio mundo coinciden en señalar a Ayman al Zawahiri como su probable sucesor como líder de la organización terrorista, que él fundó junto a Osama en los años ochenta.

Al Zawahiri, de 60 años y nacido en Egipto, es cirujano de profesión aunque jamás lo ejerció. Prefirió ordenar, de la mano de Ben Laden, algunas de las más sangrientas masacres cometidas por Al Qaeda.

Comenzó las actividades terroristas desde muy pronto. Con sólo quince años fue arrestado por pertenecer a los Hermanos Musulmanes en su país. En 1981, ordenó su primer atentado, el asesinato del presidente egipcio Anuar el Sadat en El Cairo.

Tras pasar tres años en prisión y viajar por Arabia Saudí y Pakistán, conoció a Ben Laden en 1985 en la localidad de Peshawar, fronteriza con Afganistán durante la ocupación soviética de Afganistán. En esa época se fundó la organización terrorista, que incluía en la carta fundadora, firmada por ambos en 1988, el combate de los "cruzados" y los "judíos".

En los noventa, viajó por Estados Unidos y Reino Unido buscando donaciones para la organización terrorista y siguió a Ben Laden cuando huyó a Sudán tras ser expulsado de Arabia Saudí. Su cercanía al líder de Al Qaeda se incrementó en los años siguientes hasta que en 1997 se convirtió en ideólogo del grupo y el responsable de sus franquicias. En 1998, firmó junto a Ben Laden la orden de atacar intereses estadounidenses por todo el mundo.

Entre las matanzas que se le imputan, está la de Luxor en 1997, en la que murieron 58 turistas y los atentados contra las embajadas de EEUU en Tanzania y Kenia. Causaron 240 muertos.

Con Osama, como ahora se ha sabido recluido en una mansión sin acceso a internet y al teléfono, muchos consideran que Al Zawahiri era ya, de hecho, quien mandaba en Al Qaeda. Se le considera su cabecilla desde al menos 2007 y es considerado el sucesor natural del terrorista. Buscado por Estados Unidos, que ofrece una recompensa por su captura de 25 millones de dólares, también ha habido intentos de acabar con su vida y de hecho se cree que su mujer y sus cuatro hijos murieron en un bombardeo estadounidense en Kandahar que le tenía a él como objetivo. De momento sigue en busca y captura.

Los otros candidatos

Entre los miembros de la cúpula de la organización, sin embargo, podrían surgir otros aspirantes a liderarla.

Uno de ellos es el libio Abu Yahya al Libi. De 47 años, de él se cree que tiene más carisma que Al Zawahiri. Es considerado el principal teólogo de la organización terrorista y su líder en Afganistán. Antes de entrar en la organización, fue miembro del Grupo Islámico Combatiente Libio.

También podría convertirse en cabecilla Adnan el Shukrijumah. De Arabia Saudí, pasó más de quince años en Estados Unidos. En 2010, se cree que se convirtió en jefe del eufemístico órgano "consejo de operaciones en el exterior" de al Qaeda.

Se especula además con el nombre de Jalil al Habib, egipcio o marroquí, supuesto supervisor de las acciones terroristas de Al Qaeda en Afganistán y el norte de Pakistán, Atiyah Abd al Rahman, libio que se unió a Ben Laden en los ochenta y experto en explosivos, así como Saif al Adel, un ex coronel del Ejército de Egipto que luchó con Obama en Afganistán.

En Internacional

    0
    comentarios
    Acceda a los 3 comentarios guardados

    Servicios