Menú

Ahmadineyad desprecia la amenaza de las nuevas sanciones de EEUU-UE

Mahmud Ahmadineyad despreció este miércoles la eventual ampliación de las sanciones de la comunidad internacional, a raíz de su plan nuclear. El líder incendiario dijo que "los enemigos" de Irán "son incapaces" de actuar para suspender el programa de enriquecimiento de uranio que, dijo, "continuará".

0
Mahmud Ahmadineyad despreció este miércoles la eventual ampliación de las sanciones de la comunidad internacional, a raíz de su plan nuclear. El líder incendiario dijo que "los enemigos" de Irán "son incapaces" de actuar para suspender el programa de enriquecimiento de uranio que, dijo, "continuará".
"
LD (EFE) Las declaraciones de Ahmadineyad se producen un día después de que la UE y los EEUU lanzaran en Eslovenia una nueva advertencia sobre el endurecimiento de las sanciones contra su país por sus actividades atómicas.
 
"Los enemigos son incapaces de tomar cualquier resolución contra Irán, y el pueblo iraní, unido detrás de su líder, saldrá victorioso", dijo el gobernante iraní en un discurso en la ciudad de Shahrkurd, al oeste de la capital. El líder ultraconservador descartó también una acción militar estadounidense contra su país, según la agencia IRNA.
 
En su opinión, el presidente de EEUU, George W. "Bush no puede dirigir ni una bofetada al pueblo iraní, ni dañar un palmo de nuestro territorio", dijo Ahmadineyad.
 
"Se equivocan los enemigos si creen que pueden derrotar a los iraníes (...) los iraníes les haríamos arrepentirse", agregó.
 
Bush y los dirigentes de la UE advirtieron ayer de que están dispuestos a aprobar sanciones más duras si Teherán sigue adelante con sus actividades atómicas, en particular el enriquecimiento de uranio, una materia de doble uso, civil y militar.
 
Esas sanciones pueden incluir medidas contra los bancos iraníes para que no puedan abusar del sistema bancario internacional "para apoyar la proliferación nuclear y el terrorismo", según un comunicado difundido tras la cumbre de Eslovenia.
 
Sobre este asunto el presidente de EEUU, George W. Bush, afirmó en Berlín que la diplomacia sigue siendo la vía preferida para tratar el programa nuclear iraní pero que "todas las opciones están sobre la mesa".
 
Irán asegura que su programa es puramente pacífico, y considera que el enriquecimiento de uranio es un "derecho legítimo" de su pueblo, por lo que rechaza cumplir con las resoluciones del Consejo de Seguridad de la ONU que piden a Teherán suspenderlo.
 
"Los enemigos utilizaron durante los últimos años todas sus capacidades de propaganda y sabotaje, impusieron el bloqueo económico y amenazaron militarmente a Irán, además de emplear la guerra psicológica y las presiones políticas contra nosotros", manifestó Ahmadineyad.
 
"Hemos visto que el pueblo iraní no se ha visto afectado, y ahora ha alcanzado el punto más alto en la tecnología nuclear, y esos (Occidente) no podrán impedir la marcha de nuestro pueblo", pues "los iraníes cortarán las manos de las fuerzas arrogantes", concluyó.
 
Su postura coincide con las expresadas en las últimas semanas por el líder supremo iraní, el ayatolá Ali Jamenei, quien aseguró reiteradamente que Teherán "no renunciará a sus derechos" nucleares, y restó importancia a las presiones occidentales y las sanciones impuestas a Irán.

En Internacional

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios